Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
29 4 06 MOTOR VW Golf GT Campeón en rendimiento El Volkswagen Golf GT 1.4 TSI es el primer modelo del fabricante alemán que monta el innovador motor que combina un compresor y un turbo, para conseguir 170 CV con tan sólo una cilindrada de 1,4 litros POR FRANCISCO DEL BRÍO T odos los modelos de vocación deportiva, con la siglas GT o similares, han estado siempre dotados de motores por encima de los dos litros de cilindrada, para superar los 150 CV, que es la potencia mínima para presumir de prestaciones. Pero esta afirmación ya es historia. Acabamos de probar el nuevo Volkswagen GT 1.4 TSI, y no es un error, se trata de un motor de gaso- lina de 1,4 litros, que sin embargo genera 170 CV, sin necesidad de girar a más revoluciones que otros motores de su tipo. El secreto, en este caso, se encuentra en las siglas TSI, que es la denominación que Volkswagen da a su nueva tecnología, que combina las ventajas de los motores dotados de un compresor volumétrico y las de los más habituales con turbocompresores. Es decir, que utiliza ambos elementos en un mismo motor, para aprovechar las ventajas de ambos sistemas de compresión. Para desarrollar este primer TSI, Volkswagen ha elegido su motor de cuatro cilindros y 1,4 litros que originalmente genera 90 CV, con un culata de 16 válvulas. A esta mecánica se le ha acoplado un sistema de alimentación de inyección directa, como en las mecánicas FSI, con una presión máxima de 150 bares, y se le ha dotado de una relación de compresión de 10 a 1, una cifra muy alta para motores comprimidos. Como es sabido, los motores con compresor volumétrico son especialmente eficaces a bajas revoluciones y los turbocomprimidos obtienen su mayor ventaja cuando funcionan a tope de vueltas. Al combinar los dos sistemas el compresor sólo se necesita para generar la presión de sobrealimentación hasta las 2.400 revoluciones y deja de ser necesario a partir de 3.500, que es el momento en el que el turbocompresor ejerce su función. Con esta combinación, desde 1.250 vueltas se dispone ya de 200 Nm, y el par motor máximo de 240 Nm se encuentra entre las 1.750 y 4.500 revoluciones. Esto quiere decir que este motor TSI se comporta como otro motor atmosférico de 2,3 litros, con suficiente potencia en baja para