Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 24 3 2006 Alto el fuego de ETA REACCIÓN EN FRANCIA 25 Negocios con gran liquidez son propiedad del IRA, que los utiliza para blanquear su dinero tructura de Sinn Fein, más rica que la rama militar como consecuencia de las subvenciones del Estado y de los fondos procedentes de millonarios irlandeses de Estados Unidos, que se preocuparon de que no derivaran hacia las arcas del IRA. París no cejará en su lucha contra ETA ni tolerará procesos autonómicos Es impensable que el gobierno galo haga un gesto a una banda terrorista b Chirac ha frenado las pretensio- nes de Rodríguez Zapatero de dar la palabra a las regiones fronterizas, durante los seminarios y cumbres bilaterales J. P. QUIÑONERO CORRESPONSAL PARÍS. París seguirá persiguiendo a ETA. Y la renuncia temporal o definitiva a la violencia terrorista no despeja ni mucho menos las reservas francesas hacia un proceso autonómico que todos los presidentes de la República, Giscard, Mitterrand y Chirac, han contemplado desde hace muchos años como una amenaza potencial que era y es preciso contener como un modelo no deseable en Francia En el terreno puramente policial, una fuente próxima a Nicolas Sarkozy, ministro del Interior, comenta a ABC: Sarkozy fijó su propia doctrina personal, en materia de seguridad, en una declaración ante la Asamblea nacional, insistiendo en que el problema etarra no es sólo un problema español. La colaboración policial, muy estrecha, siempre se ha comple- tado con las colaboraciones políticas y judiciales, al más alto nivel. Ante la nueva situación, nadie cree que sea el momento de bajar la guardia policial Los cimientos La cooperación policial hispano- francesa ha ido matizándose e incrementándose desde hace veinte años. Y sucesivos gobiernos han confirmado unos principios esenciales, cuyos cimientos se pusieron entre 1986 y 1988, cuando Jacques Chirac, primer ministro, y Charles Pasqua, entonces ministro del Interior, pusieron en marcha las históricas redadas que comenzaron a desmantelar el antiguo santuario A cambio, fue Pasqua quien negoció con Barrionuevo el desmantelamiento del GAL. Tras una larga serie de ministros del Interior, de muy distinta sensibilidad, Nicolas Sarkozy, a partir de 2002, ha introducido un factor de complicidad política con Madrid, que tiene su importancia. Chirac, Sarkozy y Villepin son muy conscientes que la presión policial francesa ha sido decisiva para minar y comen- Camaradas Otros se han convertido en hombres de negocios. Aquí existe una gran dificultad para saber si negocios con gran liquidez- -restaurantes, pubs o taxis- -son propiedad del IRA, que los utiliza para blanquear su dinero, o de miembros del grupo que colaboran con las finanzas de la organización. La Agencia para la Recuperación de Fondos Procedentes del Delito ha iniciado investigaciones sobre Tom Murphy. En Manchester se analiza la trama de una inversión inmobiliaria cuyo valor podría rondar los 50 millones de euros y sobre cuya propiedad hay dudas. En diciembre de 1995, siete meses antes de anunciar el fin de sus actividades, miembros del IRA, robaron un banco en Belfast. ¿Era una operación del Consejo Militar o de una estructura local buscando la seguridad de sus pensiones? Aún no se sabe. zar la destrucción histórica de la banda terrorista ETA. En el terreno político, Giscard, Mitterrand y Chirac siempre transmitieron a sus interlocutores españoles sus reservas hacia el proceso autonómico que se siguía en nuestro país. Y ha sido Chirac quien ha frenado las pretensiones de Zapatero de dar la palabra a las regiones fronterizas, durante los seminarios y cumbres bilaterales. Mitterrand enterró el proyecto de crear un departamento vasco francés. Chirac es perfectamente hostil a las reivindicaciones regionalistas y nacionalistas de vascos y occitanos. El PNV y EA han intentado en numerosas ocasiones exportar su presencia política al departamento de los Pirineos Atlánticos. Y sucesivos ministros del Interior (de Chévenement a Sarkozy) han puesto coto a tales ambiciones. Por parte francesa, es sencillamente impensable coinciden todas las fuentes consultadas por ABC, que París haga un gesto hacia una banda terrorista. París apoyará siempre la política gubernamental española, pero sin inmiscuirse directamente.