Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 14 7 2006 Cultura 69 El cine argentino rinde homenaje a los actores españoles que han formado su filmografía Tributo a Sacristán, Sampietro, Jorge Sanz, Puigcorbé, Assumpta Serna e Ingrid Rubio b La feliz unión entre el cine he- cho en Madrid y el de Buenos Aires se proyecta en el rodaje por la capital argentina de Nadie dice que es fácil dirigida por Taratuto JOSÉ EDUARDO ARENAS BUENOS AIRES. Un amplio grupo de actores, productores, políticos y representantes de la cinematografía argentina y española se reunieron ayer para rendir homenaje José Sacristán (ausente por causas familiares) Mercedes Sampietro, Jorge Sanz, Juanjo Puigcorbé, Assumpta Serna e Ingrid Rubio, entre otros actores, dentro del apartado Españoles en el cine argentino Esta sección de Madricine lleva consigo la proyección en retrospectiva de seis filmes producidos por empresas argentinas en los que tuvieron pro- tagonismo estos actores. El consejero de Cultura y Deportes de la Comunidad de Madrid, Santiago Fisas, y el embajador de España en Buenos Aires, Angulo Bartorén, pudieron vivir el gran cariño que los profesionales del sector cinematográfico de la capital bonaerense profesan a la delegación española. Helga Liné, Erika Walnner, actriz y viuda del recordado Carlos Estrada; el director Adolfo Aristaráin, el productor Gerardo Herrero, Federico Luppi, Eduardo Mignona, director de El faro Ulises Dumont, veterano intérprete de Conversaciones con mamá fueron algunas de las caras más conocidas de ambas cinematografías. Para corroborar la feliz unión entre el cine realizado en Madrid y el de Buenos Aires ningún ejemplo mejor que la actual coproducción, en pleno rodaje por la ciudad, de Nadie dice que es fácil dirigida por Juan Taratuto No Federico Luppi, (a la izquierda) junto al consejero de Cultura Santiago Fisas sos vos, soy yo con guión de Pablo Solarz Historias mínimas e interpretada por Diego Peretti, Carolina Peleritti, Laura Pamplona y Guillermo Toledo. Pablo Sanz habla de lo escrito por Solarz: Me atrajo desde que me contó varios proyectos que tenía. Sólo dijo que se trataba de un hombre enamorado de una mujer que embarazada, madre soltera, que le declara a él que no sabe quien es el padre de la criatura... Al final de la historia estaba hipnotizado. Se trataba de hablar de valo- ABC res La primera parte se rodó hace un mes en interiores. Ahora, con un tiempo benigno, el transcurrir del rodaje va tomando cuerpo. Se trabaja casi con el mismo equipo que en No sos vos, soy yo película independiente que en 2004 se convirtió en la más taquillera del año. Taratuto está convencido de que desde la comedia se puede decir cualquier cosa, utilizando el humor como instrumento, no como un fin en sí mismo Un toque de seducción Baile sin ritmo Estados Unidos, 103 m. Director: Randall Miller Intérpretes: Robert Carlyle, Marisa Tomei, John Goodman, Danny DeVito, Sonia Braga FEDERICO MARÍN BELLÓN n un artificioso cruce de caminos, el panadero Robert Carlyle, viudo que intenta rehacer su vida, tropieza con un moribundo John Goodman, quien le pide que encuentre a su amor de juventud, Marisa Tomei. Su búsqueda lo lleva a una anacrónica academia de baile, un universo lleno de frikis y posibilidades. Con semejantes actores, además (Danny DeVito, Mary Steenburgen y Sonia Braga enriqueLa película se cen el reparto) parehace larga ce imposible no completar una función sin serlo, atractiva, con inequípierde el voca vocación hacia paso varias el público femenino. veces y se Es fácil (y falso, con toda probabilidad) queda imaginarse al prosiempre a ductor dando el visto medio bueno al proyecto, secamino guro de su triunfo. Sin embargo, la película se hace larga sin serlo, pierde el paso varias veces y se queda siempre a medio camino, y les aseguro que no es por culpa de los intérpretes. E Randall Miller, director asociado a diversas series de televisión, retoma con esta película un viejo proyecto sobre la academia de baile de Marilyn Hotchkiss que se tradujo en un cortometraje protagonizado por William Hurt en el año 1990. Quizá su apego a la verdadera historia le ha impedido en su primer largometraje alzar el vuelo con libertad. Quizá no da más de sí. Incluso la reciente comedia romántica ¿Bailamos? que protagonizaban Richard Gere y Jennifer López en un escenario muy parecido, estaba rodada con más ritmo y gracia y, sobre todo, tenía el sentido común de hacer feliz al espectador. Ella es el chico Empalagosa empanada EE. UU. 2006, 105 minutos Director: Andy Fickman Intérpretes: Amanda Bynes, Channing Tatum, Laura Ramsey J. M. CUÉLLAR Una escena de la película i empezamos mal, acabaremos a pedrada limpia. Partiendo de la premisa de que las chicas pueden meterse en un equipo de fútbol de chicos y salir indemnes, no es que lo tengamos mal, es que lo tenemos peor. Si, además, las chicas se enfadan y dicen que es injusto que las echen de un torneo porque no son capaces de juntar once para jugar, el asunto entra dentro de la bobería mental de los que han armado esta chorrada. Así que el resto ya se sabe. Una comedia empalagosa y tontaina con final repelente de lo pastelón y rosa que es. Sólo se pueden salvar dos cosillas, y eso siendo generoso: los enredos amorosos que provoca la confusión chica- chico, insólita e increíble pero pasable si uno se esfuerza y se hace pasar por lelo, y la presencia indómita y fiera de Vinnie Jones, que es un tipo que siempre se agradece en pantalla. Del resto nada. Lo de siempre, más música palaciega y el guionista colocando a los chicos con las chicas como si fuesen cromos. Rotos para descosidos. Del aspecto futbolístico mejor ni hablar. S