Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 JUEVES 27 4 2006 ABC Nacional Tres empresarios vascos también recibieron cartas de extorsión tras dos semanas de tregua A diferencia de la Confederación de Empresarios Navarros, la patronal del País Vasco guarda silencio días 6 y 7 de abril, han sido mostradas los últimos días por los industriales afectados a miembros de la organización empresarial M. LUISA G. FRANCO BILBAO. Al menos tres empresarios vascos han recibido cartas de extorsión posteriores al anuncio de alto el fuego permanente de ETA, y de ello tienen conocimiento las asociaciones patronales de esa comunidad autónoma, que, a diferencia de otras ocasiones en las que han denunciado públicamente el chantaje, en la actual coyuntura han preferido optar por la discreción más absoluta. Incluso han negado que tengan conocimiento de la existencia de tales misivas. Según ha podido saber ABC de fuentes de la máxima solvencia, las cartas fueron fechadas en Correos los días 6 y 7 de abril. Es decir, que, según todos los indicios, se enviaron con posterioridad al anuncio de alto el fuego permanente que entraba en vigor, según el comunicado de la banda, el pasado 24 de marzo. Las patronales vascas tienen muy en cuenta la presión que sufrió el presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra, José Manuel Ayesa, después de denunciar la primera carta de extorsión posterior al anuncio de la tregua hecho por la banda. El propio Gobierno puso en duda su palabra, hasta el punto de que Ayesa tuvo que llevar la misiva al juzgado para demostrar su autenticidad. b Las misivas, fechadas los fuego Pero, como declaró entonces José Manuel Ayesa a ABC, los hechos son tozudos: la carta es real y se envió después de la tregua, ya que está fechada el 5 de abril La presentación de la misiva ante la Justicia, por requerimiento, dio fe posteriormente de sus palabras. La patronal vasca, Confebask, ha optado por el silencio. Precisamente ayer, volvió a negar oficialmente a ABC que tuviera conocimiento de las tres cartas de extorsión que, según fuentes de absoluta solvencia consultadas por nuestro periódico, han sido enseñadas por empresarios vascos a miembros de las patronales. Las mismas fuentes consideran que si, de momento, se ha tenido conocimiento de la recepción de tres cartas de extorsión a empresarios del País Vasco, lo lógico es sospechar que la banda terrorista ha remitido bastantes más. En efecto, siempre ha habido un número importante de empresarios que han sido extorsionados por ETA y que prefieren no denunciarlo por miedo a represalias contra ellos o contra sus familiares. Solo ante la denuncia El secretario de Estado de Comunicación, Fernando Moraleda, aseguró ayer, ante la insistencia de las denuncias, que las Fuerzas de Seguridad siguen investigando si ha habido una oleada de cartas para pedir el impuesto revolucionario tras el alto el fuego permanente de ETA. Hasta que no concluyan las investigaciones no vamos a poder ofrecerles datos concretos apuntó, además de rogar que la especulación no sustituya a la convicción Ésta, dijo, procede del trabajo profesional de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado A este respecto, la diputada de Nafarroa Bai, Uxue Barkos, tras entrevistarse con el presidente del Gobierno, comentó que Rodríguez Zapatero le había comunicado que la Policía y la Guardia Civil siguen investigando si ha habido remesa de cartas de extorsión en tiempos de alto el fuego permanente Por su parte, el delegado del Gobierno en Navarra, Vicente Ripa, aseguró que no conoce la existencia de las cartas remitidas a empresarios de esta Comunidad Foral, por lo que no puede opinar sobre ello. Mientras, el secretario general del PP, Ángel Acebes, manifestó que lo que tiene que hacer el Gobierno es transmitir claridad y verdad ya que, según dijo, la banda terrorista sigue practicando la extorsión a los empresarios. En términos similares se expresó la presidenta del PP vasco, María San Gil. Versión contraria del Gobierno Incluso, el presidente del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, manifestó el jueves de la semana pasada que, según las informaciones que le habían suministrado entonces los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, las cartas de extorsión de ETA a empresarios fueron enviadas antes del alto el Una vecina de Deva, ante el féretro con los restos de Jokin Gorostidi EFE El Ayuntamiento de Deva, del PNV, acoge la capilla ardiente del batasuno Gorostidi SAN SEBASTIÁN. El ayuntamiento de la localidad guipuzcoana de Deva, gobernado por el PNV, acogió ayer la capilla ardiente del ex dirigente de HB Jokin Gorostidi. El cuerpo sin vida de Gorostidi, que estaba procesado por integración en banda armada en el macrojuicio contra Ekin, llevaba una pegatina con el anagrama de ETA en el pecho y una ikurriña entre las manos. Su viuda, la también ex dirigente Itziar Aizpurua, estuvo acompañada por los batasunos Joseba Permach, Rufino Etxeberria, Pernando Barrena, Karmelo Landa, Jon Gorrotxategi, Jone Goirizelaia e Imanol Iparragirre, entre otros. El coche fúnebre llegó a Deva poco antes del mediodía, y, a través de un pasillo formado por personas que portaban ikurriñas con crespón negro, el féretro fue llevado a hombros de simpatizantes hasta el consistorio, donde ondeaba una ikurriña a media asta. A partir de ese momento, los simpatizantes de ETA- Batasuna visitaron la capilla ardiente, que permanecerá instalada hasta las siete de esta tarde, cuando el batasuno fallecido recibirá un homenaje en la plaza de los Fueros, ante la casa consistorial, antes de ser incinerado. La patronal vasca, que en otras ocasiones ha denunciado la extorsión, opta en la actual coyuntura por el silencio El presidente de la Confederación Navarra recibió críticas después de denunciar el chantaje posterior a la tregua