Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 21 4 2006 Cultura 63 SEMANA GRANDE DEL LIBRO El premio Cervantes, Sergio Pitol, junto a Doña Sofía y Doña Letizia, ayer en el Palacio Real Ana María Matute cumplimenta a Don Juan Carlos El Rey proclamó su fe en la palabra y lengua creadora en el almuerzo que ofreció al Cervantes y al mundo de las letras. De Pitol ensalzó que haya llevado y traído palabras mestizas del español, que transportan una cultura que, por mestiza, es integradora ¡Que traigan al premiado! TEXTO: ANTONIO ASTORGA FOTOS: IGNACIO GIL MADRID. Señor, no hay foto le suplican los reporteros gráficos a Su Majestad el Rey después de que no hubieran podido captar la tradicional imagen de la Familia Real junto al premio Cervantes. El mobiliario, unas plantas y una lámpara del Palacio Real se interpusieron entre los fotógrafos y el espacio desde el que los Reyes y los Príncipes de Asturias iban saludando a sus invitados y al Cervantes, Sergio Pitol. Tras escuchar las lamentaciones de los reporteros, Don Juan Carlos se interesó: ¿Cómo decís? Que no hay foto, Señor le repitieron los periodistas. Inmediatamente, el Rey se dirigió a un ayudante de Cámara y ordenó: ¡Que traigan al premiado! Sergio Pitol estaba inmerso en alguna tertulia literaria y al instante regresó para integrar la foto de familia junto a Don Juan Carlos y Doña Sofía y a Don Felipe y Doña Letizia. El gesto de generosidad y cariño del Rey hacia los reporteros fue largamente agradecido. Esa imagen ocurría momentos antes del almuerzo que los Reyes y los Príncipes de Asturias ofrecieron al mundo de las letras con motivo del Cervantes. Después, se sucedieron más imágenes y miles de palabras. El centenar de invitados degustó pastel de espárragos verdes con langostinos de primero; solomillo asado con patatas panaderas de segundo y frutas del bosque con helado de vainilla de postre. Antes, Don Juan Carlos ofreció un brindis por la palabra creadora y por Pitol, a quien hoy entregará el galardón en la cuna de Cervantes: Alcalá de Henares. El Rey alzó su copa señalan- do, en un principio, que todos los hispanohablantes de España, de América y de otras partes del mundo- -algunos de los cuales comparten el castellano con otra lengua propia- -nos sentimos hermanados en Cervantes y en su lengua libre, abierta y congregadora En el inmortal magisterio cervantino co- bra especial relieve, para el Rey, el tributo a la palabra creadora: Parafraseando a Pedro Salinas podemos decir que la misión del escritor es dar respuesta con las palabras a un mundo sin acabar, necesitado de que alguien lo complete Porque ella- -la palabra, la lengua- -ensancha nuestro espí- ritu. Y sólo ella puede forjar espacios de convivencia y constituirse en baluarte de la libertad creadora Don Juan Carlos proclamó su fe en la palabra y brindó por la hermosa labor creativa en torno a la palabra que todos ustedes representan Y, entre todos ellos, Sergio Pitol, que en su varia obra cervantina sueña la realidad Lo ha hecho llevando y trayendo entre el Nuevo Mundo y la vieja Europa palabras mestizas del español, que transportan una cultura que, por mestiza, es integradora Un centenar de invitados En la mesa del Rey compartían almuerzo la ministra de Cultura, Carmen Calvo, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre; y entre el centenar de invitados se encontraban el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz- Gallardón; el director del Instituto Cervantes, César Antonio Molina; el director de la Real Academia, Víctor García de la Concha, y académicos como Antonio Mingote (junto a su esposa, Isabel Vigiola) Gregorio Salvador, Francisco Rodríguez Adrados, Luis Mateo Díez o Carmen Iglesias; Gonzalo Anes, director de la Academia de la Historia; y editores, creadores y periodistas como Ricardo Cavallero, Jorge Herralde, J. J. Armas Marcelo, Guillermo Carnero, Alejandro Gándara, Amalia Iglesias, Manuel de Lope, José Carlos Mainer, Martín Garzo, Antonio Martínez Sarrión, Jorge y Javier M. Reverte, José María Merino, Domingo Miras, Jesús Pardo, Jaime Siles, Jorge Urrutia, Mercedes Monmany o Fernando R. Lafuente.