Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 LUNES 19 6 2006 ABC Mundial 2006 Aragonés se dirige a Raúl durante el entrenamiento de ayer por la tarde en Sturttgart AP Luis asume el pulso de los veteranos JULIÁN ÁVILA El seleccionador entiende que algunas de las vacas sagradas del vestuario (Raúl, Míchel y Cañizares) le están echando un pulso con su comportamiento pueril. No acepta ni sus STTUTGART. Como hoy juega España ante Túnez y lo primordial son los tres puntos para asegurar el billete a octavos de final, Luis Aragonés quiso aparcar momentáneamente el conflicto de conductas de vestuario que mantiene con algunas vacas sagradas del vestuario como Raúl, Cañizares o Míchel Salgado. El técnico, un viejo zorro en el manejo de grupos de elite, no desmintió nada de lo adelantado ayer por este periódico y fue políticamente correcto en la rueda de prensa oficial previa al encuentro. Raúl y yo hemos hablado. Es normal que lo vea serio. Está haciendo todo lo que puede para que esto funcione. Está serio, sí. Y es normal. Yo también lo estaría si no jugase. Estas cosas de Raúl me duran un minuto. ¡Bueno, un segundo! ¡Ya! ¡Ya no hablo más de Raúl! Raúl es un chico humilde señaló el técnico. No admitió más preguntas. Luis cambió la dirección de la conversación y zanjó la siguiente cuestión con un no hablo un segundo más de Raúl La respuesta sonó a sentencia y el encuentro caminó por otros derroteros. Lógico. No era ni el momento ni el lugar para airear los trapos sucios. Después, sin luz ni taquígrafos, el seleccionador nacional admitió en privado punto por punto la información de ABC. Como decíamos ayer, no le ha gustado la actitud que están mostrando las vacas sagradas porque fueron suplentes ante Ucrania y porque mantendrán ese mismo estatus hoy frente a Túnez. No acepta bajo ningún concepto las malas caras que tienen en los entrenamientos, en el comedor, en la caras largas ni sus agrias puestas en escena en la concentración. Sólo si están asegurados los octavos les dará una oportunidad en bloque para que hablen frente a Arabia Saudí charla técnica o en las horas de convivencia. Para el seleccionador, esa postura es impropia de profesionales porque están vulnerando uno de los principios básicos del código por el que debe regirse un buen vestuario. ESPAÑA POR DENTRO Íker Casillas y su partido sesenta. El meta del Madrid se convierte en el décimo jugador con más internacionalidades, empatado con Víctor y Nadal, a dos de Luis Enrique (62) a cuatro de Míchel (66) a ocho de Arconada (68) y a nueve de Butragueño (69) Será el capitán ante Túnez y lucirá el brazalete por séptima vez. Es fijo en la selección y no se pierde una convocatoria desde septiembre de 2001. Tiene el mejor promedio de goles (30 tantos en 59 partidos) y España sólo ha perdido con él dos partidos oficiales (Grecia y Portugal) Problema de envidia Este posicionamiento pueril, pero muy arraigado en el mundo del fútbol, lo ha traducido como un pulso de los más veteranos al cuerpo técnico. Y eso le cabrea mucho. Muchísimo. Porque se trata de futbolistas con mucha experiencia en esta selección y deberían ser ejemplares con los compañeros que hoy apuntan a la titularidad. Existe el problema, pero no se trata de ningún tipo de revuelta ni de rebelión. Simplemente estamos ante un berrinche de futbolistas que tienen por