Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 2 5 2006 Internacional 29 Más de 40.000 hombres y mujeres se han alistado como voluntarios al martirio en defensa de Irán... Es el muro de carne ofrecido por los diez millones de basiyíes Setenta millones de kamikazes TEXTO Y FOTO MIKEL AYESTARÁN. ENVIADO ESPECIAL TEHERÁN. Somos más de diez millones de basiyíes registrados. Sabemos montar armas con los ojos cerrados y estamos preparados para manipular explosivos. Seremos el muro de carne humana que detenga a las tropas invasoras, y los americanos saben que si se meten con Irán van a iniciar la III Guerra Mundial porque, aunque quiten a nuestro gobierno, cada iraní luchará hasta el final. Tendrán que matarnos uno a uno Hoyot Niki Maleki tiene 21 años y se ha graduado recientemente en Ingeniería Eléctrica en la universidad más importante de Irán, Sharif, donde forma parte del núcleo basiyí Lleva con orgullo el segundo nombre del Mehdí, el duodécimo imán que esperan los chiíes como salvador del mundo, y su vida tiene un único sentido: morir en la defensa de su fe. Los basiyíes -organización paramilitar creada por Jomeini durante la guerra con Irak con el objetivo de promover los valores de la chía en la sociedad- -abrieron unas listas hace un mes, cuando el primer ultimátum del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) estaba a punto de expirar. Estas listas se colocaron a la salida de la Universidad de Teherán y cada viernes, después de la tradicional oración, los fieles podían dar su nombre y alistarse como kamikazes. Hoyot, como buen basiyí predicó con el ejemplo y puso su nombre junto al de más de cuarenta mil personas, según las cifras del movimiento fundamentalista. insisten en que ellos nunca podrían operar de esa forma porque son mensajeros de la paz y de la seguridad Seguidores del líder espiritual iraní, Alí Jamenei, y bajo su supervisión directa, este grupo fundamentalista considera que, pese a las informaciones que llegan desde Irak, el islam está unido y tanto suníes como chiíes contemplan la figura del imán Jomeini como el unificador de sus creencias. El más claro ejemplo es que organizaciones suníes como Hizbolá, en el Líbano, o el Yihad, en Palestina, trabajan con nosotros en perfecta sintonía. Precisamente la ayuda de estos grupos será fundamental en caso de ataque. No será una guerra convencional, los focos chiíes del mundo se unirán en nuestra defensa y los hermanos del Líbano activarán los 16.000 misiles que tienen apuntando a Israel, que es quien está gobernando realmente en Washington asegura Hoyot. Hoyot Niki Maleki, kamikaze basiyí organización paramilitar creada por Jomeini Al menos 30 hindúes mueren a manos de activistas islámicos en Cachemira ABC NUEVA DELHI. Más de 30 personas han muerto en la creciente ola de violencia que vive la parte india de Cachemira en las últimas horas, la peor que se recuerda desde 2003 en esta región que se disputan la India y Pakistán hace más de 50 años. Además, los ataques perpetrados por presuntos milicianos islamistas contra la población hindú de esta región mayoritariamente musulmana, se producen dos días antes de la reunión prevista entre el primer ministro indio, Manmohan Singh, y la coalición de separatistas moderados cachemires Hurriyat, informa Afp. Milicianos del grupo islamista paquistaní Lasjar- e- Taiba abatieron a 19 personas, entre ellas una niña de 9 años, tras hacerles salir de sus casas en la ciudad de Kulhund, en el distrito de Doda, antes del amanecer, según informa la agencia PTI. Por su parte, la agencia UNI habla de al menos 22 muertos, aunque cita a un portavoz militar que habla de 20 cadáveres, por lo que el balance total no está claro. Según el director general de la Policía, Gopal Sharma, alrededor de una decena de milicianos de este grupo, fuertemente armados y con ropa militar, entraron en Kulhund y ordenaron a los habitantes salir de sus casas en las localidades de Panjoli y Thava. Morir en defensa de la fe En estos momentos sigue abierta una lista simbólica para que se apunte la gente que estaría dispuesta a convertirse en mártir. Yo mismo estoy dispuesto a suicidarme por mi país y figuro en la lista, pero es algo simbólico matiza Hoyot. Es un aviso a los americanos para que sepan dónde se meten, si nos atacan no seremos cuarenta mil, sino setenta millones de suicidas. Repito, si nos atacan. Somos una fuerza de defensa. Creemos en la paz, pero si es necesaria la guerra para lograr la paz, iremos a la guerra y moriremos, porque no hay nada más grande que morir en defensa de la fe añade Hoyot. Los basiyíes siempre remarcan que sólo lucharán en caso de recibir una agresión externa. Este planteamiento es el que, según ellos, les separa de organizaciones terroristas como Al Qaida, que atacan intereses occidentales por todo el mundo. Ven al grupo de Bin Laden como un simple invento de los Estados Unidos para desestabilizar Oriente Próximo e