Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 6 6 2006 Economía 93 El presidente de Iberia dirá a Maragall que la compañía no abandona Cataluña Mañana hablará con Montilla y Álvarez y el jueves con el presidente catalán de Iberia, Fernando Conte, intentará que las turbulencias desatadas en Cataluña por su anuncio de suprimir rutas no se convierta en una tormenta política JOAN CARLES VALERO BARCELONA. La polémica desatada por el anuncio de Iberia de retirar los vuelos del aeropuerto de Barcelona que no sean rentables ha hecho que la agenda del presidente de Iberia, Fernando Conte, registre esta semana una inusitada intensidad política. Mañana se entrevistará con la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, reunión a la que también asistirá el ministro de Industria, Comercio y Turismo, José Montilla. La doble cita ministerial será el preámbulo de un encuentro el jueves con el presidente de Cataluña, Pasqual Maragall. Fuentes de la Generalitat han adelantado que Maragall expresará a Conte el malestar que ha generado en Cataluña la decisión de la aerolínea de suprimir la mayoría de los vuelos de El Prat para mantener sólo el puente aéb El presidente Queda descartado un boicot al puente aéreo El presidente de Turismo de Barcelona, Joan Gaspart, y el presidente de la patronal Pimec, Josep González, descartaron ayer la posibilidad de plantear un boicot al puente aéreo de Iberia por su decisión de retirar vuelos del aeropuerto de Barcelona. En declaraciones a la emisora Rac 1, Gaspart explicó que antes de llegar a este punto se debe dialogar y buscar soluciones. Iberia ha lanzado una idea y ahora se ha de ver hasta dónde llega Sin embargo, recalcó que Iberia no es una empresa normal, viene de ser una empresa pública y debe recordar los derechos que tiene y no puede plantearse perjudicar a una ciudad como Barcelona Por su parte, González también se mostró partidario de esperar a los próximos acontecimientos, aunque reconoció que con estas actuaciones, Iberia pone la disposición de los pasajeros de tomar cualquier tipo de medidas Añadió que ojalá tuviésemos el AVE, del que tantos años estamos hablando y tantas frustraciones está comportando, porque sería una alternativa a Iberia Unánime reacción catalana La reacción del mundo económico catalán a la intención de Iberia de eliminar en Barcelona las rutas que no resulten rentables ha registrado una unanimidad sólo comparable a la reclamación de más inversiones en infraestructuras. Desde patronales, a sindicatos, sin olvidar instituciones empresariales como la Cámara, las escuelas de negocios y la Feria de Barcelona, reclaman al unísono una reacción política ante el anuncio de Iberia. De entrada, la polémica ha reactivado con fuerza la reivindicación catalana de que se dé entrada en la gestión del aeropuerto de El Prat a la iniciativa privada y las administraciones locales y autonómicas. Iberia, como principal compañía usuaria del aeropuerto, también quiere participar en su gestión. reo, el negocio más beneficioso de la compañía y uno de los trayectos más rentables de Europa. Maragall pedirá a Iberia que se replantee esta decisión, que podría suponer la supresión de una treintena de vuelos que conectan El Prat con algunos aeropuertos españoles y europeos, entre otras razones, porque la eliminación de estos vuelos podría suponer un serio revés para la economía catalana y para el turismo de Barcelona. Por su parte, Conte intentará tranquilizar a Maragall y probablemente le confirme el compromiso de Iberia con Cataluña, aunque adaptado a los nuevos tiempos que atraviesa el sector de las líneas aéreas. La elevada cuota de mercado que han conseguido en poco tiempo las denominadas compañías de bajo coste supone el 40 del mercado en el caso de Barcelona. Iberia participa en la nueva línea Catair con un 20 junto a Cobra (ACS) Quercus (de la familia Carulla propietaria de Agrolimen) el grupo turístico Iberostar (de la familia Fluxá) y Nefinsa (grupo controlado por Serratosa, de Air Nostrum) Iberia quiere competir con las mismas armas a través de Catair, la nueva compañía aérea de precios ajustados. Medios aeronáuticos señalan que Iberia, al igual que ha cedido a su franquicia Air Nostrum once rutas desde El Prat, entre ellas las de Almería y Santander, ahora podría transferir a Catair los vuelos que no son rentables desde Barcelona.