Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 28 5 2006 Opinión 5 UNA RAYA EN EL AGUA EL ESTEREOTIPO O peor es el cachondeo. Esa pátina de guasa maliciosa- qué, ¿vienes de tu realidad nacional? -con que se nos vuelve a mirar a los andaluces, de nuevo víctimas de un cruel estereotipo surgido esta vez de nuestras propias entrañas, acuñado desde nuestra teórica emancipaciónde los tópicos y las trivialidades. Siempre el mito de Sísifo, la condena perpetua a subir la roca de los clichés por una montaña de prejuicios, pero ahora con el lastre añadido de un empeño arrogante, de un vacuodeliriode soberbia engendrado en el corazón de nuestra sociedad política. No les bastaba con el régimen de dependencia, con la aniquilación del espíritu crítico, con la hegemónica y displicente insIGNACIO tauración de un caciquisCAMACHO mo moderno de subvenciones y clientelas; ni con resucitar en Canal Sur el peor folklorismo autosatisfecho, la más zafia autoafirmación de una mentalidad enquistada en la procacidad, la aculturalidad y el populismo. Necesitaban una vuelta de tuerca, el orteguiano rizo de la complacencia en el espectáculo de la peculiaridad, pero esta vez envuelta en la solemnidad retórica de una definición identitaria convertida en un hueco desvarío. Lo más doloroso es que esta nueva inmolación colectiva, que nos ofrece ante la ciudadanía española como burlesca caricatura voluntaria de nuestras más rancias presunciones, ha partido del más alto nivel de la dirigencia publica, convertida en una élite autista sin el más mínimo sentido del pudor. Una casta enrocada sobre sus propios privilegios, capaz de organizar un cambalache de sentimientos e identidades en el mercadillo ambulante del poder, aislada desde el mediocre confort de sus poltronas en una petulancia blindada ante cualquier tentación de decoro. Han sido ellos, los gobernantes y parlamentarios de una autonomía que nació para acabar con los pertinaces convencionalismos históricos del ser andaluz, los que han elevado a la enésima potencia la vieja farsa rancia del engreimiento sobre nuestras miserias. Ellos los que han perpetuado sin recato el mito negativo de nuestra inconsciencia colectiva y nuestra trivialidad esencial. Ellos los que se han ofrecido a España como bufones de una torpe parodia estatutaria. Ellos los que han proclamado- -sin creérselo, claro, que es lo más triste, lo más cínico- -que somos una especie de nación sobrevenida cuyo hecho diferencial más señero es el subdesarrollo y... la deuda histórica, es decir, la triste y prosaica reivindicación de que nos deben dinero. Y ahora, de nuevo, por su culpa, nos toca sufrir la sonrisa suficiente, la broma condescendiente, la chanza sorda de otros tiempos, actualizada con el agravante de boato histórico y etiqueta legal que nuestros propios gobernantes han impreso sobre sus más descarnadas conveniencias. No les ha resultado suficiente apoderarse del sueño de la autonomía para tejer un manto de sumisiones con el que guarecer su propio modo de vida; tenían que dejar claro ante toda la verdadera nación que en Andalucía ya sólo creen los que viven de ella. L CRIMEN ORGANIZADO Y POR ORGANIZAR U NA copla de Marifé de Triana recorre España: Miedo, tengo miedo... Miedo de vivir en un chalé. Y ha ocurrido un lance parecido al del diplomático inglés a quien los manifestantes le reclamaban Gibraltar Español ante la embajada, y a quien el ministro de la Gobernación le quería mandar más guardias, cuando lo que necesitaba el hombre era que le enviaran menos estudiantes del SEU. El Gobierno va a mandar más guardias civiles a Cataluña para evitar el asalto y desvalijamiento de chalés, cuando lo que hacía falta es que no hubieran despicoletizado aquello antes, quitando los tricornios beneméritos como si fueran toros de Osborne o muñequitas flamencas de Marín, oprobiosos símbolos de la opresión española. ¿O es que los mozos de escuadra, con tantas ínfulas de competencias plenas, no sirven para detener bandas de atracadores y reventadores y son tan españolistas que conANTONIO fían, como todos nosotros, en la GuarBURGOS dia Civil? En vez de mandar tantos guardias civiles a Cataluña, mejor que el Gobierno deje entrar menos inmigrantes ilegales de la Europa del Este por el coladero fronterizo de La Junquera. Toda España mirando los cayucos de Canarias y en ellos vienen tres negritos del África Tropical de nada, vamos, ni media canción del Cola Cao, cuando la leña inmigratoria gorda y delictiva nunca sale en el telediario, porque entra por Barajas o por La Junquera. Y ha dicho Acebes algo de cajón: el verde y con asas o el blanco y en botella de que los asaltos masivos a los chaleres (que es el plural de chalé en Koala, chaleres) son la consecuencia directa del asalto masivo a nuestras fronteras por parte de la inmigración ilegal con las sucesivas regularizaciones y su efecto llamada. El papeles para todos nos ha traído el chalé reventado para todos. Y el apagón informativo sobre el aumento de la delincuencia. Lo del Carmelo tenía encima más focos que una vedette de revista de Colsada, comparado con este apagón informativo sobre criminalidad e inseguridad ciudadana. En materia de atracos, de tirones, de secuestros exprés, de pisos asaltados y chalés reventados también se aplica la suprema norma del No Nada. Eso es cosa de los fascistas, de Acebes, que no hay nada que les guste más que hablar de inseguridad ciudadana y del tirón del bolso que le dieron a la prima de la vecina de la sobrina de la cuñada de la novia de uno que vive en la otra escalera del bloque, en un piso que por cierto asaltaron el otro día con ellos dentro. Aguanten la risa, porque para remediar todo esto que se silencia han constituido el Centro Nacional contra el Crimen Organizado. Cuando leí el título rimbombante, me dije: ¿Pero no anuncian que van a empezar a negociar con la ETA? ¿A qué viene entonces crear ahora el Centro Nacional contra el Crimen Organizado? ¿Es que van a reanudar la lucha policial, judicial y política contra la ETA? Será el Centro contra el Crimen por Organizar, digo yo. Porque organizado, organizado, lo que se dice organizado, ningún crimen mejor organizado que el de la ETA y ya ven ustedes: ponen a la Policía a mirar para otro sitio, ponen a los jueces con las sentencias a la funerala, aplazan a las calendas vascongadas (versión ZP de las griegas) el encarcelamiento del delincuente Otegui y todo así. El Estado entero lo han puesto a merced del chantaje del Crimen Organizado de la ETA, con sus mil muertos, y ahora nos vienen a decir que se van a ocupar mucho del Crimen Organizado. Cuando, como una banda de inmigrantes ilegales ex militares del Este, los terroristas de la ETA han reventado a su gusto, recreándose en la suerte, el chalé del Estado de Derecho... con la aquiescencia de sus inquilinos. Lo del Gobierno con la ETA es como si a su chalé llegara la banda de inmigrantes ilegales asaltantes y usted, en vez de llamar a la Policía, les dijera que vamos a sentarnos a dialogar y a negociar, a ver si iniciamos un proceso de paz, en plan vamos a llevarnos bien... todo lo que tengan ustedes que llevarse. (Por ejemplo, el Estado de Derecho por delante.