Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 8 5 2006 Deportes PRIMERA DIVISIÓN TRIGÉSIMA SÉPTIMA JORNADA 85 La despedida acaba en locura Real Madrid y Villarreal se suman al homenaje a Zizou con un partido abierto, frenético, vibrante, con múltiples ocasiones y seis goles ENRIQUE ORTEGO MADRID. Loco, frenético, desquiciado, intenso, apasionante... Zinedine Zidane no pudo tener mejor partido de despedida del Bernabéu. Un duelo de los que se hacen cortos. Impropio de un final de temporada cuando las fuerzas andas justas. Aunque quizá fuera precisamente por eso por lo que hubo media docena de goles y no menos de catorce ocasiones de gol. Ahí, en el capítulo de los ganó el Madrid (8- 6) Un encuentro, en definitiva, que debió ganar el Real Madrid por dominio y oportunidades, pero que estuvo en los pies de Riquelme en las dos últimas acciones del encuentro. La primera se la quitó de encima Casillas y la segunda la repelió la cepa del poste. Al final, con el Bernabéu entre encrespado con el árbitro y emocionado con Zidane, el partidazo acabó en un empate que da grandeza al espectáculo y honra al gran protagonista de la tarde noche, que no fue otro que Zidane. En su adiós a la fábrica el francés estuvo cansino, pero voluntarioso. Más o menos como en los últimos meses. Y quizá le pudiera la emoción de ver cómo la afición blanca le ofrecía su reconocimiento. Marcó un gol, oportu- REAL MADRID VILLARREAL 3 3 Tres bajas para el Pizjuán Robinho, Pablo García y Sergio Ramos no podrán jugar ante el Sevilla la última jornada, los dos primeros por acumulación de amonestaciones y el tercero porque tendrá un partido de sanción al ver la cartulina roja ayer. no, posiblemente decisivo por el momento en que llegó, pero seguro que le hubiera gustado estar más brillante. El Villarreal no quiso perderse la ocasión y durante la primera media hora se sumó a la fiesta. Ni una patada, ni un pase bien dirigido, ni un ataque medianamente peligroso. Extraño el dibujo que mostró Pellegrini, con Guille Franco en la banda derecha, más atento a Roberto Carlos que a atacar, aunque también hay que decir que fue por esa banda, por la espalda del brasileño, por donde remontó su vuelo después del comienzo todo blanco. Si Raúl no estuviera regañado con el mundo- -falló dos mano a mano ante Barbosa de los que nunca ha marrado- si Robinho hubiera estado un poco más listo, si los postes no hubieran echado una mano al Villarreal... el equipo local podía haber sentenciado en un arranque concienzudo con una ofensiva total. Sólo acertó en una dejada de cabeza de Raúl a Baptista y tremendo remate del brasileño. Y como suele pasar, en la primera llegada visitante, un córner bien cerrado por Riquelme, la carambola entre Salgado y Mejía acabó en gol. Despiertan Riquelme y Forlán Se descompuso como un bebé el Madrid y asomó ese Villarreal semifinalista de la Champions de la mano del reaparecido Riquelme y de un Forlán rápido como no lo ha estado en toda la temporada. Se fue por delante en el marcador al descanso gracias a un gol del uruguayo y no se fue con el partido en el bolsillo porque el palo rechazó otro remate de Forlán y Roberto Carlos salvó otro remate bajo el larguero. Tuvo que volver obligatoriamente a la carga el Madrid tras el descanso y se destapó atrás de mala manera, pero el empate de Zidane debió estar acompañado de un mejor premio porque la angustia se quedó a vivir en el área de Barbosa y sólo la mala puntería blanca le privó de la victoria. En plena vorágine local llegó el penalti en el otro área. Real Madrid (4- 1- 4- 1) Casillas; Míchel Salgado (Cicinho, m. 60) Sergio Ramos, Mejía, Roberto Carlos; Pablo García (Guti, m. 60) Beckham, Zidane (Raúl Bravo, m. 90) Baptista, Robinho; y Raúl. Villarreal (4- 3- 1- 2) Barbosa; Javi Venta, Peña, Quique Álvarez, Arruabarrena; Guille Franco (Sorín, m. 46) Senna, Tacchinardi; Riquelme; Forlán (Josico, m. 86) y José Mari (Guayre, m. 72) Árbitro Teixeira Vitienes. Amarilla a Robinho, Pablo García, Guille Franco, Senna, Guti, Casillas, Arruabarrena y Tacchinardi. Roja a Sergio Ramos (m. 85) en la jugada del penalti, al considerar que despejó voluntariamente el balón con la mano. También expulsó a Maqueda, segundo entrenador del Madrid, por dirigirse al linier y cuarto árbitro. Goles 1- 0, m. 23: Baptista. 1- 1, m. 30: Mejía, en propia meta. 1- 2, m. 39: Forlán. 2- 2, m. 67: Zidane. 2- 3, m. 85: Forlán, de penalti. 3- 3, m. 88: Baptista. El Bernabéu se levantó en guerra, pero hubo manos de Sergio Ramos. Forlán acertó y también lo hizo Baptista en el enésimo arreón blanco. El empate estaba servido y López Caro se permitió el lujo de quitar a Zidane y recomponer su defensa con Raúl Bravo. ¿Por cierto, no estaba Soldado en el banquillo? Pues el partido estuvo mucho minutos para que un hombre- gol pescara en un río tan revuelto.