Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 10 4 2006 75 El Barça empata (2- 2) en Santander y el Atlético no fue capaz de vencer al Español en Montjuic (1- 1) El Juventud, campeón de la Copa FIBA al vencer 63- 88 al Khimki ruso, mientras el Madrid ganó al Barça (66- 69) 10.45 Hora y media de reunión Fernando Martín llegó a Valdebebas para reunirse con los jugadores antes del entrenamiento. Estuvo respaldado por el director general deportivo, Emilio Butragueño; el director de fútbol, Benito Floro, y el directivo Luis Montejano. El largo encuentro tuvo lugar en el Aula Magna y participaron el presidente, el entrenador y el capitán. 13.00 La plantilla alucina Después de la charla y del entrenamiento, los jugadores se marcharon sin hacer declaraciones y sin entender nada de nada. Llegaron con un castigo de una semana de entrenamiento y se marcharon con dos días de vacaciones. Habló Butragueño para decir que ni había gabinete de crisis ni nada, sólo una caprichosa reunión del presidente F. Martín: No vengo a quitaros las vacaciones, vengo a pediros ayuda Raúl: ¿Por qué nos reúne con tanta urgencia si dice que no ha pasado nada grave? IRREAL PATÉTICO ENRIQUE ORTEGO N ada, absolutamente nada, tiene sentido en este Real Madrid. Si patético es ver el juego del equipo, no menos dramático es comprobar cómo se reacciona desde los despachos cuando intentan tomar medidas que remedien la sangría futbolística. De la enésima crisis de la campaña, la acontecida desde el sábado noche al domingo al mediodía, todos han salido tocados en mayor o menor grado, pero el gran damnificado ha sido el entrenador. Al permitir que su presidente entre en funciones que sólo son responsabilidad del técnico, como es convocar un entrenamiento que no estaba previsto, López Caro ha perdido la escasa credibilidad que le quedaba. ¿Con qué cara va a mirar a partir de mañana a sus jugadores cuando éstos, además de saber que no va a seguir la temporada próxima, son también conscientes de que no ha sabido defender sus derechos y tampoco ha sido capaz de presentar su dimisión por la intromisión sufrida? Se antoja muy difícil que este hombre pueda dirigir al plantel en las seis jornadas que faltan porque ha perdido el principio de autoridad que debe tener cualquier entrenador que se precie, amén de que futbolísticamente tampoco controle ya la situación, como está quedando patente en los últimos partidos, en los que no es capaz de solucionar los evidentes problemas que presenta su equipo un partido sí y otro también. Igualmente Fernando Martín sale malparado de la situación. Primero porque el sábado por la noche sufrió un ataque de forofo del que siempre debe huir un presidente y entró en el vestuario gritando a los jugadores y dirigiéndose directamente al capitán Raúl. Mañana, todos a entrenar, y yo también iré al entrenamiento Y segundo, porque en el mes y medio que lleva en el cargo ya tenía que haberse rodeado de un par de colaboradores con personalidad, conocimientos y capaces de apagar fuegos como éste sin que él tenga que lanzar tiros de fogueo que lo único que ha- López Caro Á. MARTÍNEZ REAL MADRID. COM ÁNGEL MARTÍNEZ REAL MADRID. COM López Caro ha perdido la poca credibilidad que le quedaba al permitir que se entre en funciones que sólo son responsabilidad del técnico Fernando Martín ha quedado tocado por el ataque de forofo que sufrió el sábado y por no delegar en sus subordinados una situación como ésta cen es perjudicar su imagen y desgastarle demasiado pronto. Si Fernando Martín consideraba que a los jugadores había que darles una lección y quitarles los dos días de vacaciones previstos de antemano por el entrenador, simplemente tenía que haber tirado de la correa de distribución, que para eso existe en el club un director deportivo que era quien debía haber afrontado la situación y haber dado la cara, primero ante el técnico y después ante la plantilla. Me cuentan que el presidente se llevó un pequeño revolcón en lo que debía ser una reunión de reprimenda a los jugadores por su pésimo rendimiento. Fernando Martín se sentía satisfecho a medias porque al menos siete de ellos le replicaron y tomaron la palabra en público, situación que no se había vivido anteriormente cuando Florentino Pérez llegaba a apagar fuegos pasados. Callar no vale para nada, prefiero el compromiso que la imposición decía ayer Fernando Martín, que prefería buscar la cara positiva, aunque todo parece indicar que su relación con la plantilla va a quedar marcada por lo que allí se dijo, sobre todo por parte de los jugadores, con el capitán Raúl a la cabeza. Por cierto, que muchos jugadores se preguntaban por el papel desempeñado en la reunión por Butragueño y López Caro, mudos testigos de lo que se dijeron unos y otros. Y mientras se suceden los episodios de crisis, en el club nada cambia y se reproducen las peleas internas. En espera de Carlo Ancelotti, el director general deportivo, Emilio Butragueño, pretende hacer ya el equipo del año próximo con los informes que en su día le dieron Benito Floro y Ramón Martínez, aunque las lenguas más sagaces aseguran que quien aconseja en la distancia al Buitre no es otro que Sacchi, que a su vez es el padrino de Ancelotti. Lo dicho: Real Patético. Y en los próximos días habrá más. Y aquí se lo contaremos.