Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 Madrid VIERNES 26 5 2006 ABC MADRID AL DÍA MESTRE IGNACIO RUIZ QUINTANO SE DICE SE COMENTA EL INVITADO Uno de los aspectos más comentados de la reunión del grupo municipal popuplar que tuvo lugar ayer fue la presencia de un invitado especial. Y es que, entre tanto concejal, parecía uno más. No es de extrañar, puesto que los clásicos rumores preelectorales le sitúan muy, muy cerca de todos ellos. El protocolo le colocó junto a dos pesos pesados del núcleo duro gallardonista. Extraños compañeros de foto, pero ¿qué puede deparar el futuro próximo? ¿Pueden las listas municipales deparar algún episodio sorpresivo? ¿Se cuece alguna otra operación política? OTRA VUELTA DE TUERCA El Tribunal Constitucional ha admitido a trámite el segundo conflicto positivo de competencias planteado por el Gobierno central contra los proyectos autonómicos de construcción del cierre norte de la M- 50 y de la radial de peaje R- 1. El Gobierno planteó un primer conflicto positivo de competencias contra las convocatorias de los correspondientes concursos de consultoría y asistencia; posteriormente hizo lo mismo, en este caso contra las adjudicaciones de los mencionados concursos. Otra vuelta de tuerca contra dos proyectos esenciales para la Comunidad. estre! ¡Mestre! ¡Socorro! ¡Que se llevan al mestre! gritaban unos discípulos de Miró en Roma cuando unos visitantes del artista, con el ánimo de comprobar su peso de hombre menudo, lo cogieron en brazos, ante el estupor del mestre Y lo que son los tiempos: Mestre, hoy, es la gobernadora de Madrid, el sultanato de todas las manifestaciones de España. Por las cosas que ella viene diciendo no puede uno hacerse una idea definitiva de su programa: procedente del lugarcomunismo puro y duro, habla cual lorito real de la rama del progreso, que es la que la sostiene. A su lado, Méndez, el de antes, era el hijo de Minerva y de uno de los gigantes que quisieron escalar el cielo. (Lancemos aquí otro cubo de cohetes en honor del gobernador despedido. Ni altisonancias ni imágenes, ni increpaciones ni tropos. Tampoco la sugestión de una habilidad o el regalo de una cuquería. Ni una sola frase rotunda, capaz de taladrar la indiferencia de la muchedumbre. Frases aburridas, gastadas, insignificantes- temáticas- que algún día fueron gala de los artículos de fondo de los periódicos provincianos, pero que nadie pronuncia ya, que se han quedado sin sentido, huecas, cascadas, polvorientas, adormilantes, viven aún, como en un museo de vulgaridades, en el cerebro de... Pues eso. Palabras acordeonadas, prensadas, copiosas e insistentes. Fetichista de una denominación: Estado de derecho Braceemos en la hojarasca de sus tópicos: En un Estado de derecho... Soy ciudadana de a pie... A los inmigrantes hay que abrirles los brazos... Los inmigrantes vienen a trabajar... Empeño mi palabra de mujer al buey por el cuerno, al hombre por la palabra en consolidar el trabajo de mi antecesor, que me parece que tiene un nivel de ética excelente... Me gustaría mejorar la seguridad de tal manera que camináramos más confiados por las calles... ¿Más confiados? Será ella la desconfiada. Pocas cosas dan más confianza en la vida que caminar por las calles de Madrid, si se conoce la doctrina: abrazarse a los inmigrantes (o chocar las manos al estilo NBA) y cambiarse de acera únicamente si uno se encuentra, bien con un español, bien con un turista, que serían, por pura lógica, los transeúntes peligrosos. ¡M LA OPINIÓN DEL LECTOR Pueden dirigir sus cartas a esta sección: Correo: C Juan Ignacio Luca de Tena, 7. 28027 Madrid Fax: 917 424 104. Correo electrónico: madrid abc. es Incompetencias Tengo la suerte de vivir a las afueras de Madrid, respirando el aire de la Sierra y con menos ruidos que en la capital. Aunque a veces dudo de que esa suerte sea buena. Trabajo en el paseo de la Castellana y a diario entro en Madrid por la autovía M- 607. Si bien es cierto que cuando terminen las aparentemente interminables obras, el nudo norte quedará perfectamente; mientras tanto, un recorrido que se hace en 20 minutos, no te lleva menos de una hora. Pero mi sorpresa es que, cuando no hay agentes municipales controlando el tráfico, el recorrido se hace en 20 minutos. Si la Policía Municipal está para regular y facilitar el tráfico, ¿cómo es posible? Sencillo: en la intersección de los accesos a la M- 30 desde la avenida de la Ilustración, y al paseo de la Castellana desde la autovía M- 607 se instalan a diario dos municipales, favoreciendo, sin lugar a dudas, a los conductores que proceden de la avda. de la Ilustración ¿por qué? Porque el tráfico de Madrid es de su competencia. Y el de la M- 607 es competencia de la Guardia Civil. En definitiva, la in- competencia de unos y otros, la pagamos los ciudadanos. Y no le digo nada de los atascos vespertinos en la salida del mismo paseo de la Castellana gracias a los agentes de movilidad. Marta González Serrano Inseguridad en los garajes En menos de un mes se han producido cinco atracos en los garajes privados del antiguo Patronato de Casas del Ministerio de Obras Públicas de Moratalaz Calles de Valdebernardo y Luis de Hoyos Sainz. La forma de operar ha sido siempre la misma: tres personas corpulentas con acento latinoamericano, atracan a un vecino y lo abandonan dentro del maletero de su automóvil. Todos los atracos han sido denunciados, sin que se observe incremento de la vigilancia. Sin duda hay montones de problemas, su magnitud es muy diversa y la forma de abordarlos, compleja, pero lo que no parece excusable es la falta de reacción a corto plazo. El día empieza y acaba para muchos ciudadanos en el garaje de su casa, y si eso se convierte en un grave riesgo, ¿para qué nos sirven otros proyectos y realizaciones más lejanos? Nuestros garajes ocupan un espacio sujeto a las administraciones; un apetitoso bocado del que nadie se acuerda ahora. Juan Luis Burgué Pérez Majadahonda, ruido infernal En Majadahonda empezamos a sufrir con el calor, como todos los años, el ruido ensordecedor de las motos con escape libre. Llevo quejándome al Ayuntamiento desde hace dos años y todavía estoy esperando una respuesta. El Ayuntamiento no muestra interés alguno por mejorar nuestra calidad de vida. Su pasividad está haciendo que el ruido producido por las motos genere un serio problema de convivencia que está afectando gravemente a nuestra salud, perturbando la paz y el descanso en nuestros hogares. Es intolerable y no hay derecho a que estas personas puedan campar con total impunidad por todo el municipio con sus motos. Habría que sancionar o inmovilizar el vehículo que circule con un nivel de ruido superior al permitido. Eusebio Martín