Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 18 3 2006 95 Los sábados PROPUESTAS Y LUGARES ESTILO DE VIDA de GASTRONOMÍA LA REPOSTERÍA SEFARDÍ ES EXQUISITA. SI LE GUSTA ESQUIAR, SAAS FEE ES UNA PERLA EN MEDIO DE LOS GLACIARES DE LOS PILAR JERICÓ, EXPERTA EN EL DESARROLLO DEL TALENTO, NOS PREVIENE CONTRA EL MIEDO ANA BENSADÓN HA ALPES RESCATADO RECETAS DE FAMILIA El estilo del club ha sido el vive como quieras Alma de ese mundo fue Jimmy de Mora. Junto a Margit, su esposa, habla con Manolo Santana en su cumpleaños, en 1985 Uno de los grandes centros turísticos del mundo ha cumplido 50 años. Por él han pasado los más famosos, glamourosos y elegantes personajes del mundo. Alfonso de Hohenlohe fue su impulsor, y el conde Rudi von Schönburg, su director emblemático Marbella Club do empezó después de la Segunda Guerra Mundial, cuando la mayor parte de Europa, y del mundo, sufría sus consecuencias y cuando España trataba, poco a poco, de recobrarse de su propia tragedia. Las grandes fortunas habían escapado de la contienda como habían podido, unos a Suiza, otros a Portugal... Pero recapitulemos... To TEXTO CARMEN FUENTES Con anterioridad a la guerra, por una pueblerina y desconocida Marbella apareció Ricardo Soriano von Hermansdorff, marqués de Ivanrey, un personaje peculiar y vividor, el verdadero descubridor y el principal promotor de aquel rincón, entendido pronto como refugio elegante y hedonista, ideal para huir de las preocupaciones co- tidianas. Él fue quien hizo propaganda de Marbella entre sus ricos y famosos amigos, como el marido de su prima hermana Piedad de Iturbe, el príncipe Maximiliam von Hohenlohe (íntimo amigo de Alfonso XIII y padrino de su hijo Alfonso) que era el clásico aristócrata europeo, miembro de una de aquellas grandes familias cuyas propiedades se ex- El marqués de Ivanrey descubrió, tras la II Guerra Mundial, un pueblecillo al que convirtió en refugio de ricos y famosos tendían desde Checoslovaquia hasta España. Tenía fincas en Madrid y en Zarauz, pero su primo Ricardo Soriano le animó a dejar el clima del norte por la idílica vida a las orillas del Mediterráneo, alegando que con lo que gastaba en calefacción para templar su palacio madrileño se com (Pasa a la página siguiente)