Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 Sociedad JUEVES 13 7 2006 ABC Un nuevo dispositivo permite convertir en movimiento los pensamientos de un tetrapléjico El avance es un paso para devolver la autonomía a discapacitados b Un tetrapléjico pudo abrir su Pequeños avances para grandes fines El artículo publicado por el neurólogo del Hospital General de Massachusetts, Leigh Hochberg, y su equipo, podría parecer más una historia de ciencia ficción que un estudio sobre neurología. Sin embargo, pese a sus limitaciones, el avance es real, y forma parte del esfuerzo concertado de muchos científicos dispuestos a mejorar la movilidad de las personas con parálisis. Por el momento, la técnica sólo ofrece mejoras limitadas- -un dispositivo que científicos de la Universidad de Stanford han probado en monos permitiría a una persona teclear unas 15 palabras por minuto en una computadora- pero experimentos como el de Hochberg abren el camino para futuros avances. El plan de los investigadores consistiría en emplear los impulsos motores, que permanecen disponibles aún después de años de lesión, y transmitirlos directamente a sillas de ruedas o brazos y piernas artificiales. En un salto final para la investigación, los científicos combinarían los implantes capaces de interpretar los impulsos neuronales con estimuladores neuromusculares haciendo que los discapacitados recuperasen el control sobre sus extremidades. Para que la ciencia haga realidad ese logro aún queda un largo camino, pero éste es un primer paso. correo electrónico, controlar un videojuego o ajustar el volumen de un televisor gracias a un aparato que interpretaba sus intenciones DANIEL MEDIAVILLA MADRID. El paciente, de 25 años, era tetrapléjico desde hacía tres y durante nueve meses participó en las pruebas de BrainGate, un aparato creado por profesores y alumnos de la Universidad de Brown, en Estados Unidos, capaz de transformar las intenciones motoras en movimiento. A lo largo de 57 sesiones, el joven, sin apenas periodo de aprendizaje, logró manejar un ordenador para abrir un correo electrónico, dibujar formas circulares o practicar videojuegos simples. Además, fue capaz de abrir y cerrar una mano artificial y usar un brazo robótico para atrapar objetos y moverlos. Los resultados de estos experimentos clínicos, que se publican esta semana en la revista científica Nature suponen un paso importante para una tecnología capaz de mejorar de forma sustancial las posibilidades de comunicación e interacción de personas con discapacidad. la movilidad a los discapacitados restaurando la comunicación entre las neuronas y las distintas partes del cuerpo. Lo que les sucede a las personas con lesiones en el sistema nervioso es que las neuronas siguen mandando órdenes, para, por ejemplo, mover una mano, pero estas órdenes no llegan a su destino porque las vías de comunicación están cortadas. Éste problema se podría solucionar haciendo crecer de nuevo las neuronas. Pero mientras se espera a ver si estos posibles avances se materializan, las neuroprótesis como BrainGate abren otra vía esperanzadora. Antes de desarrollar el dispositivo, la duda que se planteaban los científicos era si el córtex motor de las personas con parálisis permanece o no activo. Nos preguntamos cómo podría cambiar el funcionamiento del córtex después de estar desconectado del resto del cuerpo a causa de una lesión en la médula espinal, y hemos descubierto que, incluso tras años de lesión, las Las neuronas de los paralíticos mantienen la capacidad de enviar órdenes de movimiento a sus músculos El sistema aún requiere mejoras significativas en la fiabilidad y el control para ser útil fuera del laboratorio mismas señales que originalmente controlaban las extremidades continúan disponibles y se pueden utilizar explicó Leigh Hochberg, neurólogo en el Hospital General de Massachusetts y principal autor del artículo publicado en Nature Ya sea un movimiento real o sólo intentado, las neuronas parecen responder de un modo similar añadió Hochberg. Aunque no es la primera vez que se implanta una prótesis neuromotora en una persona, este estudio ha aportado varios avances significativos. Además de la gran capacidad de interacción que logró el paciente, una de las mejoras más interesantes es la facilidad para calibrar el dispositivo, algo que se consigue sólo con pedir al sujeto que se imagine a sí mismo moviendo la mano para desplazar un cursor por la pantalla de un ordenador. En otros experimentos anteriores, el paciente debía entrenarse durante semanas e incluso meses para lograr que el mecanismo obedeciese las órdenes de su cerebro. Pese a tratarse de un gran avance, su funcionamiento aún se debe perfeccionar. Como explican los autores del estudio, el sistema aún requiere mejoras significativas en la fiabilidad y el control para ser útil fuera del centro de investigación Traductor de neuronas BrainGate, el dispositivo empleado por los investigadores americanos, es un sensor implantado quirúrgicamente en el córtex motor primario, la parte del cerebro responsable del movimiento, y funciona como una especie de traductor para las neuronas. Registra las señales que envían estas células cuando queremos realizar una acción y las descodifica de un modo instantáneo permitiendo que el paciente comunique sus intenciones a elementos mecánicos externos. En distintos proyectos de investigación médica se están realizando avances que en el futuro podrían devolver 4 mm 4 m m Sensor Pedestal 1 mm Electrodos