Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 27 3 2006 Economía 83 están conjurados en que Gas Natural tiene que ganar la opa, o al menos hacerla, pero a un precio mayor. Y para ello se hace necesario que el Gobierno despeje de esta historia a un invitado no deseado, la alemana E. ON, ese aliado ambicioso de Endesa que tras estudiar la operación dijo que en vez del 20 %lo quería todo. La decisión del Gobierno es firme y tiene claro que vetará a E. ON como sea: por el nuevo decreto de la CNE, la acción de oro o la simple amenaza de que no se puede enfrentar con el BOE, y el PP no lleva las encuestas como para ser alternativa en dos años, como muchos populares prometen a las huestes de Bernotat. Lo que pasa es que aunque haya una conjura gubernamental clara para parar a la alemana, el Ejecutivo es consciente, y E. ON y la canciller Merkel se han hartado de repetirlo, que no renunciarán a un trozo de la tarta energética española. Han conseguido colarse en este mercado y no van a dejarlo porque tienen recursos para aguantar. Algunas fuentes aseguran que ya se está trabajando en una solución pactada entre todos, con la creación de una comisión que ya existiría y que estaría negociando soluciones, algo que rechazan todas las fuentes oficiales con la boca pequeña, porque reconocen que no sería descartable a corto o medio plazo este planteamiento, sobre todo si la situación sigue empeorando. Y es aquí donde vuelve a surgir la tercera vía ¿que pasaría si el Gobierno logra la retirada de E. ON con promesas de que ya entrará en el mercado español cuando se aborde la reestructuración de verdad y Gas Natural sube su oferta menos de lo esperado y pocos accionistas le secundan? Quizás, sin necesidad de que nadie retire ninguna de sus ofertas se podría volver al minuto uno de la opa y entonces se podría negociar y reestructurar el sector con los nuevos agentes que ya están llamando a la puerta del mismo. Por ejemplo Florentino Pérez que ya controla Fenosa y al que muchos dan por posible comprador de Cepsa al Santander. O los italianos de Enel y EDP. Sin embargo, el nivel de problemas para abordar una reestructuración seria del sector energético español y puede que su puesta a punto con Europa, sería muy elevado. Sobre todo porque los principales actores de esta historia, por ejemplo Montilla, Fornesa y Pizarro, tendrían que aceptar su sacrificio en aras del objetivo común, lo que no suele gustar a nadie y menos si manda mucho. PREOCUPACIÓN ECONÓMICA L Acuerdo firmado Además hay muchos papeles firmados que siguen comprometiendo las hostilidades en curso. El primero, la Iberdrola de Sánchez Galán, que ha actuado de fiel aliado silencioso de la opa de Gas Natural, con quién la gasista tiene firmado un acuerdo de compra de activos excedentarios de la opa por Endesa de casi 10.000 millones, que haría crecer de una tacada a la segunda eléctrica española lo que orgánicamente tardaría años en materializar. Si hay que darle un trozo de la tarta a E. ON o Fenosa, Iberdrola perdería, y hay un acuerdo firmado. Otro problema. Una Caja Madrid de Miguel Blesa que no se sabe muy bien que pinta en una Endesa que no tiene ni un cliente en su región, además de haber ganado mucho dinero con sus endesas y haber sido el ariete perfecto de José María Aznar y sus más fieles para tener en ascuas a La Caixa y de paso darle al tripartito hasta en el palo de la bandera. Precisamente una de las mayores dificultades de lograr una solución pactada, un traje a medida es la posición en las antípodas del PSOE y del PP. En concreto, de determinados sectores del partido en el Gobierno y del propio Ejecutivo, así como de la línea más dura del PP para hacer oposición, que encabeza Zaplana y respalda el ex presidente Aznar. La situación política entre el Gobierno y el PP ha complicado la opa más de la cuenta para ambos Abertis presenta una oferta a su socio ACS para comprarle cuatro autopistas en Chile J. C. VALERO BARCELONA. La expansión internacional de Abertis no cesa. Después de conseguir el pasado viernes el control del 95,97 del capital de la compañía francesa de autopistas Sanef, la empresa que preside Isidre Fainé, director general de La Caixa, aspira a integrar en su gestión las cuatro autopistas que la constructora ACS tiene en Chile. Se da la circunstancia de que la compañía que preside Florentino Pérez tiene casi el 25 del capital de Abertis, una participación muy igualada a la que ostenta La Caixa, el otro socio de referencia de la operadora de infraestructuras. Según informaron ayer a Efe fuentes del sector de la construcción, el precio