Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional OPERACIÓN ATRIO EL MIEDO DE LOS AFECTADOS JUEVES 11 5 2006 ABC María Teresa Tallada está en una situación muy delicada. Junto a su familia, había invertido una gran suma de dinero en Fórum Filatélico. Ahora no puede perdonarse haber animado a sus hijos a meterse también en este supuesto negocio Lo peor ha sido meter a mis hijos TEXTO: PABLO DOMÍNGUEZ FOTOS: CHEMA BARROSO MADRID. El marido de María Teresa Tallada estaba indignado. Era incapaz de no levantar la voz, hasta el punto de acabar a gritos cada vez que intervenía en una conversación. Sólo su mujer, poniéndole la mano en la boca y amenazándole con volverse a casa, era capaz de calmarle. Este matrimonio ofrecía, de este modo, una de las imágenes más impactantes y desgarradoras entre las cientos de personas que ayer se concentraron ante la sede de Fórum Filatélico en Madrid para expresar su preocupación y sus miedos. María Teresa invertía en el negocio de la filatelia desde 1983. Al ser uno de los primeros clientes de Fórum Filatélico, contaba que incluso posee unas pocas acciones, que me han dado unos dividendos sustanciosos Por ello, no creo que lo hicieran tan mal añadía. Junto a su familia, María Teresa ha invertido hasta el momento 27 millones de las antiguas pesetas- -entre los afectados presentes, pocos se refieren a sus inversiones en euros- y en algunos momentos la rentabilidad ha llegado al 15 por ciento. En Manchester Pero hay una cosa que no puede perdonarse: haber metido en el negocio a sus hijos. Ahora, una vez que ha saltado el escándalo, María Teresa se desespera al confesar que, durante varios años, animó a su hijo a que invirtiera 10.000 de las 35.000 pesetas que ganaba como investigador en la Universidad. Ahora está en Manchester y no le quisimos alarmar, pero hoy nos ha llamado muy preocupado admitía ayer. Claro que estamos alarmados, pero la gente debe tener un poco de paciencia afirmaba, al tiempo que señalaba que no hay que denunciar a la empresa. A mí todavía no me deben ningún duro. Cuando me lo deban, vendré a reclamarlo y me sentiré estafada indicaba, y lanzaba una crítica al Ministerio de Sanidad y Consumo- -que tiene la competencia de control sobre este sector- Se quieren aprovechar de la buena de fe de los inversores, ¿Por qué tanto interés en decir que vengamos a denunciar? añadía indignada con el actual Ejecutivo. Antonio Pascual, afectado del caso, muestra el modelo de denuncia que ayer se repartía en la sede de Fórum al tiempo que decía que la empresa siempre la había mantenido informada y le había pagado en los plazos pactados. Y en esto es igual al resto de los clientes concentrados ayer. A pesar de que cada caso es un mundo, con sus inversiones, historias y particularidades especiales, ninguno de ellos puede decir que no ha cobrado lo estipulado. Miércoles, día de cita Delia Sánchez, por ejemplo, llevaba 25 años invirtiendo en filatelia, cuando una compañera de la facultad le habló del negocio. Hasta ahora estaba contenta con la compañía, aunque admite que desde hace dos años no hace más que poner hasta superar los tres millones de pesetas. Esta clienta se mostraba sorprendida por el panorama que se había encontrado. A pesar de haberse enterado del escándalo el día anterior, Adela se acercó ayer a la sede de Fórum con la idea de reunirse con su asesor. Imposible. Pedí cita para hoy la semana pasada, porque mi marido murió y tengo que ponerlo todo a mi nombre confesaba desconcertada. Antonio Pascual, por otro lado, comenzó a invertir hace ocho años. Durante este tiempo, atrajo a vecinos y a su hija, cuya inversión, afirma, le tocará pagar ahora. Para su alivio, Antonio tenía también otras inversiones. He sido tonto, pero no tanto como para tener todo aquí Pastora Núñez, durante un momento de la concentración de ayer Con el sacrificio que una hace por su vejez... ¡No hay derecho! La mayor parte de inversores de Fórum Filatélico cobraban sus intereses mes a mes. Pero no todos. El caso de Pastora Núñez es dramático. Ella prefirió acogerse a un plan de pensiones por el que ha pagado, durante seis años, 90,15 euros al mes con la esperanza de poder gozar un día de una jubilación tranquila. Hasta el momento, Pastora ha invertido más de siete mil euros, pero no sabe si podrá recibir algún día, no ya los intereses, sino ese dinero mismo. Según el contrato que firmó, no recibirá nada hasta pasados 15 años. Desde hace unos días Pastora se encuentra en paro, y considera que la empresa ha jugado con su jubilación. Con el sacrificio que una hace por su vejez... se lamentaba entristecida. ¡No hay derecho! exclamaba a continuación. Ahora confiesa que sólo le queda denunciar a la compañía y rezar. Tengo fe. Pido a Dios que me devuelva lo que es mío, que me hace mucha falta Responsabilidades políticas María Teresa tiene muy claro quiénes son los culpables. La responsabilidad es del Gobierno señalaba ayer. Esto es lo mismo que con Rumasa. Los socialistas entraron así indica con sus manos la anchura de una persona delgada y salieron así de anchos. ¡A ver quién se queda ahora con la empresa y con el edificio! Las palabras que María Teresa tiene para Fórum Filatélico, a pesar de la situación actual, no son negativas. De cara al inversor han funcionado bien, lo que haya detrás no lo sé indicaba,