Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 18 6 2006 Nacional 23 LA CRISIS DE LA INSEGURIDAD CIUDADANA Los Bomberos encontraron los cuerpos tras apagar un incendio detectado en el bosque que rodea la casa liá. De hecho, los dueños de la vivienda la habían alquilado a principios de mes a unos hombres de nacionalidad polaca. Sin embargo, fuentes policiales no quiseron confirmar ni desmentir si los tres hombres hallados muertos eran algunos de los actuales inquilinos de la vivienda- -cuyo paradero se desconocía ayer- pese a que todos los indicios apuntan a esta hipótesis. Por su parte, el alcalde de la población, Narcís Casassa, también confirmó en declaraciones a la emisora Catalunya Radio que le consta que la vivienda en cuya finca se hallaron los cadáveres había sido alquilada por unas personas de la mencionada nacionalidad a principios de este mes. El primer edil, sin embargo, no aportó más información sobre el caso y sólo señaló que los inquilinos no habían protagonizado ningún incidente en el poco tiempo que llevan viviendo en el pueblo. Un policía recoge muestras en la casa de campo donde se produjo el triple asesinato EFE Encuentran a tres extranjeros asesinados en el jardín de una casa de Gerona Las cadáveres, aún sin identificar, estaban en un agujero y medio quemados b Los Mossos no descartan que Descartan el robo violento La Policía autonómica catalana aseguraba ayer que no descarta que el suceso sea el macabro resultado de un ajuste de cuentas, aunque baraja otras hipótesis no reveladas. La hipótesis de la venganza se basa, sobre todo, en la forma en que fueron asesinadas las víctimas y por detalles como el hecho de que una de ellas tuviera atadas las manos a la espalda. Los Mossos d Esquadra, eso sí, rechazaron de plano que los asesinatos sean una consecuencia de algún tipo de robo con violencia perpetrado en la casa, como los que registran a menudo estos días en toda Cataluña y como los que, en el mismo Sant Julià, se han producido en los últimos meses. las víctimas, tres hombres, fueran algunos de los inquilinos de la vivienda, que eran polacos y que la habían alquilado este mismo mes J. GUIL GERONA. Misterioso y macabro hallazgo el que tuvo lugar ayer en Sant Juliá de Ramis, un pequeño pueblo de 2.500 habitantes de la provincia de Gerona. A las seis y media de la mañana fueron hallados en un agujero excavado en el boscoso jardín de una casa los cadáveres de tres hombres, cuya identidad aún se desconoce, que estaban semicalcinados y presentaban signos evidentes de violencia. Al menos una de las víctimas tenía las manos atadas a la espalda. Fueron los Bomberos de la Generalitat los que descubrieron este triple crimen. Varias dotaciones de este Cuerpo acudieron a una casa situada en una zona boscosa de Sant Juliá de Ramis, cerca de la autopista de AP- 7, para sofocar un pequeño incendio de maderas y basuras que se había detectado cerca de la vivienda, concretamente en la frondosa finca que la rodea. Cuando los bomberos lograron apagar el fuego, encontraron los tres cadáveres en un agujero excavado en la tierra y tapado con palés y maderas que habían sido pasto de las llamas. Los tres cuerpos estaban ya semicalcinados, lo que presumiblemente dificultará aún más su identificación. Inmediatamente después de localizar los cuerpos, los bomberos avisaron a los Mossos d Esquadra y una patrulla de Tráfico de este Cuerpo que se encontraba en las inmediaciones fue la primera en llegar al lugar de los hechos. Durante varias horas los agentes realizaron una minuciosa inspección ocular de la zona en busca de indicios sobre los criminales. A media mañana se desconocía la identidad de los tres hombres hallados muertos y ya por la tarde el suceso se rodeó de silencio y dudas por la deci- sión del juez de guardia de Gerona de decretar el secreto de sumario del caso. Amparándose en ello, los Mossos d Esquadra, encargados de la investigación de este triple crimen, no aportaron datos suficientes para poder determinar el móvil de este suceso. Fuentes de la investigación policial sólo precisaron que las víctimas eran individuos extranjeros y que no se trataba de los propietarios de la casa, que son vecinos del pueblo de Sant Ju- Una mujer, en la UVI por la brutal paliza que le propinaron los asaltantes de su vivienda J. G. TIANA (BARCELONA) Los robos con violencia a viviendas en Cataluña no sólo no cesan, sino que parecen recrudecerse en el grado de agresividad de los delincuentes. Dos ladrones entraron a robar en la madrugada de ayer en una casa de Tiana (Barcelona) y agredieron a su propietaria con tal violencia- -para convencer a su marido que les diera la combinación de la caja fuerte- que acabó ingresada en una UCI. Según informaron fuentes de los Mossos d Esquadra, el asalto se inició a las 00.59 horas de ayer, cuando dos ladrones entraron por la ventana del lavabo en una vivienda situada a la entrada del municipio de Tiana co- nocida como La bombonera y que es una villa de veraneo de principios de siglo XX. Ladrones españoles El matrimonio que vive en la casa, una mujer de 57 años y su marido, de 80, cuyas identidades no se facilitaron, estaba durmiendo cuando fue sorprendido por los dos ladrones. Les despertaron violentamente, les ataron y amordazaron y empezaron a apalear a la mujer, con puñetazos y patadas en la cabeza y la cara, para obligar a su marido a que les diera la combinación de la caja fuerte que tiene en casa. Finalmente, los ladrones obtuvieron así la combinación, abrieron la caja fuerte y se llevaron un botín de 10.000 euros en dinero y varias joyas. Tras su asalto huyeron en coche y aún no han sido localizados por la Policía autonómica. Pese a que estos delitos se suelen atribuir a bandas de delincuentes extranjeros, que provienen de Suramérica o de la Europa del Este, en este caso los Mossos creen que los asaltadores, que actuaron a cara descubierta y sin guantes, eran españoles. La peor parte del suceso se la llevó la mujer de la casa, que de la paliza recibida tuvo que ser ingresada en la UCI del Hospital Germans Trias i Pujol de Badalona (Barcelona) aquejada de un traumatismo encefálico. Pese a su estado, por la tarde pudo abandonar esta unidad y fue trasladada a una planta del hospital. Se han pasado mucho con la paliza señaló Álex Puga, sobrino de la mujer asaltada, quien aseguró que la víctima tenía los ojos tan hinchados de los golpes que casi no los podía abrir