Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 9 7 2006 81 Deportes Sus estadísticas en Wimbledon 2006 24 1 1 38 7 104 G 22 P 31 G 4 P 450 G 127 P 63 G 11 P 55 G 4 P 11 G 0 P 9 G 10 P 3 169 G 102 P 22 G 11 P Edad Ranking ATP Mejor ranking ATP Títulos ATP Títulos Grand Slam Récords Grand Slam Récord Wimbledon Récord carrera Récord hierba Récord 2006 2006 en hierba Partidos 5 sets Remontada 2 sets Récord Tie- breaks Tie- braks 2006 20 2 2 17 2 31 G 7 P 9 G 2 P 166 G 43 P 10 G 4 P 41 G 4 P 7 G 1 P 6 G 2 P 2 39 G 28 P 14 G 4 P Italia- Francia, final inédita de un Mundial tras el que Europa igualará a títulos, nueve, con Suramérica Estadísticas hacia la final Sets jugados 20 Aces 45 Dobles faltas 4 10 Subidas a red 122 145 113 Ptos. Ganados red 88 Errores no forzados 108 79 Puntos ganadores Breaks conseguidos 18 29 Bolas de break 46 56 2 Breaks concedidos 2 16 Tiempo (min. 918 Tiempo (min. 546 7 Bolas break salvadas 18 55 220 233 Roger Federer Camino a la final -Richard Gasquet: 6- 3 6- 2 6- 2- Tim Henman: 6- 4 6- 0 6- 2- Nicolas Mahut: 6- 3 7- 6 (2) 6- 4- Tomas Berdych: 6- 3 6- 3 6- 4- Mario Ancic: 6- 4 6- 4 6- 4- Jonas Bjorkman: 6- 2 6- 0 6- 2 Rafael Nadal Camino a la final Sus enfrentamientos 1 2006 2006 2006 2006 2005 2005 2004 Roland Garros Roma Montecarlo Dubai Roland Garros Miami Miami Tierra Tierra Tierra Dura Tierra Dura Dura Final Final Final Final SF Final R 32 Nadal 1- 6 6- 1 6- 4 7- 6 (4) Nadal 6- 7 7- 6 (5) 6- 4 2- 6 7- 6 (5) Nadal 6- 2 6- 7 (2) 6- 3 7- 6 (5) Nadal 2- 6 6- 4 6- 4 Nadal 6- 3 4- 6 6- 4 6- 3 Federer 2- 6 6- 7 (4) 7- 6 (5) 6- 3 6- 1 Nadal 6- 3 6- 3 6 -Alex Bogdanovic: 6- 4 7- 6 (3) 6- 4- Robert Kendrick: 6- 7 (4) 3- 6 7- 6 (2) 7- 5 6- 4- Andre Agassi: 7- 6 (5) 6- 2 6- 4- Irakli Labadze: 6- 3 7- 6 (4) 6- 3- Jarko Nieminen: 6- 3 6- 4 6- 4- Marcos Baghdatis: 6- 1 7- 5 6- 3 INFOGRAFÍA: JAVIER AGUILERA Guerra psicológica en la Catedral Nadal traslada toda la presión a un Federer al que le cuesta olvidar que el español es su pesadilla DOMINGO PÉREZ Nadie sabe lo que ocurrirá esta tarde, a partir de las tres, en la pista Central de Wimbledon. Pero por lo visto y escuchado en las horas previas a la gran final, en la Catedral se vivirá un apasionante duelo tenístico, por supuesto, pero muy especialmente una batalla psicológica de primera magnitud. La sensación al analizar las declaraciones de los dos protagonistas es que Rafa Nadal ya le ha ganado a Roger Federer los primeros asaltos de esta intensa guerra de nervios. El mallorquín se presentó ante los medios de comunicación relajado, tranquilo y divertido. Se permitió incluso realizar alguna chanza: Antes de los partidos, en el vestuario amenazo a Roger... (risas) No, que es broma Más en serio explicó las claves que según él serían determinantes para batir de nuevo al suizo: Ponerle nervioso. No dar una bola por perdida. Y no rendirme nunca por muy mal que vaya el marcador, aun- que esté dos sets abajo El helvético, después de mucho circunloquio, confesó: Lo que tengo que hacer es olvidarme de que enfrente estará Rafa Mala cosa, porque cuando uno quiere protegerse en el olvido es porque los recuerdos son malos. Pésimos son los que guarda el de Basilea de sus enfrentamientos ante el mallorquín. Seis derrotas, una sola victoria- -en la final de Miami en 2005 y levantando dos sets de ventaja del español- -y la dolorosa experiencia de haber perdido este mismo año las cuatro finales que han disputado: Dubai, Montecarlo, Roma y Roland Garros. El suizo, invencible en Londres Sensaciones al margen, no parece en cualquier caso que Nadal vaya a tenerlo fácil para destronar a Federer. El suizo ha conquistado los tres últimos Wimbledon. Se ha clasificado para su cuarta final. Lleva 47 triunfos consecutivos sobre pistas de hierba. Y hasta la irrupción del manacorense en esta edi- ción parecía que aún no había nacido el tenista capaz de ganarle sobre el césped. Ahora cabe la duda de si éste no será Nadal. Además, de sus cuatro últimas participaciones, ésta ha sido en la que se ha mostrado más dominante y más intratable. Federer llega a la gran cita sin haber perdido ni un set en sus partidos previos, algo que no había conseguido en los años anteriores. Y eso que su cuadro era bastante durillo: Gasquet, Henman, Berdych, Ancic... Ha jugado como los ángeles. Ha dado la impresión de querer dejar claro, sobre todo a partir del momento en que ya parecía más que probable que su rival por el título sería su personal pesadilla, que es el rey de la hierba, el heredero del legendario Pete Sampras. En sus palabras, hasta que le traicionó el subconsciente, insistió en transmitir esa sensación de superioridad, de ser el dueño del trofeo: Nunca me había resultado más fácil llegar a la final. He jugado muy bien, mejor que nunca. A veces hasta me he sorprendido a mí mismo. Nadal nunca ha estado en una final de Wimbledon, pero yo ya me he visto en esta posición y eso me puede dar algo de ventaja. Sobre todo porque la hierba es mi superficie preferida, y la suya es la tierra En el otro bando, relajación: Hoy (por el sábado) voy a comer en casa. Me haré yo la comida y la cena: pasta al punto. Luego me iré temprano a dormir y trataré de descansar. Todos estos días he estado pensando que si jugaba mi mejor tenis podía llegar a la final. Una vez en ella, sé que para ganar tendré que jugar el mejor partido de mi vida. Cuando era pequeño y soñaba con esto siempre me veía ganando. Si pierdo, siempre me quedará la sensación de haber hecho un torneo increíble. Pero si es él el que pierde, creo que le dolerá mucho más. Él va a tener mucha más presión. Viene de perder la final de Roland Garros y, si se repite la derrota, se va sentir fatal Palabras que son una sentencia.