Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 Nacional SEGUNDO ANIVERSARIO DEL 11- M LA I NVESTIGACIÓN VIERNES 10 3 2006 ABC El Chino recibió instrucciones desde un campo de entrenamiento on line de Arabia Saudí Siete días después de la matanza, fue aleccionado sobre la creación de células en grandes ciudades b Jamal Ahmidan, emir de la célula del 11- M, guardaba la información en el ordenador de su casa y accedió al manual de instrucciones con una clave secreta D. MARTÍNEZ MADRID. Desde un campo de entrenamiento on line de Al Qaida con base en Arabia Saudí, la célula del 11- M, que pensaba seguir matando en España- -entre sus objetivos estaban un colegio británico en Madrid y sinagogas de Ávila y Toledo- -recibió instrucciones, el 18 de marzo de 2004, sobre organización de grupos terroristas. Después de esta fecha, el 2 de abril, intentaron volar con doce kilos de goma- 2 el tren Ave Madrid- Sevilla a su paso por Mocejón (Toledo) La aparición de este campamento on line -así lo denominan los especialistas en terrorismo islamista- -ha causado relativa sorpresa. Y es que la galaxia criminal de Osama Bin Laden, desde la desaparición de parte de sus campos de entrenamiento en Afganistán- -entre finales de 2001 y 2002- -se ha servido de la globalización de las comunicaciones para, entre otros fines, adoctrinar a sus células en los mismos países en los que están asentadas. Este fue el caso del grupo islamista que asesinó, hace ahora dos años, a 191 personas y causó heridas a otras 1.500. La prueba fue encontrada por los agentes de la Comisaría General de Información de la Policía en la casa que en la calle Villalobos de Madrid tenía Jamal Ahmidan, emir y jefe operativo de la célula terrorista. En el piso, El Chino tenía un ordenador que, una vez desentrañado, reveló la existencia de un documento que, por su alcance, es considerado por los investigadores de interés 1 El documento en cuestión es un boletín que se difunde por la red y que se elabora en el campo de entrenamiento Al Battar en concreto está editado por el ala militar de los mujahidines de la Península arábiga. El acceso es restringido; se llega a él a través de claves, y Jamal Ahmidan, uno de los siete terroristas que se quitaron la vida en Leganés, las tenía. Así, el 18 de marzo de 2004, siete días después del 11- M, El Chino accedió al boletín de Al Battar que recoge un extenso manual de instrucciones para la formación de células terroristas en grandes ciudades El núcleo del entramado lo constituye la caja muerta grupo de elite integrado por expertos en ciencias militares y en la ley islámica que debe su nombre, según interpretan los especialistas, a su carácter secreto y clandestino. Alrededor del núcleo, pero teniendo en cuenta el carácter desestructurado de los comandos de Al Qaida, gravitan cinco grupos: liderazgo, información, aprovisionamiento, ejecu- Estructura de una célula de Al Qaida en Europa Grupo de Información- Técnico de ordenadores- Técnico en laboratorio fotográfico- Experto que se encarga de preparar los contactos- Persona que clasifica la información Grupo de Liderazgo- Por razones de seguridad, sólo el jefe de la célula tiene que conocer el objetivo terrorista Grupo de Económico- Aportacione spropias- Comisión de pequeños delitos, como robos o clonaciones de tarjetas de crédito Grupo de Ejecución- Le llaman La mano arrasadora -Expertos en manejo de armas y explosivos Infografía ABC Célula en grandes ciudades Caja Muerta Expertos en ciencias militares y en la Ley islámica Grupo de Intendencia- Utilización de delincuentes comunes para el aprovisionamiento de vehículos, armas y explosivos- Expertos en falsificación de documentos Tres de los terroristas que se suicidaron en el piso de Leganés ción y económico. Todos, según la instrucciones de Al Qaida que recibió El Chino tienen que actuar por separado- -para evitar que la desarticulación de uno arrastre a los otros- -y no han de pasar de cuatro integrantes. No deben meterse los grupos de trabajo clandestinos así llaman en el manual a las células terroristas en las ciudades antes de que hayan obtenido suficiente entrenamiento, los documentos de identidad necesarios y buenos camuflajes Sólo el grupo de liderazgo ha de conocer el objetivo terrorista, ni siquiera el colector de información debe saber el objetivo de reunir información y la manera de ejecutar la operación. Así, tampoco debe saber la razón para reunir tal arma o para qué están preparando estos explosivos El grupo de información además de contar con encargados de clasificar los datos, debe estar compuesto por técni- Los musulmanes tienen una venganza pendiente con España D. M. MADRID. En el documento del campamento Al Battar Al Qaida vincula, una vez más, el 11- M con la presencia de las tropas españolas en Irak y lanzan una nueva amenaza: Los musulmanes tienen una venganza pendiente para con España Por si fuera poco, el texto agrega que España padeció poco en referencia con el 11- M comparado con lo que padecieron los musulmanes en Irak Tras señalar que el mundo se ha convertido en teatro para la Jihad en el nombre de Alá y que los infieles que le agreden no están seguros y tienen miedo de ser acosados por todos lados destaca que el último de ellos fue la gran operación de Madrid con un resultado de más de 200 muertos y más de 1.500 heridos Los mujahidines de Al Battar se centran en la decisión del Gobierno de José María Aznar de intervenir en la guerra de Irak y escriben que los españoles, antes de dejar su odio a los musulmanes, se pusieron al lado de la tercera columna en la guerra de los últimos cruzados sobre Irak. Nadie de los países europeos apoyó a América en la guerra menos Inglaterra y España, aunque después los demás países participaron en la cruel guerra Más adelante, los autores del boletín de Al Qaida dicen que España padeció poco comparado con lo que padecieron los musulmanes en Irak, aunque las víctimas fueran civiles, nuestras víctimas en Irak también lo fueron El texto agrega que los mu- sulmanes tienen una venganza pendiente para con España, que se está renovando y que empezó por Al Andalus y la profanación de los sitios sagrados de los musulmanes, forzándoles a abandonar su religión y echarles de sus tierras En el documento queda patente la importancia que para el mundo musulmán, y sobre todo para el radical, tienen los símbolos. En este apartado, hacen referencia a cómo debe utilizarse la bandera y lo aprovechan para criticar de forma velada a la célula del 11- M. Hacen la denuncian porque, según sus preceptos, ante una bandera nadie puede hablar en nombre de otro como hace el terrorista que mencionada a Abu Dujan Al Afgani en el vídeo de reivindicación hallado cerca de la mezquita de la M- 30. Por el contrario, sí consideran ortodoxa la puesta en escena de El Chino que, como emir, aparece delante de la bandera, en el vídeo recuperado en Leganés amenazando con más atentados.