Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
56 Cultura CEREMONIA DE ENTREGA DEL PREMIO CERVANTES A SERGIO PITOL SÁBADO 22 4 2006 ABC (Viene de la página anterior) timo embajador de la República y relataba a Pitol sus experiencias en el sobrecogedor Moscú de las grandes purgas. Y Pitol le respondía escribiendo relatos de sus recorridos nocturnos por antros de los que parecía un milagro salir ilesos También frecuentó Pitol los cursos de Alfonso Reyes en el Colegio Nacional de México sobre literatura y filosofía griega. Borges y Zapatero se emociona en un poema en memoria del escritor sevillano afirma: En los trabajos lo asistió la humana esperanza y fue lumbre de su vida dar con el verso que ya no se olvida y renovar la prosa castellana Era tal su discreción- -repuso Pitol sobre Alfonso Reyes- -que muchos aún ahora no acaban de enterarse de esa hazaña portentosa: transformar, renovándola, nuestra lengua El exilio nos enseñó a amar España Pitol le debe a Reyes que le abriera los ojos de par en par al mundo helénico, a la literatura española medieval y a los Siglos de Oro: En una época de ventanas cerradas, de nacionalismo estrecho, Reyes nos incitaba a emprender todos los viajes Hubo un tercer maestro: Aurelio Garzón del Camino, baldado, pobre, oscuro, pero que vivía plenamente la literatura. Y Pitol vuelve a desembocar en el gran río Borges: Su lectura me permitió darle la espalda tanto a lo telúrico como a mucha mala prosa de la época Y el autor de El mago de Viena retorna al exilio, ante la atenta mirada del presidente del Gobierno: El exilio español enriqueció de una manera notable a la cultura mexicana. Aquellos peregrinos, heridos por una guerra atroz y derrotados, crearon una atmósfera intelectual mejor, nos enseñaron a entender y amar a la España que ellos representaban y ampliar nuestros horizontes: Zambrano, Gaos, Buñuel, Cernuda, Prados, Altolaguirre... Fuera de los clásicos, Pitol no tocó en su adolescencia la literatura del XIX porque tenía fama de mojigata y de un costumbrismo regionalista De golpe, los españoles exiliados le descubrieron la grandeza de Galdós: Después de Cervantes estaba sólo Galdós Y recordó el discurso que su compatriota Octavio Paz leyó, en este Paraninfo en 1981, dedicado a Galdós: Trata de la semejanza de la historia del siglo XIX en España y en México: la permanente guerra entre liberales y conservadores en los dos países, entre fanatismo contra tolerancia. Inquisición contra libertad, legionarios celestiales contra la vida pública laica Pitol, al final, desembocó en el erasmismo del manco de Lepanto, que convierte la locura en una variante de la libertad. La demencia le ofrece un marco propicio y la imaginación se la potencia. Cervantes es un adelantado de su época. En el siglo XX, en época de vanguardias, el Quijote seguía siendo la más contemporánea de todas las novelas El presidente del Gobierno y Don Juan Carlos, en animada charla durante la ceremonia de entrega del premio Cervantes a Sergio Pitol en Alcalá de Henares. Debajo, un momento del discurso que leyó el escritor mexicano ción a la evolución de la literatura española. Se produce un encuentro lleno de magia de significado entre España y un gran país hermano como México, que se acerca a nosotros gracias a la genial obra literaria que ha sabido construir Sergio Pitol, originalísima, cosmopolita y de gran agilidad narrativa Para Don Juan Carlos, Pitol se ha convertido en un verdadero modelo para las nuevas generaciones de escritores, en un maestro que no ha pretendido ejercer la más mínima docencia Y es que la obra del autor mexicano seduce con la verdad: El suyo es un lenguaje verdadero, libre de artificios, que encuentra su origen en el Siglo de Oro español, en la mejor tradición de nuestro Barroco. Sergio Pitol- -destacó el Rey- -ha sido pionero en la liberación de la literatura, siguiendo la ruta abierta por Cervantes. Con sus constante preocupación por el arte de escribir, nos ofrece asimismo una lección sobre la génesis del proceso creativo, sobre las claves que, a lo largo de su historia, han regido la creación literaria Como Cervantes, subrayó el Monarca, Sergio Pitol también sintió más próxima su tierra contemplándola desde la distancia, en un ambivalente sentimiento de aproximación y fuga, propiciador de su libertad creadora La ministra de Cultura, Carmen Calvo, dedicó a Sergio Pitol unas cariñosas palabras: En toda su obra hay una verdadera poética, una auténtica tensión narrativa, una trama, una densa red de lecturas, una voracidad lectora insaciable, inagotable y una densa red de lecturas. Hay que dar prioridad a la lectura y al libro como ingredientes indispensables para la socialización y la convivencia de los ciudadanos Que pidan por esa boquita La ceremonia concluyó con el tradicional Gaudeamus Igitur interpretado de modo sublime por María José Cordero, acompañada por el coro universitario. Después, Don Juan Carlos levantó la sesión y el premiado y las autoridades abandonaron el Paraninfo (Zapatero y su esposa, Sonsoles Espinosa, cogidos de la mano siempre) camino del claustro para realizar la foto de fa- Palabras de Don Juan Carlos El Rey expresó a Pitol su felicitación de corazón y de la Reina con nuestro mayor aprecio y admiración por la distinción recibida a muy justo título. Con ella se premia su valiosa contribu-