Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 1 7 2006 63 Las Medallas de Bellas Artes distinguen, entre otros, a Raphael y a Julián Marías (a título póstumo) Un documental hilvana el pasado y el presente de la cultura sefardí en España Dedicado a León, inaugura una ambiciosa serie y su hijo Jack han dado vida, como guionista- productora y director, respectivamente, a un proyecto que ya tiene su continuación en Toledo JESÚS GARCÍA CALERO MADRID. Una serie de documentales que rastrean las huellas judías de nuestra cultura ha sido puesta en marcha por la poeta sefardí Margalit Matitiahu, que los produce y escribe, y por su hijo Jack, director de los filmes. Acaba de presentarse en Madrid el primero de ellos, dedicado a León. La familia de Matitiahu procede de León, precisamente, de donde salió hace más de quinientos años, cuando la Reina Católica decretó la expulsión. Pero Margalit nació en Salónica, Grecia, y habla un español de tiempos de b La poeta Margalit Matitiahu Colón, que su madre le enseñó como un tesoro. Su amor a Espania lo ha dejado escrito en infinidad de libros y ahora en el guión de estos documentales. Su hijo Jack, heredero de una fina sensibilidad, ha sabido traducir en imágenes de gran calidad esta historia que rastrea la herencia de un pasado que en la capital leonesa, se remonta al siglo III. Sólo así se entiende que León, Astorga y otras ciudades y pueblos hayan conservado hasta hoy costumbres, refranes y resplandores propios de la cultura judía, que asimilaron como propios en una convivencia, con momentos altos y bajos, de más de mil años. No es casualidad que el libro fundamental de la Cábala, el Zohar, lo escribiese entre nosotros Moshe de León. Por el filme desfilan hoy cantantes, poetas, historiadores, arqueólogos y Margalit y Jack Matitiahu, en la presentación del documental ciudadanos corrientes que ponen en pie la certidumbre de un reencuentro más que posible- -más allá de la cultura- el de una ciudad con su pasado, con una parte de la familia que el viento de la historia desperdigó. Con los sefardíes no sólo compartimos idioma, sino amor por esta tierra que ellos veneran, España Sefarad, en la que hace ANGEL DE ANTONIO quinientos años dejaron sus muertos y haciendas, pertrechos que hoy desentierran los arqueólogos. El viaje que propone el documental es fascinante y su continuación, en Toledo, está a punto de comenzar a rodarse. Ciudad a ciudad, el director Jack Matitiahu desea contarnos una parte de esta historia que es también nuestra historia.