Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 29 6 2006 Economía 91 El Santander quiere duplicar en dos años su presencia en Alemania F. CORTÉS MONCHENGLADBACH (ALEMANIA) El Banco Santander quiere duplicar su presencia en Alemania en el plazo de dos años. Así lo anunció ayer Andreas Finkenberg, presidente de Santander Consumer Bank, filial del grupo español en el mercado germano, en el que lidera el negocio de los créditos para la compra de vehículos, con más de 900.000 coches financiados en 2005 y un volumen total de negocio de más de 10.000 millones de euros. La entidad tiene ahora en Alemania 1.600 empleados y 69 sucursales, pero su objetivo es contar en el año 2008 con 155 oficinas, desde las que poder ofrecer a sus clientes todo tipo de productos financieros. En la actualidad, el 80 del negocio del Santander Consumer Bank es financiación de vehículos, otro 10 es financiación de otros bienes duraderos y el resto es negocio directo (banca de particulares) Los planes pasan por ampliar a medio plazo este último segmento hasta al menos la mitad del negocio total de la filial. Juan Rodríguez Inciarte, director general del Santander y responsable de financiación al consumo, recordó que la presencia del banco español en Alemania arranca de 1987 y que desde entonces ha invertido en el país 1.100 millones de euros. El beneficio bruto que esta filial del banco aporta a las cuentas del grupo fue el año pasado de 329 millones de euros. El Santander en Alemania supera en tamaño a Bankinter en España, según recordó Inciarte. De hecho, el banco está construyendo en Monchengladbach su nueva sede corporativa para Alemania, en lo que Andreas Finkenberg denominó como una pequeña Boadilla en referencia a la ciudad financiera que el banco tiene en España. Tendrá una extensión de 30.600 metros cuadrados y albergará a 1.200 empleados. El ministro de Economía, Pedro Solbes, ayer en el Congreso con Antonio Gutiérrez y José Folgado CHEMA BARROSO Solbes reconoce el alto perfil político del nuevo gobernador del Banco de España Rajoy acusa a Zapatero de liquidar la independencia de este organismo solo en su rechazo al candidato socialista Miguel Ángel Fernández Ordóñez, en el transcurso de la comparecencia del ministro Solbes en el Congreso PALOMA CERVILLA MADRID. El vicepresidente Pedro Solbes oficializó ayer en la Comisión de Economía del Congreso su propuesta para que el ex secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, sea candidato a gobernador del Banco de España, con el único rechazo del Grupo Popular y el unánime apoyo del resto de las fuerzas políticas. La sesión de ayer en la Cámara baja sirvió para escenificar el mismo debate que se había venido produciendo en las últimas semanas en torno a la polémica propuesta, aunque con un único elemento novedoso, el reconocimiento, por parte del propio Solbes, de que Fernández Ordóñez tiene un alto perfil político argumentando que es necesario para afrontar los grandes retos que le esperan. Este reconocimiento venía a dar la razón a la argumentación del PP para criticar la propuesta, ya que el portavoz popular de Economía, Miguel Arias Cañete, insistió en que el PSOE tiene miedo de que una persona más independiente pueda criticar la política económica del PSOE, lastrada por fuertes desequilibrios que merman la competitividad. En esta crítica a la falta de independencia de Fernández Ordóñez, Cañete recordó un artículo de prensa de Solbes en el que, en relación a esta cuestión, señalaba que si siempre fue cierta la referencia a la mujer del César, en el caso de la independencia del Banco b El PP se quedó de España hay que aplicarla hasta sus últimas consecuencias El segundo motivo de crítica fue el procedimiento seguido y Cañete aseguró no entender que sea Solbes el que haya hecho la voladura controlada del sistema El ministro de Economía se defendió subrayando que no hay un procedimiento claro y establecido para estos nombramientos del Banco de España, sino buena predisposición a colaborar Además, insistió en que he intentado hablar con el PP y que no ha sido mi intención romper los procedimientos También acusó a los populares de usar distintas varas de medir para juzgar la independencia del actual gobernador del Banco de España, Jaime Caruana, y del candidato Fernández Ordóñez, cuando el primero fue director general del Tesoro y el segundo secretario de Estado. El portavoz socialista de Economía, Ricard Torres, acusó al PP de poner en marcha una estrategia de confrontación y arremetió contra Caruana, al que acusó de expresarse inadecuadamente sobre temas como el estatuto o las opa, con una arista interesada, por lo que ha faltado engrase a su gestión Este debate se trasladó también a la sesión de control del Congreso y el presidente del PP, Mariano Rajoy, acusó al presidente del Gobierno de acabar con la independencia del Banco de España y de liquidar las reglas del juego. Solbes ha dicho que hasta que el PP no acepte a su candidato a gobernador, el Gobierno no negociará la propuesta popular de que Marín Quemada sea subgobernador. Por ello el asunto parece totalmente bloqueado, a menos que alguna de las partes acepte ceder y se pueda formar un tándem Fernández Ordóñez- -Marín Quemada.