de las cuatro autopistas chilenas de ACS podría ascen- El gigante Airbus 380 supera un simulacro de evacuación El mayor avión comercial del mundo, el Airbus A 380, superó ayer con éxito el simulacro de evacuación y rompió un récord mundial al abandonar la nave los 853 pasajeros y los 20 miembros de la tripulación en 80 segundos, diez menos de lo exigido por la reglamentación internacional de aviación civil, informó la empresa en un comunicado. La prueba es un requisito para obtener la habilitación para operar en el transporte aéreo. Resultaron heridos 30 de los supuestos pasajeros, pero sólo es de destacar una fractura en una pierna. El primer vuelo del Airbus A 380, de 73 metros de largo y 25 metros de alto, tuvo lugar en abril pasado en Toulouse. ne participaciones en operadores de Chile y Colombia. En estos momentos, el 53 de los 3.253 kilómetros de autopistas que Abertis gestiona se encuentran fuera de España. der a 1.200 millones de euros. Abertis ha presentado ya una oferta formal a ACS, pero no vinculante. Sacyr Vallehermoso también se ha interesado por la autopista SantiagoValparaíso- Viña del Mar, una de las cuatro que están a la venta y en la que ya es socio de ACS con el 50 Ahora hay que esperar a que el banco de negocios Lazard, al que ACS ha encargado la venta de las autopistas, ofrezca a los grupos interesados presentar una oferta firme para iniciar el proceso de due dilligence o de auditoría y estudio legal previo, un proceso que podría demorarse por espacio de un mes. Abertis controla ya dos autopistas en Buenos Aires y al norte de Argentina a través de la firma Ausol. También controla una pequeña autopista en Puerto Rico y mantie- o estupendo de la realidad económica actual, ha sido mostrado por el presidente Rodríguez Zapatero como uno de sus activos principales. Pero, realmente, ¿las cosas son así? Existe una base firme para este desarrollo, ¿o vamos a contemplar cómo ese brillante panorama se puede esfumar con algún soplo, incluso no demasiado fuerte, provocado por la evolución negativa de nuestra coyuntura económica? Porque para entender un balance, es preciso, además de ofrecer el activo, presentar el pasivo, y he aquí diez de sus más preocupantes partidas. 1) Se ha escogido exclusivamente, como base del desarrollo mostrado en la evolución de JUAN VELARDE nuestra coyuntura, el inFUERTES cremento de la demanda interna. Automáticamente se ha liquidado el ahorro de los hogares, e incrementado su deuda, olvidando que las subidas de los tipos de interés por el Banco Central Europeo son ineludibles. El modelo, entonces, dejará de actuar; 2) Al no haberse flexibilizado los mercados, surge una creciente inflación, que ya duplica la media de la zona del euro; 3) Este modelo, asimismo crea un fortísimo déficit exterior, escandalosamente alto respecto a las otras cifras de saldos exteriores del grupo, al que pertenecemos, de los quince países industriales más importantes; 4) El problema energético español, que nos sitúa en posición peligrosísima respecto a un futuro muy próximo, no sólo no ha sido resuelto, sino que ha sido muy seriamente perturbado por la beligerancia adoptada por el Gobierno en relación con las OPAs lanzadas sobre Endesa; 5) La UE nos advierte que amenazas muy serias se ciernen sobre nuestras pensiones y, en general, sobre nuestro Estado del Bienestar. Nada se ha hecho para cambiar las cosas; 6) Se mantiene la rigidez del mercado del trabajo. Sin alterarla, resulta ilusorio pensar, no ya en 700.000 nuevos empleos, sino en reducir las tasas de desempleo; 7) El proceso globalizador y la ampliación de la UE, han logrado, de consuno, que aumente la deslocalización de actividades económicas sitas, hasta ahora, en nuestra economía; 8) La oleada inmigratoria se agudiza. Es el fruto de una política muy perniciosa y una amenaza al equilibrio social al crecer su porcentaje respecto a la población que se podría llamar castiza española. Es el resultado de una política familiar lamentable- -que no se intenta mejorar, sino todo lo contrario- -que también repercute en esto negativamente. El anunciar tensiones sociales serias es una fácil profecía; 9) Asombra la debilidad en la defensa de nuestros inversores en Iberoamérica. Automáticamente eso repercute en las economías de centenares de millares de accionistas españoles de modo muy negativo; 10) Y como colofón, estamos sin política tributaria. No sólo no se aborda una seria y precisa reforma impositiva, sino que da la impresión de que el Estatuto de Cataluña concluirá por desbarajustarlo todo. Con ese pasivo, ¿no corre serios riesgos el activo?