Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 Nacional EL DEBATE SOBRE LA NEGOCIACIÓN CON ETA MARTES 27 6 2006 ABC En 1981 Arzalluz animó a los polimilis entonces en tregua, a que se enfrentaran al Gobierno de la UCD de Xabier Arzalluz en aquella cita clandestina, Txutxo Abrisketa, está relacionado con aquel crimen ejecutado a cámara lenta, a plazos, con máxima alevosía. Derrota no deseada Años después, en otra reunión clandestina mantenida en 1990, Arzalluz transmitió a Batasuna que el PNV no sólo no deseaba la derrota de ETA, sino que ponía los medios para que ello no sucediera. ¿Por qué? Porque comparten fines y objetivos. Mensaje que queda nítidamente descrito en la frase pronunciada por el dirigente nacionalista en aquel encuentro. En una revolución, unos sacuden el árbol- -ETA- -pero sin romperlo, para que caigan las nueces, y otros- -los nacionalistas- -las recogen para repartirlas Una frase que tiene su traducción: en el llamado conflicto vasco unos asesinan y otros se aprovechan para lograr objetivos políticos. Quizá por ello Xabier Arzalluz comentó a sus interlocutores de HB que el PNV no quería la derrota de ETA y, por ello, ponía freno a la actuación de la Ertzaintza para que, dentro de lo que fuera posible, no capturara comandos Tal vez porque no querían la derrota de ETA, delegaciones del PNV y del propio Gobierno vasco, entonces presidido por Carlos Garaikoetxea, se trasladaron a París en el verano de 1985, en un intento de evitar que las autoridades francesas procedieran a las primeras extradiciones de pistoleros de la banda y abrieran con ello la vía de la cooperación internacional, letal para los terroristas. La ejecutiva del PNV, encabezada por Josu Jon Imaz, se reunió ayer en Bilbao TELEPRESS La banda surgió de las juventudes del PNV (EGI) Desde Txomin a Ternera pasando por Txapote son los hijos descarriados. Un lastre familiar del que el PNV no quiere liberarse PNV- ETA, 40 años de complicidades TEXTO: J. PAGOLA MADRID. Se está vaciando de contenido el Estatuto, vosotros veréis lo que hacéis Este es el mensaje que el entonces presidente del PNV, Xabier Arzalluz, trasladó a dos dirigentes de ETA- pm durante una reunión clandestina mantenida en el sur de Francia el 20 de agosto de 1981. En aquellas fechas, los polimilis afrontaban un debate interno acerca de si proseguir con la tregua anunciada meses atrás o, por el contrario, reanudar la actividad terrorista para presionar al Gobierno. Para entonces, los interlocutores de Arzalluz habían desmantelado la UCD del País Vasco, con el asesinato de varios de sus dirigentes, y, entre otros muchos crímenes, el 29 de julio de 1979 sembraron de bombas el aeropuero de Barajas y las estaciones de Atocha y Chamartín, con el resultado de siete muertos y numerosos heridos. En aquel encuentro, Arzalluz hizo un análisis catastrofista de la situación, según denunciarían años después algunos dirigentes polimilis que optaron por la reinserción. Así, el presidente del PNV sostuvo ante los terroristas que se ha vaciado de contenido el estatuto Nosotros- -añadió- -nos vamos a enfrentar a la LOAPA, a vosotros os toca luego De acuerdo con el testimonio de los ex etarras Joseba Aulestia, Juan Manuel Goiburu, José María Lara Fernández y Fernando López Castillo, los argumentos esgrimidos por el líder nacionalista en aquella reunión clandestina fueron profusamente utilizados por los partidarios de romper la tregua y reanudar la actividad armada En efecto, un mes después, los días 19 y 20 de septiembre, se reunió el co- mité ejecutivo de ETA- pm para decidir el regreso a las armas. Así, en un comunicado difundido ese mismo mes anunciaba el reinicio del terror para golpear allí donde más les duele, hasta conseguir la retirada de todos los obstáculos que pretenden oponer a la autonomía de Euskadi ¿Los dirigentes de ETA- pm habían interpretado las palabras de Arzalluz co- mo una invitación a meter presión al Gobierno? Según el testimonio de los dirigentes reinsertados, sí. El caso es que los polimilis espoleados por los supuestos recortes a la autonomía del País Vasco, fueron quienes en octubre de 1983 secuestraron y asesinaron al capitán de farmacia Alberto Martín Barrios- -el primer Miguel Ángel Blanco Uno de los interlocutores El juez se desplazará a Bilbao para interrogar a Gorka Aguirre, convaleciente de una operación N. C. MADRID. La citación de Gorka Aguirre y Xabier Arzalluz ha provocado la reacción inmediata, tanto de los partidos vascos como del Ejecutivo autonómico, en contra de GrandeMarlaska, al que se acusa de no actuar con criterios jurídicos sino políticos. El consejero de Justicia vasco, Joseba Azkarraga, llegó a instar al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) para que investigue las actuaciones del magistrado, al que compara despectivamente con el guerrero del antifaz El órgano de gobierno de los jueces, que no se ha librado de las críticas del consejero, podría acordar hoy medidas para defender la independenccia del juez Grande- Marlaska frente a estos ataques. Por su parte, el secretario general del PSE en Guipúzcoa, Miguel Buen, dijo que si intervenir en casos de extorsión de ETA por razones humanitarias constituye un delito, cientos o miles de cargos públicos del País Vasco estarían implicados. Buen defendió la presunción de inocencia de Gorka Aguirre- -miembro de la ejecutiva del PNV al que el juez ha imputado un delito de colaboración con ETA- -y mostró su convencimiento de que ningún miembro de los partidos democráticos ha colaborado con la banda terrorista. Aguirre comunicó ayer al juez Fernando Grande- Marlaska que no podrá acudir a declarar a la Audiencia Nacional (la citación estaba prevista para hoy) porque se encuentra convaleciente de una operación (un cateterismo) a la que fue sometido el pasado martes. El político nacionalista, que está de baja, ha remitido al Juzgado Central de Instrucción número cinco un informe médico que desaconseja el viaje. Grande- Marlaska decidió el pasado sábado por la noche llamar a declarar a Aguirre, sobre el que pesa la sospecha de que actuó como intermediario en el pago a ETA por parte de empresarios extorsionados del llamado impuesto revolucionario Junto con Aguirre, también está citado- -aunque como testigo- -el que fuera presidente del PNV Xabier Arzalluz, para que explique si la directiva del partido estaba al corriente del chantaje etarra. Antes de tomar una decisión, el juez entregó el parte médico al forense de la Audiencia Nacional con el fin de recabar su opinión. Fuentes de este órgano judicial han explicado que tras conocer el criterio del forense, y con el fin de extremar las garantías Grande- Marlaska ha decidido retrasar hasta el miércoles la declaración de Gorka Aguirre- -no así la de Arzalluz, que tendrá lugar hoy en la Audiencia Nacional- -y celebrarla en los Juzgados de Bilbao, ciudad a la que se desplazará el juez.