Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 13 5 2006 11 Asesina a tiros al hijo de su novia, de siete años, y hiere de gravedad a la mujer en Albacete Rodríguez Menéndez, detenido en Salamanca tras fugarse del aeropuerto de Lisboa, donde dejó 45.000 euros Antoni Castells, posible recambio del president se ofrece como consejero primero de la Generalitat El mandatario catalán también piensa en su hermano, Ernest, para sustituir a Bargalló b Pasqual Maragall pretende nombrar sólo dos o tres nuevos consejeros y concentrar el resto de departamentos vacantes por la salida de ERC del gobierno ÁNGEL MARÍN BARCELONA. El presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, pretende reducir las carteras de su gobierno, de 16 a 13 o 12, tras el cese de los seis consejeros de ERC, según explicaron ayer fuentes de Presidencia. El mandatario catalán ultimará este fin de semana los detalles de la nueva remodelación- -basada en la agrupación de departamentos, tal y como planeó Maragall en su primer cambio de ejecutivo, frustado por las direcciones del PSC, ERC e IVC- -con la intención de que los nuevos consejeros tome posesión el lunes y, al día siguiente, asistan con normalidad a la reunión del gobierno de la Generalitat. El consejero de Economía, Antoni Castells, se puso ayer a disposición del presidente catalán para ocupar el despacho del cesado Josep Bargalló. La candidatura de Castells, que se perfila como posible relevo electoral de Maragall, está avalada por el PSC y. según Presidencia, también cuenta con la simpatía del presidente de la Generalitat. No obstante, Maragall también piensa en su hermano, Ernest, para sustituir a Bargalló, aunque esta candidatura choca con las reticencias del aparato del partido socialista que, a cambio, podría ceder en la propuesta alternativa de colocar al her- El presidente agradece a ERC los servicios prestados L. A. VIENA. Zapatero respondió ayer, tras la cumbre de la UE y América Latina, a la advertencia de ERC de que puede retirar su apoyo al Ejecutivo en el Congreso afirmando que el Gobierno tiene mayoría parlamentaria, suficiente, cómoda para continuar con su programa. Además, Zapatero aprovechó para reiterar su agradecimiento a ERC por su apoyo y expresó su respeto a la evolución del Gobierno catalán y las decisiones de Pasqual Maragall. Cuando hice el cambio de gobierno recientemente observé un respeto de todos los gobiernos de las comunidades autónomas y creo que debo hacer lo mismo agregó. YOLANDA CARDO ragall, CiU subía el tono de sus exigencias y reclamaba el modelo vasco. Y cuando todo apuntaba a que los nacionalistas llegarían a un punto de no retorno, CiU eleva la vista, frena y, consciente de que el texto catalán no prosperaría en el Congreso, decide apoyarlo para propiciar el enfrentamiento entre PSC y el PSOE, y de éstos con ERC. Apenas cuatro meses después de que el texto saliera de Cataluña, Artur Mas traicionaba la unidad del cuatripartito y las aspiraciones soberanistas de su partido, y negociaba en solitario un nuevo proyecto. La doble traición perseguía un fin que justificaba el medio: volver a colocar a CiU en una posición preponderante a nivel español. Un fin que siempre pretendió el presidente de UDC, Josep Duran Lleida, quien sentó las bases del denominado Pacto de la Moncloa, mediante una intensa negociación con el socialista Alfredo Pérez Rubalcaba. Pero, en su caso, no existe traición. Porque Duran era consciente desde hace mucho tiempo que era insostenible defender en las Cortes un farragoso texto que. íntima- mente, no veía necesario. Quizá, la única sombra inconfesable en ese ascenso de Mas ha sido tener que dar la razón, al menos de forma implícita, a Josep Duran Lleida, quien siempre ha reiterado su apuesta por participar en la gobernabilidad española. No todo el mérito es de Mas Evidentemente, no todo el mérito del auge de CiU es de Artur Mas. Además del papel decisivo de Duran, el líder de CiU ha tenido a su favor las continuas crisis del tripartito y el abismo abierto entre Maragall y su propio partido. Esta distancia alcanzó límites surrealistas cuando el president intentó remodelar su Gobierno hace siete meses sin contar con su formación. Después pudo hacerlo, pero a costa de aceptar la imposición del ex miembro de Terra Lliure Xavier Vendrell (ERC) como consejero de Gobernación. El presidente de CiU es una persona paciente que quiere volver a gobernar Cataluña por méritos propios. Y esa virtud es precisamente la que le ha permitido salir del infierno sin desespero ni traumas. manísimo al frente del departamento de Universidades. Los seis consejeros cesados de ERC acudieron ayer a sus despachos para realizar el traspaso de poder. Castells asume temporalmente los departamentos de Comercio y Universidades; mientras que la titular de Sanidad, Marina Geli, absorbe las de Educación y Bienestar y Familia. El consejero de Relaciones Institucionales, Joan Saura (ICV) se ha hecho cargo de Gobernación.