Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 7 6 2006 Deportes 103 TENIS ROLAND GARROS El campeón, que perdió un set porque estaba cansado, se queja del muslo derecho y ha reducido al máximo la carga de sus entrenamientos... Las doce horas en la pista pasan factura Inquietud por la fatiga de Rafa Nadal TEXTO DOMINGO PÉREZ PARÍS. Existe una ligera inquietud, por el momento lejana a la alarma, en el entorno de Rafael Nadal en cuanto a su rendimiento físico. Las casi cinco horas del partido contra Paul- Henri Mathieu en la tercera ronda rompieron todos los planes del equipo del mallorquín. Las previsiones iban en la línea de lo ocurrido el año pasado. Rafa Nadal llevaba en 2005 a estas mismas alturas de la competición un total de 8 horas y 36 minutos en la pista después de haber disputado 13 sets (12 ganados) Sin embargo, en contra de todo lo esperado, el manacorí se presenta hoy a partir de las doce de la mañana en los cuartos de final siendo el jugador que más tiempo ha pasado en la cancha tras los cuatro primeros encuentros. En total, ha estado en acción 12 horas y 15 minutos, casi cuatro más de las previsibles, y ha completado 14 sets (12 vencidos) Contrasta el sobreesfuerzo del español con la velocidad de Roger Federer, que ha jugado durante 10 horas y 41 minutos, pero para alcanzar las semifinales. Es decir, en cinco partidos, uno más que el español, y para completar 16 sets (15 ganados) La incógnita es aún más inquietante cuando las señas de debilidad han sido leves, pero patentes. El propio tenista reconoció que el segundo set contra Hewitt se le escapó por la fatiga. No es habitual que Rafa sufra estas bajadas de régimen, aunque resulten fugaces. tas al trote, unos a medio gas y unos 40 minutos de raqueta con Emilio Sánchez Vicario de sparring Casi ni corrió. Practicó algunos golpes y se entretuvo un rato en intentar darle en broma un pelotazo al capitán de Copa Davis, que estuvo ágil y se libró. Además, para paliar el desgaste se está incidiendo en los masajes- -se ha aumentado el número de los mismos- -y en los estiramientos. Nadal, durante todo el año, se somete a técnicas orientales del tipo del do- in japonés, con influencias del shiatsu y yoga, un tipo de calentamiento que favorece la movilidad articular y especialmente útil en situaciones de gran exigencia física. Toni confía en que su pupilo esté repuesto para el partido de hoy contra el serbio Novak Djokovic: Es muy bueno y nos sorprende que no esté más arriba en el ranking. Creo que tiene tenis para ser uno de los mejores del mundo El balcánico ocupa el puesto 63. Es un hombre de fondo de pista con una muy buena gama de golpes. Tiene 19 años y en ese sentido el de Manacor lleva ventaja porque se ha mostrado implacable con los de su generación. Hace tres temporadas que no pierde con ninguno. Además de la semifinal, el triunfo tendría un premio añadido para Nadal, pues le aseguraría la segunda posición mundial. Nadal se entrenó ayer durante un rato con una pelota EFE Cambio de programación Su tío y entrenador, Toni, reconocía que se habían visto obligados a variar la programación de trabajo: No esperábamos que jugara durante tanto rato, pero son imponderables. La cosa viene así dada y hay que resignarse. Nos hemos visto obligados a reducir la carga física, entrenamos mucho menos y más suavemente. Al fin y al cabo, ya hemos entrenado bastante en los partidos. Además, así aumentamos el tiempo dedicado a la recuperación Para empezar, a Nadal se ha pegado como un ángel de la guarda el médico de la Federación Española, Ruiz Cotorro. Nos está ayudando a coordinar la recuperación Su preocupación se centraba en los isquiotibiales de la zona posterior del muslo derecho del tenista, resentidos por la sobrecarga, pero que no le impedirán rendir al máximo. Ayer se entrenó por eso muy suavemente. Unos peloteos- -con el pie, que el fútbol es su gran pasión y de paso desintoxica del tenis- -con un baloncito rojo que le acompaña a todas partes. En total, apenas una hora, unas vuel- Federer- Nalbandian, primera semifinal Henin y Clijsters aseguran una belga en la final femenina D. P. PARÍS. Ya se conocen seis de los ocho semifinalistas del torneo. Los dos masculinos de la parte alta del cuadro, que serán Roger Federer y David Nalbandian; y las cuatro mujeres que han alcanzado la penúltima ronda. A saber, Justine Henin y Kim Clijsters, que aseguran una finalista belga para el sábado, y la rusa Kuznetsova, que se medirá con la checa Vaidisova, una top model con un drive digno de un descargador de muelles. La jornada quedó sembrada de detalles para el recuerdo. En el choque entre las rusas formadas en España resultó curiosa la pirueta que el destino le tenía reservada a la valenciana Dinara Safina. La hermana de Safin eliminó en octavos a Maria Sharapova en una remontada épica. Perdía por 1- 5 en el tercer set, tenía un pie en el avión de regreso a casa y, de repente, levantó el choque de forma casi milagrosa. Ayer le correspondió vivir el revés de la moneda. Superaba a la barcelonesa Svetlana Kutznesova por 1- 5 en el primer set. Pero ahí se quedó encallada y en el resto del partido sólo fue capaz de hacer un juego más. El Vaidisova- Williams reservó un Resultados Hombres, cuartos Federer (Sui. 1) a Ancic (Cro. 12) 6- 4, 6- 3 y 6- 4. Nalbandian (Arg. 3) a Davydenko (Rus. 6) 6- 3, 6- 3, 2- 6, 6- 4. Mujeres, cuartos Vaidisova (Che. 16) a Venus Williams (EE. UU. 11) 6- 7 (5) 6- 1 y 6- 3. Kutznesova (Rus. 8) a Safina (Rus. 14) 7- 6 (5) 6- 0. Henin (Bel. 5) a Groenfeld (Ale. 13) 7- 5, 6- 2. Clijsters (Bel. 2) a Hingis (Sui. 12) 7- 6 (5) 6- 1. bonito duelo de pegadoras salvajes. Como dos gotas de agua son los drives de una y otra. Clijsters puso en evidencia los límites de Hingis, que sólo aguantó el primer set, y Henin brilló para deshacerse de Groenefeld. La pequeña valona sigue siendo la gran candidata a revalidar el título. En categoría masculina, Federer continúa paseándose. Arrolló a Ancic y se clasificó por octava vez consecutiva para unas semifinales de un Grand Slam una marca que sólo ha superado en la historia Ivan Lendl, con diez. Y ya está sólo a dos victorias de conseguir su cuarto grande seguido, un récord que sólo se ha logrado tres veces, la última en 1969 a cargo del australiano Rod Laver. Su próximo escollo será un David Nalbandian que se mostró muy sólido frente a una roca como Davydenko. El argentino, casi sin hacer ruido, está firmando una extraordinaria quincena.