Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 8 5 2006 Deportes CAMPEONATO DEL MUNDO DE FÓRMULA 1 GRAN PREMIO DE EUROPA 83 El inexperto japonés es la primera víctima del año. La FIA recomendó a Super Aguri que le sustituyese. Con Montagny, Francia vuelve a tener un piloto en Fórmula 1 dos años después ¡QUE VIENEN LOS ROJOS! FRANCISCO DEL BRÍO Montagny no mejora E al denostado Ide TEXTO J. C. C. EFE NURBURGRING. El mensaje de Kimi Raikkonen hace un par de meses en el estreno del Mundial, sol achicharrante en Bahrein, dejó marcado a Yuji Ide: Mi recomendación es que se aparte El finlandés y el resto del séquito caló muy pronto al japonés errante, un piloto de escaso currículo, sin pedigrí en los resultados y además veterano para debutar en la Fórmula 1 (31 años) Ide era la consecuencia de un acelerado plan que entregó un equipo enteramente japonés a la parrilla, Super Aguri. Han pasado cuatro carreras y Yuji Ide ya no está. La FIA también recomendó que se puliese al novato. Ayer compitió Montagny, que no mejoró a su antecesor. Con el mismo Super Aguri a gasoil, se retiró en la vuelta 31, y el coche en llamas. La cadena de mando en la Fórmula 1 no tiene parangón con otros deportes populares en España. En fútbol la cuerda siempre se parte por el lado del entrenador. Ya se sabe, resulta más fácil echar a uno que a veinte. Lo mismo en baloncesto, balonmano u otros deportes colectivos. En ciclismo pagan todos, pero a veces son el médico o el corredor los damnificados. En tenis cada cual busca su ruta de manera individual. En la Fórmula 1 paga el pato el piloto. Yuji Ide desconoce el aroma de los triunfos. No los saboreó cuando competía en Japón, en la Fórmula 3.000 o en cualquier campeonato de automovilismo. Y en la parrilla de las estrellas fue señalado desde el principio como un peligro. Los resultados tampoco desmienten esa teoría. En cuatro carreras se retiró en tres y en la otra fue el último. Y siempre ocupó el farolillo rojo en las sesiones de clasificación de los sábados. Su última maniobra no ha ayudado a su estabilidad como piloto profesional. En San Marino sacó de la pista a Christian Albers al embestirle por detrás. Sin querer juzgarlo, creo que cambia mucho cuando él participa en las pruebas dijo el alemán Nick Heidfield con una risotada germana a su alrededor. Siempre seis o siete segundos por detrás del mejor, la FIA y los magnates del negocio agotaron su paciencia y tomaron cartas en el asunto. Por los oscuros laberintos que mueven este deporte, llegó una recomendación de obligado cumplimiento al Super Aguri. Había que sacrificar a Ide. Salvar la imagen de la F- 1 El pasado miércoles se conoció la fulminante destitución. Super Aguri transigía. Aceptamos el consejo de la Federación Internacional de Automovilismo de darle a Ide la posibilidad de acumular los kilómetros necesarios en pruebas para mejorar en la Fórmula 1 señaló el jefe del equipo, Aguri Suzuki. Eufemismo en un lenguaje políticamente correcto. La realidad es otra: echamos a Ide para que no sea una molestia y la imagen de la Fórmula 1 no quede perjudicada. Entre todos lo mataron y él sólo se murió. La elección del sustituto fue aplaudida por los canales oficiales, por la vía única de la Fórmula 1. Es Franck Montagny, ex piloto de pruebas de Renault (influencia Briatore) y el primer piloto francés en los circuitos desde 2004, cuando Olivier Panis se despidió. Un francés en la salida exclamaron las agencias galas, alborozadas por la noticia, una buena nueva para el negocio aunque se trate de la