Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 18 3 2006 Nacional 23 LUCHA CONTRA LA INMIGRACIÓN ILEGAL LA CRISIS EN CANARIAS El buque hospital Esperanza del Mar atracó ayer en el muelle Primo de Rivera de Las Palmas de Gran Canaria para desembarcar los 25 cuerpos de inmigrantes recuperados esta semana. Según la Media Luna Roja ya son 1.300 los fallecidos desde noviembre durante su travesía El Esperanza del Mar devuelve a tierra el drama de la inmigración TEXTO: ERENA CALVO FOTOGRAFÍA: ALEJANDRO QUEVEDO Canarias exige que la Península acoja más inmigrantes irregulares b El consejero canario de Presidencia dudó de que Alonso conociese el convenio de repatriación firmado en 2003 con Mauritania antes del viaje de la delegación española. E. C. LAS PALMAS. El Gobierno de Canarias exigió ayer una mayor implicación del Ejecutivo central ante la peor situación de emergencia humanitaria que se ha vivido en el archipiélago desde que comenzó el fenómeno de la inmigración irregular. Tras la reunión del gabinete de crisis constituido esta semana para abordar la llegada masiva de extranjeros ilegales el Gobierno regional dejó constancia de su tajante rechazo a que se amplíen los centros de retención de inmigrantes, totalmente desbordados, tal y como propuso ayer el Ejecutivo central. Asimismo, instaron al Estado a que cumpla el acuerdo alcanzado por todas las formaciones políticas en el Congreso durante la pasada legislatura. Acuerdo en el que se recoge el compromiso de repatriar o derivar a la Península a los inmigrantes que alcanzasen las costas canarias y superasen el cupo de las islas, establecido en 1.448. España no puede convertir a Canarias en un campamento de retención de inmigrantes señalaron fuentes gubernamentales. Al tiempo que demandaron soluciones para aliviar el hacinamiento en los centros de menores inmigrantes, ya que en estos momentos hay más de 300, cuando la capacidad es de 200. Esperamos que se cumpla de inmediato el acuerdo de readmisión de inmigrantes firmado con Mauritania en 2003 afirmó el consejero canario de la Presidencia, José Miguel Ruano, que dudó de que el ministro del Interior, José Antonio Alonso, lo conociese antes de que la delegación española viajase este jueves a la república islámica. LAS PALMAS. Nueve de la mañana, hora insular. El Esperanza del Mar atraca en el muelle Primo de Rivera del Puerto de La Luz y de Las Palmas, en la capital grancanaria. En su interior yacen los cuerpos sin vida de 25 inmigrantes que vieron frustrado su viaje 400 millas antes de alcanzar su meta, el archipiélago canario. El buque hospital, que presta atención médica a los pescadores que faenan en el caladero mauritano, recuperó sus cadáveres entre la noche del martes y la tarde del miércoles, después de que un pesquero que vio los cadáveres flotando a 40 millas de Cabo Blanco, diese la voz de alarma. Allí, en un punto muy próximo a Nuadibú, naufragó el cayuco con el que esperaban llegar a un mundo para ellos, repleto de nuevas y prósperas oportunidades. En lo que va de año, ya son 70 las personas fallecidas en su travesía hacia Canarias. Nueve y cuarto de la mañana. La titular del Juzgado número 8 de Las Palmas de Gran Canaria, María Victoria Rossell, ordena el levantamiento de los cadáveres. Después de ese momento, los operarios encargados de proceder al desembarco comienzan con una larga procesión de cuerpos que, uno a uno, son introducidos en los furgones que los trasladarán hasta el Instituto Anatómico Forense de Las Palmas de Gran Canaria, donde se les practicará la autopsia, según informaron ayer fuentes de la Delegación del Gobierno en Canarias. Una vez realizada la autopsia, será la jueza que instruye el caso la que decidirá su inhumación. Diez y media de la mañana. Más de una hora después de iniciarse el desembarco, y después de haber cubierto las plazas de cuatro furgones, continúa el desfile de cadáveres. Sí, se les practicará la autopsia. Pero será prác- Más de hora y media tardaron los operarios en desembarcar todos los cuerpos ticamente imposible conocer su procedencia. Llevan varios días flotando en el océano, y ello imposibilita esta tarea. Lo dice alguien que sabe mucho del tema: el Cónsul de la República de Senegal, Alberto Van Bocilel, que se ha acercado al muelle solidarizándose con la situación. Tampoco es del todo imposible. Hace algunos años se comprobó que algunos inmigrantes fallecidos en las mismas condiciones eran senegaleses, por las huellas dactilares llegados al archipiélago en la última semana. Casi 3.000 en estos tres primeros meses de 2006. Gran Canaria y Tenerife fueron de nuevo los destinos de estos 94 subsaharianos. Un grupo de 50 alcanzó la isla redonda a bordo de un cayuco, y una patera trasladó hasta Tenerife a otros 44. En el caso de Gran Canaria, tuvieron que ser subidos a bordo de una patrullera de la Guardia Civil por motivos de seguridad. Las adversas condiciones marítimas de la zona hicieron temer a los agentes por sus vidas, y decidieron alcanzarlos hasta la costa a bordo de la Río Guadalupe Toda precaución es poca. Según las estimaciones de la Media Luna Roja, más de 1.300 personas podrían haber perecido en aguas próximas a Mauritania desde el pasado noviembre. Un centenar de llegadas más No todo son malas noticias. Cerca de un centenar de inmigrantes lograron alcanzar las costas canarias ayer sin tener que lamentar más pérdidas humanas. Con ellos, se alcanza ya la cifra de más de 800 extranjeros irregulares