Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 28 3 2006 17 El nacionalismo catalán ha aterrizado en suelo aragonés. Lleva años haciéndolo con más o menos sutileza. Subvenciones desde la Generalitat, campañas culturales hechas desde dentro con dinero público llegado desde Barcelona, fomento del sentimiento nacional en la Franja... CiU y ERC tienen presentes, desde hace años, a las comarcas administradas por Aragón El nacionalismo catalán irrumpe en Aragón TEXTO: ROBERTO PÉREZ FOTO: FABIÁN SIMÓN ZARAGOZA. Aragón entra en la idea de los Países Catalanes del nacionalismo. Una parte del suelo aragonés, sus comarcas orientales, limítrofes con Cataluña, llevan años en la órbita de acción directa o indirecta de CiU y Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) ABC desveló que la Generalitat, desde la Consejería que ocupa Josep Bargalló (ERC) concedió el año pasado 40.000 euros a la Institució Cultural de la Franja de Ponent con sede en Calaceite (Teruel) entidad catalanista en suelo aragonés, en cuyo seno tiene cabida el mensaje de la incorporación de las cuatro comarcas orientales de Aragón a Cataluña y que, por ejemplo, está desarrollando una campaña en contra de que se cumpla la sentencia del Vaticano que ordena la devolución de obras de arte aragonesas por parte de Lérida a la Diócesis de Barbastro- Monzón (Huesca) Esto es sólo un capítulo más en una trayectoria de años, en la que el nacionalismo catalán ha ejercido y ejerce su actividad de alguna forma en esta parte de Aragón. El problema no es la lengua. En estos municipios, desde hace siglos, se habla catalán. Los nacionalistas dicen que es el catalán normalizado; los que se oponen a la injerencia catalana en estas tierras insisten, por su parte, en que es una variante propia, aunque con clara influencia catalana. En cualquier caso, nadie en estos municipios oculta que el habla entra en la órbita del catalán. Pero así se ha hablado durante siglos, de forma espontánea y natural. El problema radica en otra realidad: para el nacionalismo, lengua se identifica con territorio y con nacionalidad. De ahí que las comarcas aragonesas de La Litera, Ribagorza, Bajo Cinca y Matarraña- -suman unos 50.000 habitantes- -sean consideradas por el nacionalismo catalán como parte de su espacio natural. misma entidad, le concedió otros 3.000 euros a finales del año pasado, para una exposición itinerante sobre la situación del catalán en la Franja de Ponent Y, por ejemplo, en 2003, la Generalitat financió con 2.800 euros la edición del CD- Rom Bases de datos de las comarcas de Lérida y la Franja de Ponent como material universitario. En el presente año, la Generalitat también ayuda a la Institució Cultural de la Franja de Ponent para la proyección de cine en catalán en estos municipios orientales de Aragón Durán y Cuenca, la metamorfosis Pero este espíritu viene de lejos. CiU, igual que ERC, llegaron a tantear hace años las posibilidades de presentar candidaturas en estos municipios aragoneses para entrar en sus ayuntamientos. En 1990, Esquerra envió una carta a más de cincuenta municipios de la Franja, en la que anunciaba su intención de presentarse a las elecciones municipales del año siguiente. El 1 de septiembre de ese mismo año, la entonces diputada por CiU en el Congreso y que después sería consejera de Gobernación en uno de los gobiernos de Jordi Pujol, María Eugenia Cuenca, declaraba a ABC que su partido iba a seguir con los planteamientos que mantenía desde hacía años respecto a los municipios de la Franja, ofreceremos nuestra ayuda a todos los pueblos que la soliciten para poder practicar lingüísticamente el catalán El nacionalismo de María Eugenia Cuenca es peculiar, toda una metamorfosis ideológica en su persona. Es aragonesa, y no por casualidad. Su familia, de Calatayud de varias generaciones; ella, nacida y criada en Calatayud; se licenció en Derecho en la Universidad de Zaragoza; y en Zaragoza se ofició su primer matrimonio. Casó con un industrial catalán, afincó su residencia en Barcelona, terminó nacionalista catalana y ahí sigue. Fue diputada en el Congreso en dos legislaturas, desde 1986 a 1993; consejera de Gobernación con Pujol y ahora diputada en el Parlamento catalán, en cuyo listado, por cierto, no figura como María Eugenia Cuenca Valero, sino como Maria Eugènia Cuenca i Valero Y aparece en la web oficial de Convergencia, en la selecta lista de fundadores y militantes históricos de CiU La bilbilitana María Eugenia Cuenca no es la única aragonesa en el nacionalismo catalán. El portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Durán i Lleida, nació en 1952 en la localidad oscense de Alcampell. El mismo año, por cierto, en el que nació el líder de ERC, Josep Lluís Carod Rovira, hijo de madre catalana y de padre aragonés, guardia civil de profesión. Zaragoza acoge estos días una exposición sobre la lengua catalana en Aragón, organizada por la Universidad y colectivos de las comarcas orientales La Franja de Ponent en los mapas oficiales de la Generalitat Desde hace años, no han faltado publicaciones subvencionadas por la Generalitat en las que aparecen las comarcas orientales de Aragón como Franja de Ponent de Cataluña. Pero este concepto figura incluso en documentos oficiales del Gobierno catalán. El mapa que aparece junto a estas líneas figura en la web oficial de la Generalitat. Se refiere a los límites lingüísticos del catalán y a estas comarcas se las identifica en el mapa como Franja de Ponent La intención del lenguaje El lenguaje es coincidente. ERC, CiU, la propia Generalitat en sus documentos oficiales desde hace años y la plataforma antes citada, con sede en Calaceite, hablan de estas comarcas aragonesas como Franja de Ponent. La intencionalidad también es clara. El poniente lo es sólo para Cataluña. Si además es una franja de su poniente lo es, por tanto, de Cataluña. Para Aragón, las comarcas orientales, son su levante. ERC, en su idea del independentismo de la nación catalana, incluye a estas cuatro comarcas. La Institució Cultural de la Franja de Ponent financiada por la Generalitat, sigue el discurso. Aunque acurrucado bajo el paraguas de la actividad cultural, esta plataforma lanza mensajes claros. Por ejemplo, habla de la escisión que su- frieron los municipios aragoneses que, en 1995, dejaron de depender de la Diócesis de Lérida y pasaron a la de Barbastro- Monzón. Para esa entidad catalanista, estas comarcas están bajo administración aragonesa. Para ella, el paso de esos municipios a la Diócesis de BarbastroMonzón supuso arrancarlos de su territorio histórico es decir, de Lérida; es decir, de Cataluña. Las subvenciones de la Generalitat Representantes de la turolense Institució Cultural de la Franja de Ponent han comparecido en el Parlamento catalán para hablar de cómo se encuentra la lengua catalana en esta parte de Aragón. ERC presentó una denuncia ante la Unión Europea por la supuesta discriminación del catalán en Aragón. Las subvenciones de la Generalitat para apoyar acciones catalanistas en estas comarcas de Aragón no han faltado. A la ya citada de 40.000 euros concedida por la Consejería de Bargalló el año pasado se suman otras. ABC ha localizado más en las bases documentales de la Generalitat. A finales de 2004, concedió 20.000 euros al Casal Jaume I de les Terres de Ponent para el desarrollo de diversas actividades culturales en apoyo de la lengua y la cultura catalanas en la Franja de Ponent A la CiU y ERC llegaron a plantearse hace años presentar candidaturas en varios municipios aragoneses