Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 8 5 2006 Cultura 51 ROCK Ray Davies Concierto de Ray Davies. Lugar: Sala La Riviera, Madrid. Fecha: 7- V EL PRIMERO DE LA CLASE PABLO CARRERO ABC Apuntes biográficos Roberto Rossellini nació en Roma el 8 de mayo de 1906. En los años treinta se inicia en el mundo del cine y firma algunos cortos. Su primer largometraje como director es La nave blanca Roma, ciudad abierta (1945) inaugura el neorrealismo italiano, y es su primera obra maestra. En 1949 rodó Stromboli la primera de sus colaboraciones con Ingrid Bergman, que abandonó Hollywood para trabajar con él. En 1950 se casaron en México. Tuvieron tres hijos: Roberto y las gemelas Isotta e Isabella. Se divorciaron en 1957. Tras sufrir una crisis y después de un largo viaje a la India, dirigió diversas películas, pero menos aplaudidas, y posteriormente se refugiaría fundamentalmente en la realización de filmes educativos para televisión. Murió en Roma el 13 de junio de 1977. e las grandes figuras del pop británico de los sesenta, de las auténticas leyendas de aquella esplendorosa década, es Ray Davies uno de los que mejor conservan su talento, uno de los que más buenas canciones han hecho muchos años después de sus años de gloria. Con su grupo de siempre, los irrepetibles e imprescindibles Kinks durante muchos años y en solitario en la actualidad, Ray ha seguido haciendo gala de una habilidad fuera de lo común para dar con melodías tan sencillas y aparentemente discretas como efectivas. Pero, sobre todo, Ray Davies conserva la clase y el buen gusto que hicieron de los Kinks un tesoro injustamente semiescondido en el vergel de la escena musical británica de los sesenta. Y eso es algo que, a pesar de que su flamante nuevo disco, Other people s lives no es precisamente una joya, a pesar de que la banda que le acompaña es tan competente y correcta como vulgar, a pesar de las excesivas concesiones populacheras que se permite, finalmente resulta difícil de enterrar. Escasamente promocionado, el concierto que Ray Davies ofreció anoche en la sala La Riviera de Madrid empezó teniendo que arrastrar el lastre de un público ciertamente escaso una media entrada- y al principio un tanto despistado por un repertorio centrado básicamente en la nueva entrega del músico. Las versiones acústicas de Waterloo sunset y Sunny afternoon dos de los grandes clásicos de los Kinks, empezaron a caldear un poco más el ambiente, y la espesura guitarrera empezó a disiparse con The tourist una de las canciones más facilonas y bailables de su nuevo disco, y, mucho D Ray Davies, en uno de sus conciertos más, con Days otro clásico inmarcesible de los Kinks, que empezó en formato acústico para acabar a todo tren, con la banda en estado de gracia y el público acompañando a voz en grito. Locuaz y dicharachero, obviamente sabedor de que lo que el público había ido a escuchar era el precioso material de los Kinks, Ray dejó para la recta final lo mejor del concierto. Después de insistir en algunas de las anodinas canciones de su nuevo disco, sonaron Tired of waiting All day and all of the night un probablemente imprevisto David Watts tocado a petición del respetable, y, un poco más adelante, Lola Till the end of the day y, naturalmente, You really got me AP Quizá no fueran las mejores versiones posibles probablemente, la mayoría de los presentes recordaba con nostalgia el imborrable concierto que los Kinks ofrecieron en Madrid en el año 86- pero la preciosa y especialísima voz de Ray, la rotundidad de su imbatible repertorio y la complicidad del propio público hicieron que el concierto discurriera por un cauce un tanto festivo pero también respetuoso. Además, para rematar, sucedió eso que desde hace mucho tiempo se echa de menos: propinas de verdad, de esas que no están programadas, sino que son producto solamente de la insistencia del público y de la emoción del artista.