Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 Cultura MIÉRCOLES 22 3 2006 ABC LAS PANTALLAS ESPAÑOLAS, ESCAPARATE DE HOLLYWOOD Olivares cuenta la pasión por el fútbol en La gran final b César Martinez presenta en el Festival de Cine de Málaga Arena en los bolsillos la historia de cuatro jóvenes que huyen de las miserias que les rodean JOSÉ MARÍA CAMACHO MÁLAGA. El director cordobés Gerardo Olivares relata en su ópera prima tres historias paralelas, las pericias de unos hombres que tienen dos cosas en común: vivir en regiones remotas del planeta y estar empeñados en ver por la televisión la final de la copa del mundo de fútbol Japón- Corea 2002 entre Alemania y Brasil. Los protagonistas de la película son una familia de nómadas mongoles, una caravana de camelleros tuareg de Níger en el desierto del Sáhara y un grupo de indios amazónicos. Todos tienen en común la misma obsesión por el fútbol y se las ingenian para lograr su objetivo: ver el partido por la televisión. Olivares explicó en rueda de prensa que la idea de hacer la película surgió hace cuatro años, durante un viaje por Mongolia en el que conoció a una familia de nómadas que llevaba un viejo televisor a lomos de un caballo, lo que le sorprendió mucho. Me dijeron que iban al monte, donde había unos hierros retorcidos que utilizaban de antena y, con una vieja batería de un coche, podían ver un culebrón brasileño que estaba de moda en el país dijo. El director manifestó que a lo largo de sus viajes siempre ha encontrado gente que vive aislada en la selva o el desierto, que pinta sus cuerpos para una ceremonia tribal o caza con águilas reales, pero lo curioso es que la mayoría conoce el número que lleva Ronaldo en la camiseta o ha visto el último gol de Zidane. La segunda película que se proyectó ayer en la sección oficial fue Arena en los bolsillos de César Martínez, en la que intervienen Andreas Muñoz, Clara Lago, Yohana Cobo, Nicula Nicolae y Daniel Guzmán, entre otros actores. El director madrileño cuenta la historia de cuatro jóvenes, hijos del desarraigo, quienes inician un viaje hacia el mar huyendo de las miserias que les rodean. En el camino encontrarán amor y solidaridad, aquello que no tienen en su entorno. A su paso dejarán su firma en las paredes; un graffiti será su seña de identidad. Martínez calificó su trabajo de muy gratificante al tiempo que señaló que desde el primer momento hubo buena química con los actores. Para Daniel Guzmán, lo más positivo de la cinta es el cambio generacional que se vive en el país, porque el éxodo masivo de los países pobres o en guerra está cambiando la geografía Mel Brooks, ayer en Madrid, ante el cartel de Los productores FRANCISCO SECO Mel Brooks presenta Los productores el musical más divertido que existe La película es la adaptación de la obra que triunfa en Broadway desde 2001 b El filme, que se estrena el vier- nes en España, cuenta con Nathan Lane, Matthew Broderick y Uma Thurman como protagonistas, y lo ha dirigido Susan Stroman JULIO BRAVO MADRID. A punto de cumplir ochenta años (lo hará en junio) Mel Brooks mantiene una más que notable vitalidad. El sentido del humor, como el valor en la mili, se le presupone, pero él no lo esconde, sino todo lo contrario. Y como muestra, un botón. Se le pregunta, precisamente, por su vitalidad, y él responde que el secreto es que cada noche, antes de irse a dormir, se ve el baile que protagoniza Uma Thurman en la película Los productores y desde entonces se siente cada vez más joven. La promoción de Los productores película que se estrenará el viernes en España, es precisamente el motivo que ha traído a Mel Brooks a España. Dirigida por Susan Stroman y protagonizada por Nathan Lane, Matthew Broderick y Uma Thurman, se trata de la adaptación cinematográfica del musical creado por Brooks y que lleva casi cinco años en cartel en Broadway (en septiembre se estrenará en el teatro Coliseum de Madrid, con Santiago Segura y José Sánchez Mota como protagonistas) Esta obra es, a su vez, la adaptación de la película que escribió y dirigió Brooks en 1968, y que supuso su estreno en el cine. ¿Por qué trasladó al cine el musical? Mel Brooks mira con compasión al pe- riodista; ha contestado esta pregunta un millón de veces, asegura, pero no pierde la sonrisa y explica de nuevo la historia: No tenía la intención de hacer una película, ya existía la de 1968, pero creo que teníamos un espectáculo fabuloso en Broadway, con una pareja protagonista extraordinaria, con el que ganamos doce Tonys, todo un récord en Broadway, y me daba mucha pena que se esfumara en el aire. Muchos de los grandes musicales han desaparecido, no queda más que la grabación de su música, y yo no quería que eso ocurriera con Los productores Mel Brooks es consciente de que el cine tiene ritmos y necesidades diferentes que el teatro: Aquí es espectáculo más comedia, y en el cine es comedia con música. La película ha tratado de respetar este cambio de medio, pero conservando la esencia y la vida que tiene el musical Cuentan, dice el cineasta, con una ventaja: Es el musical más divertido que se ha hecho nunca- -presume- más divertido que cualquier otro, y además tiene las piernas más largas que haya visto nunca un hombre: las de Uma Thurman El papel de Ulla, que interpreta la actriz estadounidense, tuvo varias novias; entre ellas Nicole Kidman, como reconoce Mel Brooks. Quería hacerlo, y es una extraordinaria actriz que canta y que baila, como demostró en Moulin Rouge Pero siempre hay demasiados conflictos a su alrededor, y nos pareció peligroso contar con ella. Uma Thurman nos mostró su interés, y Susan Stroman se puso a ensayar con ella; le pusimos un profesor de voz, Patrick Brady, y en diez días pasó de ser un pequeño gusano a convertirse en una extraordinaria mariposa Confía mucho Mel Brooks en el público español. En Estados Unidos ni las críticas ni la taquilla han sido todo lo favorables que se esperaba. Allí- -se excusa el cineasta- -se estrenó en Navidades, con mucha competencia alrededor- King Kong Harry Potter Las crónicas de Narnia y no ha habido tiempo para el boca a boca. Pero tuvimos cuatro candidaturas en los Globos de Oro. Y en Italia, en el Reino Unido y en Francia la película ha funcionado bien y las críticas han sido muy buenas