Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 VIERNES 14 7 2006 ABC Nacional Montilla llamó a Maragall para reprocharle que fijara las elecciones sin consultarle Malestar en el partido, que prefería un día laborable para fomentar la participación en su feudo b El PSC conoció oficialmente la fecha de las elecciones tras el discurso de despedida que el presidente dio ayer en el Parlamento catalán MARÍA JESÚS CAÑIZARES BARCELONA. Cuestionado durante casi tres años por su propio partido, Pasqual Maragall dio ayer un golpe de timón, tardío pero efectivo, al resistir las presiones del PSC para que las elecciones autonómicas se celebraran un día laborable. Los comicios serán, por decisión del presidente catalán, el 1 de noviembre, y así se lo hizo saber ayer a Su Majestad el Rey en un acto celebrado en la Academia General Básica de Suboficiales de Talarn (Lérida) Mientras Maragall comunicaba la noticia al Monarca, en los pasillos del Parlamento catalán se analizaba el nuevo enfrentamiento entre el presidente catalán y el aparato del PSC, que comenzó a última hora de la tarde del miércoles y que, según palabras del presidente del PP catalán, Josep Piqué, ha servido de colofón a un mandato esperpéntico Ésta es la secuencia de los hechos. En las últimas semanas, los socialistas habían barajado la posibilidad de que las elecciones autonómicas se celebraran en un día laborable para fomentar la participación. Una idea que ya apareció con motivo del referéndum sobre el nuevo Estatuto. Para ello, era necesario analizar los costes laborables de esa iniciativa, que evidentemente favorecería a los trabajadores- -votantes potenciales del PSC- pero enojaría a los empresarios. El Rey conversa con Pasqual Maragall, ayer, tras la entrega de despachos en la Academia de Suboficiales de Talarn (Lérida) nes sobre la fecha elegida y el motivo de que la decisión trascendiera de esa forma. El nuevo encontronazo entre el líder socialista y su partido propició que Presidencia rectificara y asegurara que la fecha del 1 de noviembre no era oficial Eso sí, lo fue ayer (al día siguiente) pero para entonces, la nueva maragallada ya había trascendido, lo que obligó al propio Montilla a emitir un comunicado en el que expresaba el apoyo del Partido Socialista de EFE Fuera de juego El PSC no había tomado todavía una decisión al respecto cuando, desde el Palau de la Generalitat, se filtró- -y posteriormente se confirmó- -que las autonómicas tendrían lugar el miércoles 1 de noviembre, festividad de Todos los Santos, rompiendo así la tradición de acudir a las urnas en domingo (los partidos trabajaban con la posibilidad de que los comicios fueran el 22 de octubre) Se da la circunstancia de que en ese momento, la cúpula del PSC estaba reunida y, según reconocieron fuentes del partido, la noticia causó malestar entre los dirigentes del partido, que se sintieron fuera de juego ante el anuncio de Presidencia. Inmediatamente, el primer secretario de los socialistas catalanes y sucesor de Maragall como candidato a presidir la Generalitat, José Montilla, se puso en contacto con el president para pedirle explicacio- Cataluña a Maragall sea cual sea la fecha que elija pues es el presidente de la Generalitat quien tiene la potestad de convocar las elecciones Para entonces, Maragall ya había comunicado al Rey su decisión. Horas después, Declara el principal inculpado por el caso del 3 Coincidiendo con la despedida de Pasqual Maragall, la Justicia avanzó ayer en la investigación del denominado caso del 3 destapado por el propio president en sede parlamentaria. El intermediario José María Penín, principal inculpado en la investigación por el cobro de comisiones en la empresa pública Adigsa, declaró en el Juzgado de Instrucción 3 de Barcelona, donde admitió irregularidades en la adjudicación de obras de rehabilitación de viviendas durante el Gobierno de CiU, pero desvinculó de ellas al entonces consejero de Política Territorial, Felip Puig. Además de Penín, pariente lejano del ex consejero y que trabajaba de intermediario para Adigsa, en la querella por malversación de caudales públicos que presentó la Fiscalía están imputados el ex presidente de la empresa, Ferran Falcó, y otros seis funcionarios, intermediarios y constructores. José María Penín, a quien el juzgado emitió una orden de detención después de que no acudiera a su primera citación en mayo, negó que pretendiera ocultarse: Yo siempre he estado en el mismo sitio, la Fiscalía lo sabía desde el primer día, si no me han encontrado ha sido por temas supongo que administrativos Penín reconoció que se adjudicaron obras de rehabilitación de Adigsa sin contrato por las prisas ante la inminencia de las elecciones autonómicas de 2004. Pero negó que se encargara de cobrar comisiones, como sostiene el constructor José Antonio Salguero.