Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
96 SÁBADO 29 4 2006 ABC Gente Banderas apunta con tibieza a Marbella El actor malagueño, nueva imagen de una marca de relojes, salvó a los marbellíes de la crisis que azota su ciudad adoptiva: Es penoso TEXTO: G. GIMÉNEZ FOTO: Á. DE ANTONIO Guillermo se va al Caribe con su novia. La isla de Mustique ha sido el destino elegido por Guillermo de Inglaterra para pasar unas vacaciones junto a su novia, Kate Middleton, según el Evening Standard La pareja sólo estará allí unos días, ya que el joven asistirá el 6 de mayo a la boda de Laura Parker- Bowles, hija de Camila. entras la muñeca de Antonio Banderas sostenía ayer- y ya no puedo quitármelo -uno de los relojes de la colección a la que da nombre, el actor apuntaba, entre acusador y cauto, a cómo el caso Malaya ha afectado a sus vecinos (temporales) Me entristece todo lo que ha pasado confesó antes de expresar su confianza en que se haga justicia, la gestora cumpla su papel y se celebren unas elecciones en las que los marbellíes los que han salido más perjudicados decidan ponerse en manos de quien sí sepa hacer lo mejor para Marbella El actor, a pesar de confesar que su relación con Jesús Gil- -quien le animó a adquirir su casa en el municipio- -fue escasa y de asegurar que su vida social en Marbella es nula se mostró preocupado por la imagen de la ciudad en la que nació su hija Stella y se aplicó en romper una lanza a su favor: Es una ciudad maravillosa Mi En defensa de Melanie Algo menos estupendas le parecen las informaciones que insisten en colocar a Melanie Griffith en sesiones de Alcohólicos Anónimos. Quiso explicarlo: Mi mujer es alcohólica y lo será siempre, pero lleva muchos años sin beber y ahora ayuda a otros a dejarlo. Pero vendería más que fuera agarrándose a las farolas A pesar de todo, Antonio no sólo seguirá yendo a Marbella sino que, anunció, sus visitas serán cada vez más frecuentes debido al proyecto de producción que ha iniciado con El camino de los ingleses la película que acaba de dirigir y que, aventuró, estrenará a principios de otoño. Trabajar en su tierra le apetece tanto como regresar a las tablas de Broadway para revalidar el éxito de Nine hace un par de temporadas (la oportunidad se la brindará en 2007 la adaptación musical de Don Juan de Marco De la intensa relación que une al actor con la escena neoyorquina habla el hecho de que ayer confesara que ha comprado un apartamento en dicha ciudad y que, efectivamente, piensa en mudarse. Antes de eso, en lo que queda de año, Banderas necesitará las agujas de sus nuevos relojes para medir un tiempo que se le pasará entre rodajes, dos de ellos compartidos con las actrices Felicity Huffman y Annette Bening, un tercero ajustándose las botas de Gato en Shrek 3 y el último en la piel de Hernán Cortés. El objetivo de semejante ritmo, admitió, es divertirse viviendo: Pararé cuando me metan en una cajita de pino Antonio Banderas, con uno de sus gestos característicos, ayer en Madrid