Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 24 3 2006 Alto el fuego de ETA LA ESTRATEGIA DEL PSOE 15 El PSOE quiere atraer al PP, pero ironiza pidiéndole que sonría M. M. MADRID. El deseo del PSOE es normalizar relaciones con el PP y conseguir que Mariano Rajoy se avenga a secundar las decisiones que José Luis Rodríguez Zapatero adopte en el proceso de paz. Por ello, la pretensión de Moncloa es preparar la entrevista de Rajoy con Zapatero con la mano tendida y realzando el papel del líder de la oposición en estos momentos. En definitiva, Moncloa busca cómo limar asperezas y conceder a Rajoy protagonismo. Pero la reacción de algunos líderes del PP irritó ayer a los socialistas, que sospechan que Rajoy, influido por sectores de su partido, puede terminar por dar la espalda al PSOE. Por ello, su portavoz parlamentario, Alfredo Pérez Rubalcaba, anduvo ayer cauteloso. Deliberadamente no censuró nada a Rajoy, pero sí a Eduardo Zaplana por pedir explicaciones al fiscal general del Estado, quien ha pedido a los fiscales que consideren la nueva situación y también a Jaime Mayor Oreja, a quien acusó directamente de delirar Veo al PP como comprimido... que se suelten y sonrían dijo irónico Rubalcaba. Alfredo Pérez Rubalcaba saluda al secretario general de CiU, Josep Antoni Duran i Lleida EFE Sectores del PSOE creen que ETA necesita cuadrar los plazos para no arriesgar el retorno de Batasuna a las urnas en 2007 Los socialistas prevén que el proceso es irreversible aunque haya altibajos b Según diversas interpretacio- los Aragonés, quienes, previsiblemente, irán pilotando la situación. Además, Rajoy ha mantenido diversos contactos con la presidenta de los populares vascos, María San Gil, y tiene previsto desplazarse a esta comunidad dentro de unas dos semanas. Precisamente, el PP vasco considera que el anuncio de ETA no ha cambiado la situación, salvo, en su caso, para ir a peor, ya que, en sintonía con Madrid, mantienen la sospecha de que, a cambio de un alto el fuego insuficiente se pague un precio político y que los tribunales rebajen sus actuaciones. San Gil constató, ante la junta directiva regional, que la situación sigue siendo la misma, y que el partido se mantendrá firme en sus posiciones. La atención del PP vasco se centra, a corto plazo, en el encuentro del martes, según destacaron fuentes próximas a la dirección regional. Estas mismas fuentes aseguraron a ABC que, detrás del anuncio del lendakari Ibarretxe de iniciar una fase preliminar de diálogo para constituir una mesa de partidos, todavía no hay nada formal por lo que, al día de hoy, no hay ninguna estrategia que replantearse, y habrá que esperar a que se trate de algo oficial y formal precisaron. También puntualizaron que no se oponen a hablar con el PNV, pero siempre que sea en el Parlamento vasco. Quien ayer rebajó el tono de su optimismo fue el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz- Gallardón, que secundó en todos sus términos el comunicado de Rajoy, informa Sara Medialdea. nes, para los etarras es prioritario recuperar jurídica y económicamente a Batasuna o a un partido heredero en los ayuntamientos MANUEL MARÍN MADRID. Miembros del PSOE consultados por ABC consideran que uno de los principales motivos que ha podido mover a ETA a hacer público su comunicado ahora no sería tanto el de poner fin a la incertidumbre y las especulaciones sobre el proceso de paz sino el de no poner en riesgo uno de sus objetivos primordiales: re- legalizar a su brazo político Batasuna, y su retorno por la vía del derecho a los Ayuntamientos mediante su participación en los comicios locales de la primavera de 2007. Según esta interpretación, uno de los planteamientos que ETA hará, llegado el momento de que el Gobierno acceda a una negociación- -formalmente avalada por el Congreso si se dan las condiciones es la recuperación jurídica y política de Batasuna para su retorno a las instituciones. En este caso, porque toca en 2007, a las corporaciones locales. No en vano, ETA deja claro en su comunicado que se propone asegurar de cara al futuro la posibilidad de desarrollo de todas las opciones políticas Una de esas opciones políticas es la que representaría ETA a través de Batasuna o de la formación que fuera designada su sucesora en el registro de partidos políticos. Pero al igual que la Ley de Partidos instauró un sistema novedoso para la ilegalización de una formación política- -lo que exigía unos trámites jurídicos, unas garantías y unos plazos determinados como el planteamiento de una demanda de ilegalización, la presentación de alegaciones ante una sala especial del Tribunal Supremo, un periodo para la aceptación o no de pruebas, una vista oral, un tiempo para eventuales recursos a la sentencia... también sería novedoso el proceso de re- legalización y es difícil aventurar su duración. Según interpretan las fuentes socialistas y jurídicas consultadas, llegado el caso de que se constate que el alto el fuego puede ser permanente, el propósito de ETA sería no pillarse los dedos y sí disponer de un mínimo tiempo imprescindible para resucitar legalmente, y por tanto económicamente, a Batasuna. Y en este punto, los plazos y los trámites no podrían superarse con meras decisiones políticas De haber anunciado su alto el fuego dentro de unos meses, ETA no habría tenido tiempo de presentar su marca a las elecciones locales Requerirían de iniciativas jurídicas, judiciales y administrativas que llevan su tiempo y tienen sus propios vericuetos. Pero un año entero- -de la primavera de 2006 a la de 2007- -sería, al menos en tiempo y forma, suficiente como para no arriesgar. Una opción menos simbólica que las maniobras de resucitación de Batasuna, pero igualmente efectiva para ETA, sería la creación ex novo de una formación heredera de sus planteamientos soberanistas, pero que a su vez no tuviera la obligación de condenar unos atentados terroristas que desde marzo de 2006 habrían dejado de perpetrarse o que, simplemente, acudiera a las urnas con listas blancas de difícil impugnación por la Fiscalía o por la Abogacía del Estado. Pero nadie sabe si ETA consentirá el enterramiento definitivo de la marca Batasuna y su sustitución por otra, renunciando así al efecto eufórico que su restauración tendría para sus bases y simpatizantes. En cualquier caso, el Ejecutivo se ha comprometido a que nada se moverá hasta acreditar que el silencio de las armas sea permanente Ahora lo que más preocupa a los socialistas es que el PP demuestre lealtad y generosidad se suba al carro con Zapatero y que desvincule el comunicado de ETA del Estatuto catalán porque, opinan en el PSOE, es cierto que no hay una rendición y que habrá altibajos, pero también lo es que esta vez el proceso es irreversible