Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional EL REFERÉNDUM SOBRE EL ESTATUTO CATALÁN SÁBADO 10 6 2006 ABC Según la última encuesta publicada por el CIS, el término nación es indiferente para el 20,7 de los catalanes, y un 19,8 %lo considera negativo Una guía para entrar y salir de Cataluña Suben las hipotecas y asoma la abstención Ronronean los sistemas de aire acondicionado, escasean los ciudadanos en actos de campaña, el victimismo se chuta con la redimensión empresarial de Iberia y hay quien alPor macena Prozac para la VALENTÍ noche del recuento. CirPUIG culan rumores, pero lentos y fatigados, carentes de ese empuje latino que genera la maledicencia política. Por entre la gruesa costra de indiferencia, aparecían ayer los periscopios de los sondeos, después de una mañana sobresaltada por unas declaraciones de Maragall. Al decir que tiene su importancia el lugar donde haya nacido quien quiera ser presidente de la Generalitat algunos interpretaron que le barraba el paso a la candidatura de José Montilla. Tanto es así que el PSC- PSOE tuvo que salir al paso sosteniendo lo contrario que su presidente. Derecho y clamó por los incontables beneficios de la autodeterminación. Para otro día dejó por explicar como la autonomía de Irlanda está colapsada porque el IRA no acaba de entregar las armas. Por supuesto, se subió al avión de regreso con un premio que concede el Centro Internacional Escarré para las Minorías Etnicas y las Naciones. 20,7 eso le resulta indiferente y un 19,8 %lo ve negativo. Ambas posiciones suman algo más de un 40 un bloque de opinión considerablemente ajeno a ese 90 de diputados del parlamento autonómico que hasta ahora venía siendo el sofisma más frecuentado para visualizar un Estatut que- -como los pasos de Semana Santa- -llegaba impelido por cientos de miles de costaleros. Hasta ahora y como fase añadida del nacionalismo, la desviación semántica había sido la mejor estrategia. El demos catalán estrena un letargo porque eso de que la comunidad postergue al individuo adormece y esclerotiza. Los Ciutadans pel Canvi que constituían la avanzadilla del maragallismo ya fueron prejubilados. La túnica de ese Estatut se está rifando en el cinturón industrial de Barcelona y no en las esquinas novecentistas del barrio de Sant Gervasi. Pujol está rejuveneciendo. DICCIONARIO PERSA DE CATALUÑA MIQUEL PORTA PERALES No todos quieren ser nación En realidad, ser nación- -como define el Estatut -no parece ser algo que importe mucho a la ciudadanía de Cataluña. Más bien poco. Según el CIS, al Los rumores hablan de un pacto entre Maragall y Montilla para que la Generalitat siga en manos de los socialistas Montilla, José. En la primavera de 2005, un grupo de militantes de base del PSC enviaron una carta a sus compañeros del PSOE. Un fragmento: dirigentes del PSC con procedencias identitarias no impecables desde el criterio nacionalista justifican hoy- -solamente en privado- -su seguidismo catalanista por las dificultades que entraña ir contracorriente de un régimen bien consolidado... son como jinetes de rodeo, que limitan el ejercicio de la política al arte de mantenerse sobre el caballo... deseamos sinceramente poder mantener la confianza en estos compañeros, pero para ello deben mostrar su voluntad de ser algo más que jinetes de rodeo El hombre de mármol llamó a sus colaboradores de confianza. Tú de segundo, yo de primero Los rumores hablan de un pacto entre Maragall y Montilla: Tú, Pepe, vas de segundo y yo de primero; ganamos y luego yo me retiro Igual que Tony Blair pactó con Gordon Brown sin cumplir luego. Lo que no se ha respetado a la sombra de Westminster lo quiere avalar Maragall en el zoco postelectoral de la Boquería. De tantas manos apretadas con fervor estatutario y presidencial, Maragall ha tenido que protegerse con una prótesis, de lo cual se deduce que antes no daba apretones de mano o que su acartonamiento óseo- político es un hecho. Deconstruccionismo culinario, deconstruccionismo autonómico: por contraste, la gran expectativa de este año en Barcelona es el festival Sónar y lo que aporten los participantes japoneses en materia de sonido e imagen, de tecnología y arte. La aportación no llega a tiempo para reinventar la campaña audiovisual del referéndum. Ahí todos los partidos reinciden en la formulación ñoña, falsaria, de mala gana o de mala uva. Un PSC- PSOE que se juega mucho poder por un Estatuto en el que nunca había creído demasiado pudiera caer en la tentación de animar a su electorado sacando a pasear el dobberman aznarista y la guerra de Irak. Por el momento, en la Cataluña profunda prosigue la acrisolada costumbre del desayuno con tenedor, la compra de pantallas impresionantes para el Mundial y la instalación de sistemas de seguridad en casa, por si vienen unos rumanos de visita. El paso de Gerry Adams dejó poca huella pero causó cierto escarnio. De entre todos los lugares posibles, el pistolero del IRA estuvo en la Facultad de Josep Piqué y Mariano Rajoy participaron ayer en Rialp en un encuentro empresarial EFE Rajoy ve en el Estatuto un semillero de conflictos jurídicos ÁNGEL MARÍN RIALP (Lérida) El presidente del PP, Mariano Rajoy, avisó ayer de que el Estatuto se convertirá en un semillero de conflictos jurídicos porque todos sus artículos- -especialmente los del capítulo de Derechos y Deberes- -están redactados de forma ambigua para que cada partido pueda interpretarlos de acuerdo a sus intere- ses. Como ejemplo, puso el derecho a vivir dignamente el proceso de la muerte. Ante las 350 personas que asistieron al XVII Encuentro Empresarial que se ha celebrado en el Pirineo catalán, Rajoy insistió en que la reforma estatutaria rompe el consenso constitucional de 1978 y cambia el modelo del Estado a una suerte de confederación donde se blindan las competencias de las comunidades autónomas. Yo creo en el modelo autonómico, que ha sido bueno y útil para España subrayó el jefe de la oposición, tras denunciar que el proceso de reformas estatutarias emprendido por el Gobierno de Zapatero debilita de forma insoportable al Estado al perder competencias y recursos en beneficio de las autonomías Argumentó, además, que el Estatuto es obra de Mas, que traicionó al Parlamento de Cataluña, y de Zapatero, que traicionó al presidente de la Generalitat Como viene siendo habitual en sus desplazamientos a tierras catalanas, Rajoy debió escuchar algunas críticas empresariales a la línea política de su partido.