Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 Nacional LA CRISIS DE LA INSEGURIDAD CIUDADANA DOMINGO 28 5 2006 ABC Pérez Rubalcaba asegura que Cataluña nunca ha estado tan protegida como en este momento El ministro preside la incorporación de 264 guardias civiles al dispositivo contra los asaltos b Los responsables de la seguri- dad no tienen constancia de que la presión policial de los últimos días haya desplazado a los delincuentes a otras zonas M. J. F. BARCELONA. El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, y la responsable de este mismo ámbito en Cataluña, Montserrat Tura, coincidieron ayer en que esta comunidad nunca ha tenido tantos agentes y tan bien preparados como ahora trabajando en la prevención de delitos como los asaltos violentos a viviendas, que en las últimas semanas han puesto en jaque a los cuerpos policiales. Pérez Rubalcaba y Tura presidieron en el cuartel de Travesera de Gracia el acto de bienvenida a los 264 guardias civiles en prácticas que, procedentes de la academia de Baeza (Jaén) se incorporan al dispositivo especial destinado a Cataluña para reforzar la seguridad. Estos agentes se unen a 53 que llegaron en abril, y otros 50 lo harán en junio. El total, 367 efectivos, se distribuirá entre las cuatro provincias: 185 irán a Barcelona, 134 a Tarragona, 24 a Gerona y otros 24 a Lérida, Rubalcaba estuvo acompañado por el director general de la Guardia Civil, Joan Mesquida, y el delegado del Gobierno en Cataluña, Joan Rangel. Rubalcaba, Tura y Rangel, con mandos de la Guardia Civil tenar de robos. En esa investigación, que recibió elogio del ministro, han colaborado los Mossos y la Policía Nacional. Pérez Rubalcaba y Montserrat Tura destacaron que ese trabajo codo con codo seguirá dando frutos La supuesta falta de coordinación ha sido motivo de polémica en los últimos días, lo mismo que la escasez de YOLANDA CARDO Me llevo la mejor impresión Posteriormente, el ministro y la consejera Tura se reunieron en el Departamento de Interior de la Generalitat, en el que era su primer encuentro personal, junto a los máximos responsables de la Guardia Civil, los Mossos y la Policía Nacional en Cataluña. Hemos pasado revista a nuestra coordinación y me llevo la mejor impresión aseguró Pérez Rubalcaba, quien reconoció que ahora se está haciendo un esfuerzo especial en ese aspecto. Destacó la operación de la Guardia Civil que acabó el viernes con la detención en Maspujols (Tarragona) de cuatro hombres, seguramente rumanos, a los que se considera autores de un cen- El responsable de Interior y la consejera Tura defienden la coordinación policial, que dará sus frutos efectivos de los Cuerpos de Seguridad del Estado en algunas zonas ante el despliegue de los Mossos. No obstante, Pérez Rubalcaba no disponía de cifras sobre los agentes de la Guardia Civil y la Policía Nacional que han abandonado esta comunidad desde que comenzó ese despliegue, que acabará en 2008. El último asalto con violencia a una vivienda se produjo en Les Borges del Camp (Tarragona) ayer hizo una semana. Los máximos responsables de la seguridad no tienen evidencias de que ese respiro obedezca a que los delincuentes hayan podido abandonar Cataluña por la presión policial y se hayan desplazado a otras zonas, según reconoció el ministro del Interior. Valencia aún vive con el miedo meses después del sangriento asalto al chalé de un empresario ISABEL RODRÍGUEZ DE LA TORRE VALENCIA. El estancamiento, cuando no descenso, de la delincuencia en la Comunidad Valenciana no ha conseguido frenar la sensación de inseguridad en una población que vive, y sobre todo duerme, atemorizada ante la posibilidad de recibir la visita de extraños en la noche. Dicen las estadísticas oficiales que los robos en viviendas rurales cayeron un 9 por ciento en 2005, pero la frialdad de los porcentajes no tranquiliza a quienes viven en chalés, urbanizaciones y casas de campo, cuyos miedos se dispararon tras el asalto del que fue víctima un conocido industrial de Canals (Valencia) Manuel Ramírez, el yerno del fundador del imperio textil Ferry s mató supuestamente a dos de los asaltantes después de haber sido agredido y vejado. La repercusión mediática de este suceso marcó un punto de inflexión entre quienes se sienten vendidos y desamparados y dio paso a un goteo de manifestaciones e iniciativas tan arriesgadas como estériles para tapar los agujeros que dejan al descubierto las diezmadas plantillas de los cuerpos policiales. La Delegación de Gobierno mantiene que nunca antes hubo tantos agentes. Pero la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) maneja datos que hablan de un incremento del 166 por ciento de delitos en los últimos 10 años a los que tienen que hacer frente plantillas que no han crecido desde entonces. Esta circunstancia ha servido a la Generalitat para ondear la bandera del agravio comparativo respecto a Cataluña. donde se han enviado más de 350 nuevos guardias. La AUGC cifra en 600 el número de agentes de baja en Valencia. Frente a puestos de la Benemérita con plantillas raquíticas para dar cobertura a varios municipios, algunas pueblos, como los de las comarcas de La Costera y Canal de Navarrés, optaron por organizar patrullas ciudadanas, desoyendo los consejos de la Delegación de Gobierno, que trató de disuadirles por los riesgos de semejante iniciativa. Pero el debate de la inseguridad recorre un camino paralelo al de la demagogia política y no faltaron alcaldes que, pese a que sus municipios no eran los más castigados por la delincuencia, movilizaron a sus vecinos e hicieron una apuesta por la seguridad privada. Los hubo imaginativos y trataron de paliar la escasez de medios encomendando a los operarios del servicio de recogida de basura tareas de vigilancia. A título particular, los dispositivos de alarma se dispararon y a quien el bolsillo se lo permitió, optó por blindar una estancia de la casa, generalmente el dormitorio, para proteger, si no sus bienes, sí su sueño y su integridad física.