Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
100 Deportes EL ESCÁNDALO DEL DOPAJE ARRUINA EL CICLISMO VIERNES 30 6 2006 ABC La lista negra del dopaje revienta el Tour La ronda francesa deberá decidir hoy si expulsa a los sospechosos, mientras que el TAS autoriza la participación del equipo Astaná J. GÓMEZ PEÑA ESTRASBURGO. El ciclismo sigue como en 1998, cuando el caso Festina le dio un plazo para resucitar. Pero no lo ha aprovechado. Sigue en el mismo lugar y ayer le cayó encima el proyectil más letal que nunca ha impactado en este deporte. Los apodos secretos de Fuentes ya tienen apellidos. El Tour dictará hoy su ley. Es más que probable que la ronda gala parta mañana con una veintena de ciclistas menos. El Tour está hecho ceniza, abrasado por esta última detonación del dopaje. En Estrasburgo, punto de inicio de la carrera, la mañana de ayer fue para controles médicos: todos aptos. En Madrid, se levantaba el secreto de sumario. La necrosis del ciclismo resumida en 800 folios. Los ojos vieron y las bocas cantaron. Cada nombre desvelado aguijonea la credibilidad del ciclismo. Ayer, la presentación del Tour parecía un sepelio. Y cada equipo, una esquela. Era un campo de silencios. Las cámaras se orientaron hacia Ullrich y Basso, los dos líderes cuestionados. No tengo nada que ver. Esto me da más moral para ganar el Tour respondía Basso. Sonrisas agrias. Miradas ro- tas. Saben que viven en el guión capitulado de un escándalo que no cesa. Ayer hubo lágrimas en algunos hoteles. Nervios. Vómitos. Y aún no ha terminado: parece que sólo abrieron tres de las cuatro cajas del sumario. El ciclismo está habituado a buscar cornisas hasta que el chaparrón escampe. Pero eso es un diluvio de nombres. Cuando hoy el ministro de Salud francés, Jean François Lamour, haga balance de la documentación que requirió hace días con urgencia al CSD, el Tour podrá actuar. En su código ético figura la postestad de expulsar a todo aquel que atente contra la imagen de la carrera. Y tiene un país detrás. Firmes contra el equipo de Saiz Cuando el Tribunal de Arbitraje del Deporte (TAS) dio vía libre a la participación del equipo Astaná- Würth pese a que, según extractos del sumario de la Operación Puerto Manolo Saiz reconoció su relación con Fuentes, el Tour se mantuvo firme: Acatamos la decisión, pero seguimos pensando lo mismo No quieren en su carrera a nadie al que consideren sospechoso. A eso espera el Tour. Al día previo. A hoy. Los directores de los 21 equipos se reunieron ayer sólo para aplazar hasta esta mañana la adopción de medidas contra los corredores citados. La lista es un desengaño a plazos. Aunque aún no se sabe con qué grado de implicación, están los dos grandes favoritos: Ullrich, supuestamente apodado Hijo de Rudicio y Basso, alias Birillo El grueso del grupo lo forman corredores del Liberty, de hoy y de ayer y del Comunidad Valenciana. El ciclismo español queda en cuestión. Al Euskaltel- Euskadi le afecta la supuesta implicación de Galdeano, ahora secretario técnico de la escuadra naranja, aunque el sumario data Mancebo habla por el móvil ayer en Estrasburgo de su época como ciclista del Liberty. Y al Caisse d Epargne- Baleares el lío le toca por los hermanos Osa, que hasta esta temporada competían con sus colores. Hasta Mancebo, uno de los abanderados del ciclismo sin colorantes ni conservantes, tiene impreso su apellido en este charco. En su equipo, el AG 2 R, justificaban ayer la presencia del madrileño en la lista porque el laboratorio de Merino Batres, el hematólogo que colaboraba con Fuentes, está homologado por la UCI para realizar análisis. Pero ese centro no aparece en la documentación de la Unión Ciclista Internacional. Entre los conjuntos españoles, sólo el Saunier Duval parece a EFE Es imposible que Etxeberría esté implicado J. G. P. ESTRASBURGO. La voz de Miguel Madariaga, como la de tantos, palidecía. Acudió al Tour convencido de que ninguno de sus ciclistas estaba relacionado con Fuentes. Se lo había preguntado a la cara, uno por uno. Que aquí nadie pone la mano en el fuego por nadie. De repente, ayer aparecieron citados, aún sin confirmación oficial, los nombres de Igor González de Galdeano, ex ciclista del Liberty y actual secretario técnico del equipo naranja, y Unai Etxebarría. Lo de Igor se podía esperar porque estuvo en Liberty. Es algo que no tiene por qué afectarnos dijo Madariaga. ¿Y lo de Unai? Es totalmente imposible. Nos jura que ni siquiera conoce a Eufemiano Fuentes, que tiene que ser un error Madariaga, puesto a especular, se agarra a una confusión de apellidos y nombres. Unai, de Unai Osa, y Etxebarría, de David Etxebarría, por ejemplo. Tiene que deberse a algo así. De algún corredor puedes desconfiar, pero no de Unai dijo. salvo, a no ser que Edo, que en 2005 fue ciclista de Matxin, figure en la relación justo por esa temporada. En cualquier caso, es una deriva general. Este deporte es una leyenda que corre el riesgo de olvidarse. ¿A quién le importa ahora este Tour? Por eso, la Grande Boucle tratará hoy de salvarse. El ministro Lamour conoció ayer por la noche los detalles del sumario. Jaime Lissavetsky, secretario de Estado para el Deporte español, cumplió la palabra dada en el palco del España- Francia de fútbol. Al Tour no le temblará la mano. Echará a quien esté implicado advirtieron fuentes de la ronda gala. Más difícil será rescatar la carrera. Una ley para que nadie se vaya de rositas En medio de la tormenta desatada por la Operación Puerto el Congreso aprobó la primera ley antidopaje en España, que prevé cárcel para directores, médicos y ciclistas J. HERNÁNDEZ MADRID. El Congreso de los Diputados recogió ayer el consenso de la mayoría de las fuerzas políticas para acabar con el dopaje, un sucio atajo que, en ocasiones, deciden coger algunos deportistas para intentar llegar al éxito. Esa piedra angular es la nueva Ley Antidopaje, a la que la Cámara Baja dio el beneplácito (304 votos a favor, salvo el PNV) en medio de la tor- menta desatada por la llamada Operación Puerto El secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, que asistió desde la tribuna de invitados del Congreso a la votación, explicó después a los periodistas que modifica el Código Penal (prevé incluso penas de cárcel) y, si se demuestra el uso de sustancias prohibidas, el deportista no se irá de rositas A partir de la ley añadió, también van a agilizar, entre otras cosas, los procedimientos administrativos y establecer con la nueva Agencia Española Antidopaje el principio de tolerancia cero El Gobierno espera que con esta nueva ley (que tiene que pasar por el Senado) se ponga coto a situaciones como la descubierta en la Operación Puerto que ha puesto patas arriba al pelotón en los días previos al inicio del Tour de Francia. Y ahí, según Lissavetzky, será la Unión Ciclista Internacional quien se ponga en contacto con los organizadores de la prueba francesa para determinar si dejan participar o no a la lista negra de corredores que han salido a la luz pública estos días. Mientras, en España, según Lissavetzky, el famoso informe de la Guardia Civil ya está en manos de la Federación Española de Ciclismo, encargada, dijo, de las sanciones disciplinarias Después irá a la UCI y al Tour.