Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
82 LUNES 24 7 2006 ABC Economía ENRIQUE MARTÍNEZ ROBLES Presidente de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (Sepi) Todavía estamos a tiempo de alcanzar un acuerdo con todos los trabajadores de Izar Aunque en los últimos meses ha estado volcado en resolver problemas de carácter laboral, en su opinión heredados del anterior Gobierno, defiende su papel como gestor del grupo público TEXTO: A. LASO D LOM A. POLO FOTO: IGNACIO GIL Enrique Martínez Robles (Linares, 1944) acaba de enfrentarse a dos de las situaciones más complejas desde que accedió a la presidencia de la Sepi el 19 de abril de 2004: el expediente de regulación de 4.150 empleos en RTVE y la privatización de los cuatro astilleros públicos civiles. Mientras que a los sindicatos televisivos parece haberles colmado el sustancioso acuerdo económico de prejubilación y bajas incentivadas negociado, a los navales aún debe de convencerles de la bondad de una privatización que estará completada en su conjunto en octubre. -La venta de Izar ha creado un gran malestar entre los sindicatos. Le acusan de haber incumplido los pactos alcanzados en materia de empleo y venta conjunta de activos- -El acuerdo que tomó el pasado martes el consejo de administración de Sepi, autorizando la privatización de los astilleros civiles, y después el acuerdo adoptado por la Comisión Liquidadora de Izar, permiten cumplir el objetivo fundamental, que consiste en mantener la actividad en estos centros y respetar el empleo, a pesar de la resolución de los expedientes europeos de 2004. Creo que ese objetivo se ha alcanzado, aunque en este momento los sindicatos han acentuado algunos de los aspectos del acuerdo de diciembre de 2004, especialmente el de la venta global, que ha resultado imposible porque no ha habido ofertas válidas para comprar los cuatro astilleros. -Resulta curioso que el único expediente de regulación afecte a 231 trabajadores de Sestao, donde Zapatero se comprometió a garantizar el empleo- -Paradójicamente, el centro donde los sindicatos han aceptado mejor esta decisión ha sido precisamente aquel en donde habrá un expediente de regulación de empleo. No se puede identificar la existencia de un ERE con que los trabajadores se queden sin protección, porque éste ofrece un cuadro de garantías y de seguridad hasta la jubilación. Hay algunas demandas de los trabajadores que van más allá del cuadro de garantías laborales preacordado, que son difíciles de aceptar y de llevar a la práctica, teniendo en cuenta la normativa europea. Una demanda de los trabajadores en los astilleros donde no se va a aplicar un ERE es precisamente que haya prejubilaciones antes de que los centros pasen a manos privadas. Eso no puede aceptarse, porque contradice el marco comunitario e incluso podría alterar el resultado de valoración de las ofertas. ¿Por qué no se ha cerrado la venta de Izar Manises a Ros Casares? -La Unión Europea ha entendido que el precio por continuar las obras que se desarrollan en la fábrica puede contener elementos de ayuda pública. La CE cree que puede haber desproporción entre el posible coste de terminar estas obras y el precio que el ofertante ha ofrecido por terminarlas. ¿Cuándo puede quedar concluida esta operación? -En principio debemos aportar mayor información en un plazo de diez días hábiles, aunque probablemente solicitaremos a la UE una ampliación. ¿Y el resto de astilleros? -Con independencia de Manises, el resto de astilleros podrían pasar a manos privadas durante la primera quincena del mes de octubre. Paradójicamente, Sestao ha sido el centro donde los sindicatos han aceptado mejor la decisión Existe la posibilidad de que algunas cajas de ahorros participen en la sociedad que los sindicatos quieren crear El aumento de la participación española en EADS corresponde a los inversores privados, no a Sepi -Las declaraciones de algunos políticos, como Fernando Moraleda, asegurando que la oferta cursada a RTVE era mejor que la de Izar, no han ayudado mucho- -No creo. En términos generales todo el mundo ha colaborado en dar solución a este complicado conflicto. Estamos actuando para cumplir las directrices que nos ha marcado el Ejecutivo y especialmente las que marcó al principio del proceso el presidente del Gobierno, que tuvieron mucha resonancia, en el sentido de que había que respetar todos los puestos de trabajo, dándoles un tratamiento adecuado, y alcanzar un acuerdo con los sindicatos. Hemos trabajado mucho para conseguir estos objetivos. Ahora, aunque hemos llegado a acuerdos con los sindicatos, algunos trabajadores no han visto bien este pacto. Espero que en el tiempo que nos queda para concluir el procedimiento podamos alcanzar un acuerdo con todos los trabajadores. -En este nuevo escenario ¿qué papel jugarán las cajas? -Ha habido una iniciativa, fundamentalmente de los sindicatos, que están tratando de establecer algún tipo de acuerdo con los empresarios que han resultado adjudicatarios, para que constituyan una sociedad que permita desarrollar determinados servicios que beneficien a los astilleros. En esta propuesta aparece la posibilidad de que esta sociedad sea participada no sólo por las empresas adjudicatarias, sino también por algunas cajas de ahorros. Es importante dejar claro que en ésto es algo en lo que Sepi y el sector público no pueden participar. Es algo que se hará después de la adjudicación, y que en su caso afectará y competerá a los empresarios y trabajadores. ¿Qué tipos de servicios puede prestar esta sociedad? -Servicios relativos a comercialización, formación, búsqueda de mejores precios entre los proveedores, investigación y desarrollo, etc. -Además de Izar, también existen problemas en Navantia... -En Navantia estamos negociando el convenio colectivo de 2006. Al margen de ello ha habido otro problema específico en Ferrol, relacionado con una determinada empresa auxiliar, que ha terminado su contrato con Navantia. Una vez expirado el contrato, es la propia empresa auxiliar la que debe determinar qué es lo que quiere hacer. Navantia no puede hacer frente a los problemas laborales de empresas auxiliares. En Ferrol hay una cierta mezcla de estas dos cuestiones y se trata de repercutir a Navantia problemas laborales que no son suyos. -Finalmente va a comparecer en el Congreso para explicar la venta de