Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 Nacional AUTO DE PROCESAMIENTO DEL 11- M DOMINGO 16 4 2006 ABC (Viene de la página anterior) concejales de la Costa del Sol por delitos urbanísticos, pero de momento no ha ordenado ningún derribo. El Juzgado de lo Penal número 5 de Málaga ordenó recientemente el ingreso en prisión de Muñoz por el caso Banana Beach En un auto dictado por el titular de ese Juzgado se ordena la ejecución de la condena, ratificada por la Audiencia Provincial de Málaga, de seis meses de cárcel y ocho años de inhabilitación. El auto se basa en que el ex alcalde tiene pendientes numerosos procedimientos penales por delitos urbanísticos. Sobre el ex alcalde pesan 25 juicios, de los que 13 ya tienen formuladas acusaciones por parte de la Fiscalía malagueña y están a la espera de celebrarse en la Audiencia de Málaga. Muñoz fue condenado por conceder una licencia para construir 238 viviendas, aparcamientos y locales en suelo no urbanizable. Según el juez, se llegó a configurar un urbanismo a la carta. El ex edil también ha sido condenado por el caso Proinsa a un año de prisión y ocho de inhabilitación por un delito contra la ordenación del territorio. Muñoz autorizó, según el juez, licencia de obras para la construcción de 150 viviendas, garajes y locales comerciales en una parcela junto al Palacio Polivalente. Gracias a declaraciones como la de un testigo protegido que buceó en las profundidades de las reuniones de la célula de Madrid, el juez Del Olmo ha podido conocer de primera mano que todos sus miembros estaban preparados espiritualmente para cualquier atentado Seis horas al día de cánticos a Alá TEXTO: NATI VILLANUEVA Sin licencias de apertura Fuentes de la consejería de Turismo y Deportes de la Junta confirmaron que algunos hoteles de Marbella, como el Senator que pertenece al empresario José María Rossell, no tienen licencias de apertura, aunque está terminado. Según denuncia la revista El Observador otro hotel de Marbella, el Guadalpín Banús no tiene concedida siquiera la licencia de obras para el edificio, que ya está terminado y funcionando desde hace más o menos un año. Tampoco dispone del permiso necesario de Turismo para funcionar como establecimiento hotelero. Fuentes de Aifos, la empresa propietaria de este hotel, aseguraron que sus establecimientos de Marbella tienen todos los papeles en regla y por tanto cumplen con la legalidad urbanística vigente Sobre Guadalpín Banús ya hay un expediente sancionador del 11 de abril de 2005. Otro de los cientos de establecimientos con problemas por irregularidades urbanísticas es la discoteca La Bohemia Al frente de este local figuran los hijos del ex presidente del Real Madrid, Lorenzo Sanz, y otros socios. Fuentes municipales señalaron que el centro comercial Marina Banús, vinculado con la familia Asensio, es asimismo un establecimientos cuestionado por estar fuera del Plan General de Ordenación Urbana de Marbella de 1986, el único válido según la Junta de Andalucía. MADRID. Las reuniones de la célula de Madrid respondían a un ritual en el que cada miembro tenía asignado un papel. La declaración de un testigo protegido al que el juez Del Olmo ha dado una especial relevancia en el auto de procesamiento- -por cuanto ha presenciado algunas de estas citas- -es una de las que ha permitido conocer las extrañas motivaciones que impulsaron a los terroristas del 11- M a cometer el atentado más sanguinario de la historia de Europa. Este testigo también declaró ante el juez Garzón en varias ocasiones, y Del Olmo ha incluido aquellos testimonios en el sumario de los atentados de Madrid. Rezos, cánticos a Alá, adoctrinamiento y captación de muyahidines o cintas de vídeo en las que se llama al yihad son algunas de las actividades en las que los radicales islamistas invertían su tiempo libre, a veces hasta seis horas seguidas. Las reuniones respondían a un ritual concreto y al principio de jerarquía. Mustapha Maymouni (preso en Marruecos) era el líder espiritual, mientras que su cuñado, Serhane El Tunecino muerto en Leganés, era el jefe operativo de la célula. Conscientes ambos de que podían seguirles los pasos (como publicó ABC el viernes, El Tunecino ya se refugió en la finca de Morata de Tajuña en 2002 al sospechar que la Policía le investigaba) decidían de improviso el lugar y la fecha de las reuniones Serhane El Tunecino ABC El grupo y sus líderes Según la declaración del testigo protegido (asumida íntegramente por el juez en el auto de procesamiento) en los primeros tiempos (2002) Maymouni dirigía las reuniones y hablaba el primero mientras que El Tunecino lo hacía en segundo lugar. Ambos se sentaban separados del resto del grupo: Hacían un pequeño apartado al que no se acercaban los demás por respeto a los líderes dice el testigo protegido. Maymouni recitaba versos del yihad, canciones que, con determinada tonalidad, exaltan la necesidad de practicar el yihad Mientras, los demás repetían, para demostrar su participación en el ritual, una de las frases indicadas por el cuñado de El Tunecino el líder del grupo hasta que se fue a Marruecos y dejó en su lugar al suicida de Leganés. Después, tomaba la palabra Serhane, quien lo hacía con mucha seriedad y transmitía el entusiasmo hasta el punto de que podía hacerte llorar de emoción Solía hablar de las mujeres que en los tiempos del profeta habían hecho el yihad y les incitaba en el sentido de decirles que, si esto lo habían hecho las mujeres, qué tipo de hombres se consideraban si ellos no hacían al menos lo mismo Said Berraj, conocido como El Men- Rabei Osman El Egipcio ABC Al margen de los rezos, el contenido de las sesiones se basaba fundamentalmente en críticas a los infieles sajero y Mohamed Alfallah- -ambos en busca y captura internacional porque huyeron después de la explosión de Leganés- -también estaban presentes. (Se cree que Alfallah murió en un atentado suicida en Irak, pues llamó a su padre para despedirse Afganistán o Chechenia, sino que es obligación de todo buen musulmán luchar en el país donde vive. Al margen de las oraciones, el contenido de las reuniones se basaba fundamentalmente en críticas a los infieles Siempre se hacía referencia a que los musulmanes eran perseguidos por los incrédulos, principalmente por Inglaterra, Estados Unidos y España, que se había olvidado de cuando los musulmanes tenían poder. Y que tenían que hacer daño a los incrédulos a través del yihad, es decir, robar, hacer estallar bombas... En definitiva, hacer daño de cualquier manera y en cualquier punto de la Tierra Los terroristas no se limitaban a recitar las llamadas fatwas de la muerte (aquellas en las que se llama a ejecutar acciones violentas contra judíos y cristianos) sino que se las aprendían de memoria y manifestaban que había que acabar, dándoles muerte, con los sabios actuales de los gobiernos infieles, y que había que ir a las enseñanzas de los nuevos sabios, especialmente Bin Laden, Ayman Al Zawahiri y Abdallah Azam Rabei Osman El Egipcio en prisión en Milán y procesado por el juez Del Olmo como conspirador de la matanza de Madrid- -le atribuye los 191 asesinatos de los trenes más las tentativas de asesinato- -desempeñó un papel determinante para algunos de los miembros de esta célula, aunque al igual que Larbi Ben Sellam, no acudía a estas reuniones. El testigo protegido asegura que no sabía que El Egipcio estaba preparando un atentado, aunque sí le consta que viajaba mucho y en una ocasión, en el verano de 2002, le dijo que iba a ver a los hermanos del norte (en los dos últimos años, en el País Vasco, Navarra y Cataluña se han desarrollado varias operaciones policiales, con numerosas detenciones) Jamal Zougam, asustado Tampoco asistía a estos encuentros- -aunque el testigo le sitúa en la célula de Madrid- -Jamal Zougam, uno de los dos individuos (el otro es Bouchar) a los que el juez procesa como presuntos autores materiales de la matanza. Tras su detención en el marco de la operación Dátil en la que fue juzgado y condenado Abu Dahdah Zougam (quien finalmente no fue procesado) optó por dejar de acudir a esas reuniones. Pero eso fue después de que Maymouni se fuera a Marruecos. Fue entonces cuando El Tunecino se quedó al frente del grupo como líder, puesto que ocupó hasta su último día. El testigo protegido, cuyo testimonio ha sido vital para acceder al corazón de estas reuniones, asegura que los miembros de la célula de Madrid estaban espiritualmente preparados para cometer cualquier atentado. Inducción al suicidio El que no asistía a las reuniones, pero estaba siempre informado de lo que allí sucedía, era Larbi Ben Sellam, uno de los procesados al que el juez imputa un delito que jamás se había aplicado en España a un terrorista islamista: inducción al suicidio, por cuanto animaba continuamente a los musulmanes a practicar la guerra santa e insistía en que no era necesario hacerlo en