Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 Espectáculos VIERNES 10 3 2006 ABC VIERNES DE ESTRENO El próximo 13 de marzo se cumplen diez años de la muerte de Krzysztof Kieslowski. Con este motivo se estrena por primera vez en el cine en España No matarás Vuelve Kieslowski, el hombre que le leyó la mano al cine TEXTO: E. RODRÍGUEZ MARCHANTE Diez años después de su muerte, se puede decir que se aprecia en la desaparición del gran cineasta polaco Krzysztof Kieslowski la misma sustancia que en el meollo moral de una de sus obras maestras, No matarás que verá la luz de nuestras pantallas esta semana. En esa pequeña proeza cinematográfica que es esta película se venía a trazar una línea de absoluta trascendencia entre quitar la vida y dar la muerte con mucho mayor sentido filosófico que la tan renombrada de Sin perdón Cuando matas a alguien no sólo le quitas lo que es, sino también lo que pudiera haber sido... y que consistía en la iniquidad de creerse poderoso hasta el punto de provocar en el orden natural un vacío (el hueco de la vida de una persona) sin ser capaz, en cambio, de proponer un sustituto. Bien, pues la muerte mató a Kieslowski y su vacante no ha encontrado el consuelo siquiera de Nadie, nin- un interino: nadie, ningún cineasta, ha gún cineas- llenado el hueco ta, ha llena- enorme y sustancial do el hueco que quedó en el cine europeo. Con la desenorme y aparición de Kieslosustancial wski se rompió la paque quedó ta que le ofrecía equilibrio al taburete del en el cine cine; a principios de europeo los noventa irrumpió con fuerza un cine potente, brillante, de fuerza, inventiva y flexión (que podría encabezar el talento de Tarantino) y que retaba en interés y calidad al cine, digamos, clásico de los santones y barandas de Hollywood (los scorseses, los coppolas y spielbergs... Frente a esta lucha estaba la mirada de Kieslowski: frente a la potencia, la duda; frente a la inventiva, el peso del sentimiento; frente a la fuerza, la moral; frente a la flexión, la reflexión... Desde que estalló contra el Festival de Cannes No matarás ese insondable tratado sobre lo trabajoso que es el asesinato frío (la escena en que el personaje mata al taxista es en realidad la escena de un hilo de vida que se niega a desaparecer) la figura de Kieslowski ma- Una vida corta Krzysztof Kieslowski nació en Varsovia (Polonia) el 27 de junio de 1941. A los 16 años ingresó en la Escuela Superior de Técnicas Teatrales. Su intención primera era ser director teatral En 1965, tras dos intentos fallidos, logró entrar en la Escuela de cine de Lodz. Allí realizó sus primeros cortos como alumno en prácticas. En 1969 ingresó en la productora estatal de documentales, como ayudante de dirección. Su primer trabajo profesional fue el documental La fábrica Ganó el Dragón de oro en el Festival internacional de Cracovia de 1974 con su corto El primer amor Rodó su primer largometraje en 1976. Se titulaba La cicatriz y con él obtuvo el primer premio del Festival de Moscú. En el año 1989 realizó un ambicioso proyecto con la televisión polaca: Decálogo un conjunto de diez telefilmes que era una declaración de principios. Rodó en Francia La doble vida de Verónica y la trilogía Tres colores su obra más conocida. Ya retirado del cine, murió en Varsovia el 13 de marzo de 1996. Kieslowski, en una imagen tomada en el Festival de San Sebastián de 1994 nejó el único rumbo posible del cine europeo, mediante una concepción incomparable de la narrativa visual. Esa manera de narrar de Kieslowski le permitía poner en escena sensaciones y sentimientos: los arrojaba sobre la pantalla como unos dados, invitando siempre al azar a que hiciera su trabajo, a que hurgara en el guión, y todo anudado a la garganta como un pañuelo por la música de Preisner. No matarás es algo más que el preludio de No amarás un filme corto sobre el amor que pelaba la soledad como si fuera un plátano y descubría la fascinación en ese terreno que sepa- TRES COLORES: SU TRILOGÍA MÁS POPULAR fue la primera de las tres películas de la trilogía. Juliette Binoche encarnaba a una mujer que había perdido a su marido, compositor, y a su hija, en un accidente de carretera. Azul Blanco Zbigniew Zamachowski y Julie Delpy protagonizaban esta segunda entrega, en la que un inmigrante polaco en Francia ve cómo su mujer quiere separarse de él.