Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 Madrid SÁBADO 17 6 2006 ABC IU vuelve a celebrar las Fiestas del Agua pese a la sequía b Aseguran que en esta conmemo- ración de la llegada del agua corriente a la localidad no se derrocha puesto que sólo se lanzan globos y se bañan en dos fuentes M. DÍAZ MADRID. Los pantanos de Madrid no llegan al 60 por ciento de su capacidad, continúan las restricciones de agua y la región afronta el inicio de un tórrido verano, pero el grupo municipal de Izquierda Unida (IU) de Parla considera que no hay una razón de peso para dejar de celebrar las Fiestas del Agua, una festividad no institucional que conmemora la llegada a la localidad, tras muchas reclamaciones a finales de los 70, del servicio de agua corriente por parte del Canal de Isabel II. Creemos que no debemos dejar que se olvide algo que en Parla costó mucho trabajo disfrutar, el poder abrir el grifo y que saliera agua a cualquier hora del día sostiene Eugenio Santos, portavoz de IU, insistiendo en que es una conmemoración en la que no se derrocha Es como una manifestación con charangas hasta la plaza de Dolores Ibárruri, donde nos bañamos en un par de fuentes y nos lanzamos unos 200 ó 300 globos, que pueden tener medio litro de agua cada uno; no hay mangueras ni nada justifica Santos, al que le gustaría que esta fiesta se institucionalizara, aunque sabe que es complicado: El alcalde, un dictador nato, las quitó al llegar al poder afirma. El Gobierno local (PSOE) por su parte, critica esta celebración: Es un poco absurda, con las restricciones que hay. Además, los barrios ya celebran unas fiestas estos días apuntan desde el Ayuntamiento. Ayer, entre dimes y diretes, voló el agua en las calles de Parla. Aspecto que ofrecía ayer el hospital Severo Ochoa, de Leganés ÁNGEL DE ANTONIO El PP considera alentador el descenso de muertes en urgencias del Severo Ochoa El PSOE, sin embargo, denuncia que se busca condenar a alguien como sea de Víctimas de Negligencias Sanitarias (Avinesa) se opina que los datos devuelven la dignidad y el prestigio a la sanidad madrileña MARÍA ISABEL SERRANO MADRID. El descenso del 47,8 por ciento de las muertes en el servicio de urgencias del hospital Severo Ochoa, como adelantó ayer ABC, hecho ocurrido durante el último año y coincidiendo con el cese del jefe de la unidad, el doctor Luis Montes, de baja laboral, provocó ayer una cadena de reacciones. Como es lógico, el PP cerró filas en torno al Gobierno regional y, en particular, a su consejero de Sanidad, Mab Desde la Asociación nuel Lamela. Sin embargo, desde el PSOE se criticaba la manipulación de los datos desde la propia Administración autonómica. Por su parte, la Asociación de Víctimas de Negligencias Médicas (Avinesa) consideraba que el hecho de que haya habido un 47,8 por ciento de muertes menos en urgencias del Severo Ochoa en 2005, no hace más que devolver el prestigio y la dignidad a la sanidad madrileña señalaba María Antonia del Moral, presidenta de la citada entidad. El consejero de Presidencia, Francisco Granados, decía: Es un dato alentador más que ratifica todos los informes médicos que se han pedido. Las prácticas en urgencias eran, cuando menos, irregulares. Otra cosa es que haya responsabilidades penales o que se puedan probar. Lamela ha actuado de forma impecable porque abrió una investigación, cesó al jefe del servicio y puso todo en manos de un juez Para Granados, y ante la evidencia de los datos, las críticas del portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, Rafael Simancas, le inhabilitan para dirigir la sanidad madrileña Al lado de los ciudadanos Lucas Fernández, portavoz de Sanidad del Grupo Socialista en la Asamblea de Madrid, cree que los datos y lo que se deduce de ellos son insidiosos Y explica que el servicio de urgencias del Severo Ochoa ya tenía un índice de mortalidad elevado porque se sedaba en urgencias dado que la Consejería de Sanidad puso y financió allí dos boxes para sedación terminal. No había, entonces, unidad de cuidados palitativos. Así, se comparan datos incomparables y situaciones radicalmente distintas El portavoz de Sanidad del PP también en la Asamblea, Javier Rodríguez, opina que la reducción de muertes en urgencias del Severo Ochoa confirma que las medidas de Lamela son acertadas porque se ha actuado al servicio de los ciudadanos. PSOE e IU, por el contrario, se pusieron al lado de algunos profesionales. Creo que todas las medidas que se han adoptado desde Sanidad han sido correctas Por último, el alcalde de Leganés, José Luis Pérez Ráez (PSOE) opina que tanto Esperanza Aguirre como su consejero de Sanidad, Manuel Lamela, quieren, por todos los medios, condenar a quien sea y como sea en el caso de las sedaciones irregulares en el servicio de urgencias del hospital Severo Ochoa. El edil asegura que se trata de una campaña de deterioro de imagen del citado centro hospitalario. Un jurado popular declara culpable al hombre que estranguló a su mujer en Parla ABC MADRID. Un jurado popular de la Audiencia de Madrid ha declarado culpable por unanimidad de un delito de homicidio a Kisolokele L. S. un hombre acusado de estrangular en junio de 2005 a su esposa en el domicilio que ambos compartían en Parla. El tribunal popular, que enjuiciaba al procesado desde el pasado martes, consideró probado que a las 20.50 horas del 1 de junio de 2005 Kisolokele, mientras se encontraba con su esposa Mamona M. B. en su casa de Parla, la agarró fuertemente del cuello hasta causarle la muerte por asfixia Tras cometer los hechos, el acusado, que se encontraba en trámites de divorcio de su mujer, llamó inmediatamente al teléfono de Emergencias 112, haciéndose responsable de la muerte de su esposa, que era madre de siete hijos, seis de ellos menores de edad. Los jueces legos han estimado que los hechos han quedado acreditados por la comparecencia del imputado, que se autoinculpó de la muerte de su mujer a lo largo de la vista oral, y por el testimonio de varios policías que acudieron al lugar del suceso y escu- charon a Kisolokele declararse autor del crimen. Después de escuchar el veredicto alcanzado por el jurado, las partes debatieron la solicitud de pena para el encausado. Así, tanto el Ministerio Fiscal como la acusación particular y el abogado del Estado mantuvieron la petición de 10 años de prisión para el inculpado así como que indemnice a cada uno de los hijos de la fallecida en 56. 935, 25 euros. Las acusaciones también reclamaron que Kisolokele quedase inhabilitado del ejercicio de la patria potestad de los hijos que tuvo con la víctima. La defensa se mostró conforme con la petición de pena, pero no con la inhabilitación, reclamando que se acuerde la suspensión de la patria potestad, en lugar de la inhabilitación. El juicio ha quedado visto para sentencia.