cenicienta Super Aguri. Después de todo, ¿a quién le importa Ide? Y aunque no lo parezca, en el fondo de la parrilla, allí donde se ventilan otras cuestiones lejos de Alonso, Michael Schumacher o Raikkonen, aún queda un ligero poso de solidaridad. Lo dijo Albers, la última muesca en la cartuchera de calamidades de Ide: Es muy fácil decir que un novato necesita acumular kilómetros, pero para ganar experiencia necesita correr en grandes premios. Y todo el mundo merece una oportunidad 1- F. Alonso 3- K. Raikkonen 4- G. Fisichella 5- F. Massa 6- J. P. Montoya 7- J. Button 8- R. Schumacher 9- R. Barrichello 10- M. Webber 11- J. Villeneuve 12- N. Heidfeld 13- N. Rosberg 14- D. Coulthard 15- C. Klien 2- M. Schumacher 8 6 Bahre in (12- 3) Malas ia (193) Austra lia (2- 4) S. Ma rino (2 3- 4) Europ a (7- 5) Españ a (145) Móna co (28- 5) G. Bre taña (11- 6) Canad á (256) EE. UU (2- 7) Francia (16- 7) Alema nia (30- 7) Hungr ía (6- 8) Turqu ía (278) Italia (10- 9) China (1- 10) Japón (8- 10) Brasil (22- 10) Total Así va el Mundial de pilotos 10 8 10 8 3 84 41- 5- 6- 2 6 2 3 5 1- 8 5 3 6 4 1 2- 44 31 23 18 15 15 13 7 6 6 6 5 4 1 1 Infografía ABC -10 10 -10 4 5 3 2 1 4 5 6 1 2- -3 stamos, en parte, en la situación prevista antes de comenzar la temporada. Y no se alcanza del todo porque ni McLaren ni Honda están a la altura de las circunstancias, sobre todo el equipo japonés, que en la primera carrera en suelo alemán ha sufrido demasiado. La segunda victoria de Ferrari no indica ningún tipo de superioridad total sobre Renault, y digo total porque alguna ya apunta. Descontado el superior método estratégico del team italiano, sólo está por encima el rendimiento del motor Ferrari sobre el R 26 francés. En el resto de factores, pilotos, chasis, fiabilidad y, sobre todo, neumáticos, hay mucha igualdad. Del Kaiser se dice que nunca comete fallos, pero alguno debió cometer el sábado para dejar escapar la pole y permitir a Fernando sacar lo mejor de él. Pero gracias a esta circunstancia hemos podido asistir a un nuevo duelo virtual, porque me resisto a llamarlo duelo a secas, cuando no existió el menor amago por parte del alemán de enseñarle los dientes al español, prueba de que estaba tan seguro de su superioridad que no se permitió el más mínimo riesgo. Carrera, lo que se entiende por tal, sólo se vio atrás, entre Fisichella y Villeneuve, para dirimir el conflicto del sábado. El italiano demostró que su enfado tenía fundamento, pues podría haber obtenido una mejor clasificación si hubiera salido más adelante. Pero no nos engañemos, en las escasas ocasiones que tuvo la posibilidad de acelerar a tope sin nadie por delante la progresión de su monoplaza no era la misma que la del de Alonso. Lo que ya no tiene nombre es lo que sucede en Toyota. Al principio de la temporada dije que no contaban con los mejores pilotos y ahora vemos que, aunque fueran mejores, tampoco sus coches les ofrecerían mejores resultados. Ralf había conseguido una cómoda posición en la sexta plaza- -sin opciones a la quinta- -cuando su motor dijo basta y Trulli salvó los muebles como pudo. Y que pena- -cuando al final parecía que veríamos una carrera de verdad con Alonso, Massa y Raikkonen rodando en el mismo segundo y con el único amago del finlandés por subir el podio, la bandera a cuadros rompió el encanto. Por cierto, otra vez fue Kimi el piloto que más luchó entre los equipos de primera clase, porque el título de héroe de la jornada hay que adjudicárselo a Nico Rosberg, séptimo desde la última posición. Y sólo tiene 20 años.