Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
74 DOMINGO 18 6 2006 ABC MUNDIAL 2006 ROGER LEMERRE Seleccionador de Túnez TÚNEZ, RIVAL DE ESPAÑA Ha hecho de la selección tunecina un equipo profesional, serio y disciplinado, aguerrido, a su imagen y semejanza. El rival de España habla y piensa en francés, por lo tanto también juega a la francesa CAMBIAR LA TECLA El sargento de hierro ENRIQUE ORTEGO D BERLÍN. Ningún otro técnico del mundo ha sido capaz de ganar la Eurocopa y la Copa de África. Roger Lemerre llevó a Francia al título en Bélgica y Holanda 2000 y cuatro años más tarde guió a Túnez al campeonato de su continente por primera vez en su historia. Desde entonces, este francés que cumple hoy 65 años, serio y poco dicharachero, con fama de sargento de hierro ganada en sus años de seleccionador francés militar, es el gran profeta del fútbol en ese país y todos le siguen como a un maestro. La Federación ya le ha renovado contrato hasta 2008. Roger Lemerre se refugió en Túnez después del fracaso de Francia en el Mundial de Corea y Japón, en el que defendía el título obtenido cuatro años antes en París. Él era segundo de Aimé Jacquet y quince días después de que Zidane levanLemerre da órdenes durante un partido tara la Copa del Mundo, la se produjo en los penaltis. Federación Francesa le ofreció el carLemerre no ha perdido su valor. A go. Era la continuidad a un trabajo pesar de que su relación con la prensa bien hecho que había finalizado con el tunecina es mala, como antes ya lo fue mayor de los galardones. Nada cambió con la francesa- -no concede entrevisen Francia de la mano de Lemerre. Esa tas individuales y es el fiel guardián de generación de futbolistas tenía todala imagen de sus jugadores- la Fedevía mucho juego dentro y con el nuevo ración y los profesionales están con él. técnico ganaron la Copa ConfederacioTambién cuenta con el respaldo de tones 2001 y la Eurocopa 2002. El varapados los técnicos locales, quienes no ollo del Mundial llevó consigo su destituvidan que de las primeras cosas que hición fulminante. Se encerró en su casa zo nada más ser nombrado seleccionade Yvelines y de allí sólo fue capaz de dor fue reunirse con ellos y pedirles insacarle el presidente de la Federación formación de todos los jugadores selecTunecina, que le convenció para derricionables. Más de cincuenta han pasabar y hacer nueva la casa de su selecdo por el equipo. Lemerre en persona ción. ha peinado el mercado europeo y el doméstico en busca de jugadores. Héroe anónimo con Francia Un equipo debe ser un puzzle. Y deDudó, pero aceptó. De Túnez guardaba be ser construido como una catedral un recuerdo especial. Había entrenapara ser verdaderamente equilibrado. do en 1984 al Esperance y allí había naEso quiere decir que hay que asociar cido su segunda hija. Desde aquel ototodas las virtudes a la vez Esa es la ño, casi invierno, de 2002, Lemerre ha trabajado a plena dedicación. Como siempre había trabajado en su vida. El Aceptó el cargo tras el primer objetivo era la Copa de África, que Túnez nunca había ganado, y defracaso de Francia en rrotó a Marruecos en la final. Después, Corea y es el único la clasificación para este Mundial, y la técnico del mundo que consiguió también por delante de Marruecos, su enemigo histórico. Sólo en ha ganado la Eurocopa, la pasada Copa de África (2006) el equicon Francia, y la Copa po no estuvo a la altura de lo que se esperaba, pero su derrota ante Nigeria de África, con Túnez teoría que ha querido llevar a la práctica en todos los equipos por los que ha pasado. Incluida la selección francesa, en la que siempre se mantuvo en un segundo plano ofreciendo el protagonismo a sus jugadores y él siendo el héroe anónimo. Nadie más que él ha hecho de Túnez un equipo. Ha implantado su profesionalidad, su sentido de la disciplina, el orden y el trabajo. Sobre el campo, el equipo muestra su carácter fiero y aguerrido. El mismo que él tiene en el banquillo, casi siempre de pie, con rictus serio. Dicen en Francia que Lemerre forjó este carácter mientras fue seleccionador del equipo militar, al que llevó a ganar el Mundial 95 en Italia. Lo evidente es que es un hombre de principios, sin dobleces, que no se ha dejado manejar nunca y que casi siempre consigue lo que pretende. REUTERS Él se considera un tunecino más y el pueblo le reconoce como tal. Habla con el nous cuando se refiere a la selección y con el mon cuando se refiere al país. En la aventura de su tercer Mundial consecutivo, su gran objetivo es que Túnez pase a octavos de final. Y piensa que con un empate mañana frente a España y ganando a Ucrania el último partido es posible lograrlo. espués del empate ante Suiza, Francia debería recuperar sus mejores cualidades para ser primera de grupo y no levantar más dudas entre sus pacientes aficionados. En la fase previa, Domenech tuvo problemas cuando decidió dar la alternativa a jugadores más jóvenes, pero al estar la clasificación en el aire optó por volver a llamar a los Makelele, Thuram, Zidane... Ahora ha vuelto a confiar en ésJAVIER tos. IRURETA Los galos tienen en su sistema defensivo jugadores de pasado muy brillante. Desde Barthez hasta los Sagnol, Thuram, Gallas... físicos y veteranos. Luego, dos hombres más recuperadores en el centro, como Makelele y Viera. Es difícil hacerles un gol, pero no fabrican tantas ocasiones como debieran. Zidane es el guía, la referencia y el que marca el sentido y el ritmo, pero tiene una edad que le impide mantener un alto nivel durante todo encuentro. El mayor problema de Francia, su falta de gol, ha generando un gran debate. Se basa en Henry, jugador inteligente, pero, como en el Arsenal, muy solo arriba. Domenech ha copiado el sistema de los ingleses y habrá hablado de ello con Wenger. Pero con la diferencia de que la Francia actual, con esos jugadores un tanto mayores, no tiene el mismo recorrido que los jóvenes del Arsenal. Con ellos, y aún siendo el mismo sistema, Henry se encuentra más arropado. En la selección está más solo. Es por ello que si desea jugar con determinados hombres en el centro Domenech debería dar entrada a Trezeguet, socio de Henry. Esto es, tiene que cambiar de tecla y que Trezeguet acompañe a Henry para hacer daño a Corea. Schweinfurt, lo más parecido a una ciudad de Túnez I. TYLKO SCHWEINFURT. Desde que la selección de Túnez llegó a Schweinfurt, esta ciudad bávara (a 100 kilómetros de Nuremberg y 160 de Fráncfort) se asemeja a cualquier localidad de Túnez en fiestas. Las banderas del país magrebí ondean por doquier y la zona peatonal aparece repleta de africanos. El cuscús, el té de menta, las pipas, la música y alguna improvisada y sugerente danza del vientre hacen que los alemanes que pasean por la zona se sientan como de vacaciones. Hasta en algunos comercios se ven- den recuerdos, productos artesanales y dulces. Se calcula que en el choque frente a España los tunecinos recibirán el apoyo de casi 20.000 aficionados, la mayoría emigrantes en Alemania, Francia y Bélgica. A la hora de preparar el duelo, los hombres de Lemerre se muestran más permeables que los ucranianos, que vivieron enclaustrados en un bosque de Potsdam. Permiten que se observe su trabajo y todos los días comparece algún jugador o el mismo técnico ante los periodistas, en un centro bastante bien montado.