Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 Sociedad VIERNES 7 4 2006 ABC El Gobierno permitirá vender por internet fármacos que no precisan receta Excepto PP y PNV, todos los grupos apoyaron la Ley del Medicamento ABC MADRID. El Congreso de los Diputados ratificó ayer el proyecto de Ley del Medicamento que permite la venta por internet de fármacos que no precisan receta, y lo remitió al Senado. Esta norma contó con el respaldo de todos los grupos parlamentarios, excepto el PP, que votó en contra, y el PNV, que se Elena Salgado ERNESTO AGUDO abstuvo. Durante el Pleno, se revocaron las 16 enmiendas (del Grupo Mixto, PNV, ERC y PP) aprobadas anteriormente en la Comisión de Sanidad. Entre ellas figuraba una de ERC que defendía que las comunidades autónomas pudieran fijar, junto con el Ministerio de Sanidad, el precio de los fármacos que financia la sanidad pública. Aunque sí se admitió una enmienda del PNV relativa a garantizar la fabricación y conservación de medicamentos elaborados con materiales de origen humano. La ley prohíbe expresamente la venta de fármacos que necesiten receta a través de la red y deja a un posterior desarrollo de la norma la regulación de la venta por internet de los medicamentos que no precisan prescripción médica. En todo caso, estos últimos serán dispensados por oficinas de farmacia autorizadas. El PP había logrado incluir en los trabajos de la comisión la prohibición de la venta de fármacos a través de internet. Pero el grupo socialista presentó un voto particular para repetir la votación ayer sobre ésta y las otras quince enmiendas, con el fin de excluirlas del texto. Lo logró gracias al apoyo de IU- ICV y CiU. Alegrías y decepciones En su intervención, la ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, agradeció el esfuerzo y excelente disponibilidad de todos los grupos parlamentarios para mejorar el proyecto, aunque lamentó la imposibilidad de llegar a algún acuerdo con el Partido Popular. Ante el Pleno de la Cámara Baja, Salgado dijo que entre las mejoras aportadas por los grupos parlamentarios en esta fase de tramitación de la norma figura la revisión de la lista de fármacos que requieren receta médica, lo que contribuye a flexibilizar el planteamiento original del texto, que indicaba que no podrían venderse nunca sin prescripción facultativa medicamentos que la precisaran. Lo que dice ahora el texto es que el farmacéutico dispensará con receta medicamentos que la requieran Un visión muy diferente a la del diputado popular, Julio Sánchez Fierro, que calificó el proyecto de decepcionante y dijo que otra política farmacéutica es posible. También la portavoz de PNV Margarita Uría manifestó la decepción de su grupo y lamentó que esta norma negara avances competenciales. Consideró que las reformas introducidas son para beneficiar a la industria farmacéutica. Con esta ley, que sustituirá a la de 1990, se pretende racionalizar el uso de los medicamentos y reducir la factura farmacéutica, intentando, al mismo tiempo, asegurar la calidad y seguridad en la prestación pública de los fármacos. Según anunció la propia ministra de Sanidad cuando presentó la ley, supondrá un ahorro de más de 1.000 millones de euros en los próximos tres años. Con este fin, la norma establece, entre otras medidas, la reducción en un 20 por ciento del precio de los fármacos que lleven más de diez años en el mercado, y por lo tanto hayan perdido su patente.