Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 SÁBADO 22 4 2006 ABC Madrid La M- 501, la carretera de los pantanos, está ya desdoblada desde la M- 40 hasta llegar a la altura del municipio de Quijorna ABC El Tribunal Superior rechaza la petición de los ecologistas de suspender las obras de la M- 501 Considera acreditado el interés general del ensanchamiento de la carretera por su alta siniestralidad que contó con siete votos a favor y otro particular, se reconoce el esfuerzo de la Comunidad para aplicar medidas correctoras que protejan el entorno M. CALLEJA MADRID. El polémico desdoblamiento de la M- 501, la carretera de los pantanos entre Quijorna y Navas del Rey ha superado un obstáculo más, aunque seguro que no será el último. La Sala de lo Contencioso- Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha acordado, con siete votos a favor y uno particular, rechazar la petición de CODA- Ecologistas en Acción para suspender las obras de ensanchamiento en ese tramo de la M- 501. La Sala ve acreditado que el proyecto tiene interés general, como ha aprobado el Gobierno de la Comunidad, a la vista del apoyo unánime de los plenos de todos los ayuntamientos afectados: Villa del Prado, Villamantilla, San Martín de Valdeiglesias, Cadalso de los Vidrios, Chapinería, Rozas de Puerto Real, Navas del Rey, Villanueva de Perales, Aldea del Fresno, Pelayos de la Presa y Colmenar de Arroyo. En la decisión del Tribunal Superior también ha pesado la peligrosidad de la carretera. De los estudios de Tráfico aportados, se afirma en el auto, se desprende de forma clara la elevada siniestralidad de aquélla que hace necesaria su reforma desde el punto de visb En el auto, Desdoblamiento de la M- 501 ÁVILA El Tiemblo N- 403 M- 522 San Martín de Valdeiglesias Pelayos de la Presa Navas del Rey Chapinería M- 501 M- 600 Sta. María del Tiétar Tramo ejecutado Tramo en proyecto ta de la seguridad vial y desde otro punto de vista, la congestión de tráfico en la carretera con retenciones muy elevadas de los vehículos, superándose claramente las cifras a partir de las cuales resulta necesaria una duplicación de calzadas MADRID Quijorna Majadahonda Pozuelo de Alarcón Boadilla del M- 40 Monte Villaviciosa de Odón Alcorcón Leganés N- V Móstoles Fuenlabrada Infografía ABC Brunete M- 501 Navahondilla M- 501 Navalcarnero Zona de Especial Protección de Aves El Tribunal Superior tampoco ve motivos medioambientales para paralizar el ensanchamiento de la M- 501. Al contrario, los magistrados valoran las medidas compensatorias incluidas en el proyecto regional para mejorar, reforzar o fortalecer los elementos más sensibles de los ecosistemas afectados por la construcción de la vía, en concreto los encinares de los ríos Alberche y Cofio, una Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) El auto, que tiene fecha de 7 de abril, recuerda que todas las medidas previstas suponen una inversión de 16 millones de euros, es decir, un 25 por ciento del total de la ejecución de la obra. Los magistrados del Tribunal Superior entienden que ha de darse preferencia a los intereses generales del proyecto, en los que también se han tomado en consideración los de carácter medioambiental, con un notorio esfuerzo económico para su satisfacción Y recuerda a los ecologistas que, si piden la suspensión de las obras por una alteración del medio ambiente, se debe ofrecer una suficiente prueba de que ésta no ha sido estudiada y adecuadamente resuelta, lo que no acontece en el caso presente En su solicitud de suspensión, los ecologistas ponían en duda el interés general de las obras al no compartir los datos sobre la peligrosidad de la carretera y aseguraban que el nuevo trazado de la M- 501 supone un atentado contra la naturaleza en tanto que degrada el paisaje, destruye la vegetación, pone en riesgo de muerte a buena parte de las especies animales por atropello de vehículos y fragmentación del territorio y crea riesgo de incendio en el bosque existente Un voto particular El auto tiene un voto particular del magistrado José Luis Quesada, quien cree que resulta de un desproporcionado e injustificado rigor probatorio exigir a los ecologistas que acrediten