Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 24 5 2006 Toros 75 VÍCTOR MENDES Torero La respuesta del público es fantástica en el regreso de las corridas a Lisboa Mañana reaparece de luces en la vuelta de los festejos a pie a Campo Pequeño después de seis años de ausencia. Con El Juli y Hermoso de Mendoza en el cartel, el no hay billetes ya está colgado TEXTO: BEGOÑA LÓPEZ CORRESPONSAL FOTO: ABC ¿Cómo surgió la oportunidad de vestirse de luces mañana en el coso lisboeta de Campo Pequeño? -Desde que apareció el proyecto de la reapertura de la plaza mostré mi deseo de poder ser el primer matador en hacer el paseíllo en Campo Pequeño. Es algo que me hace mucha ilusión por la historia de este lugar y por la proyección que va a tener en la tauromaquia de mi país. Después, el gerente de la plaza, Rui Bento, entró en contacto conmigo para poder hacer realidad esta idea. ¿Qué significa para usted torear en esta plaza? -Siento un gran sentido de la responsabilidad y espero conservar el cariño y respeto que el público me ha mostrado siempre. Espero un ambiente de fiesta, muy positivo, y quiero que sea una noche que sirva para participar en la reestructuración taurina que está viviendo mi país. ¿Se siente nervioso o con miedo? -No hay torero que no sienta miedos y nervios delante del toro, pero el miedo es algo muy íntimo, que cada uno lo vive a su manera. ¿Qué le parece el cartel? -No podía ser más fuerte. Son dos figurones que mandan cada uno a su nivel, por lo que es imposible rematar mejor el cartel. Hermoso de Mendoza es hoy por hoy el mejor subido al caballo y El Juli está entre las grandes figuras mundiales del toreo. Ya se ha colgado el cartel de no hay billetes ¿Y los toros de Ortigao Costa? -Hay que pensar en la peculiaridad de las corridas en Portugal, donde por ley está prohibido matar al toro. Y claro, tener un animal de 500 kilos y no poder picar... Por eso, creo que la ganadería de Ortigao Costa garantiza las condiciones para una buena corrida. -Cómo ha sido la preparación? -Muy dura. Durante dos semanas he entrenado mucho, he perdido siete kilos y he participado en cinco festivales para. En las ocho temporadas que no he toreado, he participado en unos diez festivales anuales para matar la morriña. ¿Este regreso es puntual o hará más paseíllos? -Este año celebro los 25 años de mi alternativa (13 de septiembre) Ya me Mendes celebra este año sus bodas de plata como matador de toros han contactado para estar en algunas corridas, pero pretendo que sean especiales porque mi historia como matador ya está escrita. ¿Qué cree que va a suponer la reapertura de Campo Pequeño en la tauromaquia portuguesa? -Lo que ocurra en este ruedo va a ser un ejemplo para el resto del país. Ha sido una apuesta muy fuerte y la respuesta está siendo extraordinaria. El marketing ha sido un punto muy importante en este proyecto, porque se da al público la oportunidad de escoger nuevas formas de entretenimiento. -Habla de la zona de ocio ubicada por debajo de la plaza. ¿Qué le parece esta combinación? -Yo estoy hecho a la antigua, estoy acostumbrado a torear en el campo, con sol y moscas. Pero no podemos ignorar la evolución del mundo del toro. Es importante que la plaza no esté aislada y se trata de un replanteamiento de la Fiesta taurina. ¿Resulta muy diferente salir a una plaza de toros en España y en Portugal? -No hay comparación. La patria del toreo es España y de allí pasó a algunos países de Sudamérica y al sur de Francia. Portugal se ha aferrado a una tauromaquia distinta. A partir de los años 50 se estableció la corrida mixta: rejoneadores, forcados y matadores. La seriedad de la Fiesta está en España, aunque el peligro que un torero encuentra en el ruedo es el mismo. ¿Cree posible un futuro cambio de la legislación portuguesa que permita matar al toro en el ruedo? -Es un tema tabú que no interesa y que políticamente no es correcto. Tenemos la Fiesta y el ambiente que nos merecemos, y debemos salvaguardar la tradición. Pero no tenemos fundamento ni profesionales formados para poder asistir a la suerte de varas. Eso sí, hay dos o tres plazas de toros con infraestructura preparada para ese tipo de corridas. Esquerra reaviva la guerra contra los toros como una venganza tras su expulsión de la Generalitat Á. G. ABAD BARCELONA. Esquerra Republicana de Cataluña ha reavivado la guerra contra las corridas de toros como una venganza contra el PSC por su expulsión del Gobierno de la Generalitat. Así, ERC ha decidido llevar al pleno del Parlamento autonómico- -el día 1 o el 22 de junio- -la proposición de ley que pide la prohibición de picar, banderillear y dar muerte a estoque al toro en la plaza, una iniciativa que ha permanecido aparcada durante más de un año en un pacto tácito de no agresión con el grupo socialista. Al conocerse la decisión de Esquerra de solicitar a la Junta de Portavoces la inclusión de su moción para el debate plenario, las reacciones no se hicieron esperar. Sorpresa e irritación entre los socialistas por lo que consideran una vendetta la reac- En defensa de la Fiesta Contra la pohibición. Una encuesta realizada por Ipsos Consulting revela que el 60 por ciento de la sociedad catalana no está de acuerdo con las ansias abolicionistas de ERC. Más de 700.000 aficionados. El mismo estudio presentado el pasado mes de noviembre en el marco del Congreso Toros en el Siglo XXI celebrado en el Ateneo de Barcelona, especifica que el 11 por ciento de la población de Cataluña- -más de 700.000 personas- -se consideran muy aficionados a los toros 617.000 firmas. La Plataforma para la Defensa de la Fiesta reunió el pasado año tres veces más firmas a favor de los toros que las 200.000 que se esgrimieron en contra cuando en 2004 se declaró a Barcelona ciudad antitaurina. mo consenso entre todas las fuerzas políticas, lejos del partidismo. La suma de los diputados de CiU, ERC y los ecocomunistas de ICV serían suficientes para aprobar la moción, que no sería frenada por los socialistas- -sin definir a nivel de grupo- -y PP. ción de pataleta de quien no asume haber salido del Gobierno de la Generalitat y desempolva ahora todo lo que antes tuvo que frenar y tragarse para seguir en el mismo. Indignación oportunismo y demagogia en palabras contundentes de los representantes del PP y de CiU. Reactivada la moción que pretende modificar la Ley de Protección de los Animales y que conllevaría, de aprobarse, la supresión de las corridas de toros en Cataluña, el primer debate será la discusión de las dos enmiendas a la totalidad presentadas en su momento por los grupos Popular y Socialista. Aunque CiU ya ha anunciado que se opondrá a las dos, por lo que serán rechazadas, los convergentes no han definido su voto ante el debate final, y ayer insistieron en que la aprobación o no de esta moción debe surgir del máxi-