Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
84 Economía MARTES 7 3 2006 ABC LA CAIXA PONE TECHO A SU OPA D espués de la fuerte campaña de acoso sufrida los últimos meses por La Caixa como consecuencia de la opa de su participada Gas Natural sobre Endesa, la entidad catalana ha decidido jugarse a una sola carta su triunfo o su derrota en esta lid. Fornesa y Fainé, desde siempre mucho más reticentes a esta aventura que el ex director general del grupo catalán, Antonio Brufau, cedido temporalmente a Repsol, ya trabajan los tres codo con codo con los directivos de Gas Natural en preparar una oferta- techo, que en estos momentos rondaría entre los 27 y 28 euros por cada acción de Endesa, incrementando el porcentaÁNGEL LASO je de pago en efectivo D LOM aunque seguirían ofreciendo acciones. Se ha analizado otra vez todo el proceso y se quiere hacer una apuesta significativa, una especie de puñetazo en la mesa, que además se note, pero sin que suponga una suerte de locura. Entre otras cosas, aunque no lo reconozcan, porque se lo deben a un Gobierno como el de Zapatero que ha sufrido tanto o más desgaste que ellos mismos llevando la opa adelante contra viento y marea, frente a un PP que no ha cedido ni un milímetro de sus planteamientos iniciales para desgracia de Piqué. En su análisis político La Caixa ya está descartando una aproximación al PP, tras varias entrevistas fallidas, al que lleva meses llamando a su puerta. Y ahora cree que con un Aznar, cada vez más reforzado y menos en la sombra tras el congreso popular, la situación, todo lo más, empeorará. La oferta estará acompañada por un plan de negocio muy detallado, que ya recoge parte del llamado plan B de la caja, que entre otras cosas mantiene en Madrid una fuerte sede social de la eléctrica que preside Pizarro, aunque la sede social se vaya a Barcelona. En este sentido, debido a la aparición en escena del gigante energético E. ON, desde La Caixa se quiere seguir potenciando la posibilidad de un acuerdo con Caja Madrid, máximo accionista de Endesa con un 9,93 de su capital. Desde el pasado mes de septiembre, a los dos días de hacerse pública la opa, La Caixa ha querido abrir contactos con su homóloga madrileña, pero su presidente, Miguel Blesa no ha cogido el guante. Y eso que la oferta es generosa para Caja Madrid e incluye desde la vicepresidencia de la compañía energética resultante hasta la posibilidad de llegar a ser socios en otros grupos que controla La Caixa, sobre todo Repsol. El cambio de nuevas normas de contabilidad penaliza a las cajas en sus participaciones industriales y en la entidad catalana, como en el resto, tiene muy claro que habrá ventas y que tendrán que prescindir de inversiones aunque les pese. De hecho, La Caixa ya ha comunicado al Gobierno que no les temblará el pulso en salir de algunas empresas, aunque sean estratégicas, lo que tiene a Montilla algo más que preocupado sobre su teoría de núcleos duros de capital español. Bolivia amenaza con renacionalizar las filiales de Repsol YPF y de REE El Gobierno de Morales quiere tener el 51 de las empresas privatizadas b Las empresas españolas no hicieron comentarios al anuncio del ministro encargado de la Planificación del Desarrollo de aquel país, Carlos Villegas J. G. N. MADRID. Las compañías españolas que están presentes en Bolivia se llevaron ayer un nuevo sobresalto, el enésimo desde que Evo Morales accedió al poder y anunció importantes cambios legislativos. En este caso, ha sido el ministro de Planificación del Desarrollo, Carlos Villegas, que anunció el domingo por la noche (hora española) que su Gobierno realizará importantes cambios en las empresas privatizadas en los últimos años para favorecer los intereses del pueblo de Bolivia Las afectadas serían Repsol YPF y Red Eléctrica (REE) La petrolera, aunque posee el 50 de la compañía local Andina, controla esta empresa, ya que designa a cuatro de sus siete consejeros. REE posee casi el 100 de TDE (Transportadora de Electricidad) compañía que se encarga de la red de alta tensión en aquel país. REE adquirió TDE en 2002 a Unión Fenosa. El Gobierno de Evo Morales quiere que el Estado boliviano logre la mayoría de las acciones de las empresas que fueron privatizadas en los últimos años y que el 51 de las acciones sean de propiedad estatal. Además, el Gobierno tendrá la potestad para nombrar a sus directores. Morales y Brufau, en el encuentro que mantuvieron la semana pasada Carlos Villegas explicó que con el objetivo de llegar al porcentaje mencionado negociarán con las empresas afectadas para que, junto a las acciones de los bolivianos y trabajadores, el Estado tenga el derecho de propiedad y, de esta forma, efectuar en las empresas renacionalizadas cambios relacionados con inversiones, impuestos y salarios. Las privatizaciones tuvieron lugar durante el primero Gobierno de Sánchez de Lozada y afectaron a empresas como Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (Entel) la Empresa Nacional de Ferrocarriles (Enfe) la EFE Corporación Minera de Bolivia (Comibol) y la aerolínea Lloyd Aéreo Boliviano (LAB) Portavoces de Repsol YPF y de REE declinaron hacer comentarios sobre las declaraciones del ministro boliviano porque carecían de comunicación oficial. Es más, en la petrolera subrayaron que en la entrevista que mantuvieron el pasado viernes en La Paz el presidente de Bolivia, Evo Morales, y el primer ejecutivo de Repsol YPF, Antonio Brufau, el presidente de la petrolera española expuso a Morales que su compañía no ha congelado las inversiones en Bolivia y que está dispuesta a seguir operando allí. Sonae asume la ruptura de la alianza entre PT y Telefónica si finaliza con éxito la opa BELÉN RODRIGO. CORRESPONSAL LISBOA. El grupo Sonae pretende terminar con la asociación entre Portugal Telecom (PT) y Telefónica si concluye con éxito la opa lanzada sobre el operador luso. En el pliego del proyecto de la opa publicado ayer por el Jornal de Negocios Sonae afirma que pondrá fin a todos los acuerdos suscritos entre PT y Telefónica: el grupo PT debe terminar o remodelar las asociaciones existentes con el grupo Telefónica precisa el pliego de la oferta. Se trata de una apuesta empresarial que ya fue avanzada por el propietario de Sonae, Belmiro Azevedo, así como por su hijo Paulo, el día que se dio a conocer la ope- ración, explicando su intención de salir de Vivo, nombre comercial de la operadora de telefonía móvil creada en Brasil entre PT y Telefónica. El documento habla igualmente de la ruptura de la alianza que ambas empresas mantienen en Méditel, el operador marroquí: la alteración del control accionista de PT concede a Telefónica el derecho de acceder, automáticamente, a la opción de compra de la posición de PT en la compañía marroquí señala el documento. El documento publicado ayer también revela que el Santander, entidad elegida para financiar la operación, podría quedarse con las acciones de PT y Optimus (otro ope- rador portugués de telefonía móvil) En caso de incumplimiento por parte de Sonae, que dispone de siete años para pagar toda la financiación- -la mitad del préstamo será amortizada después de dos años- el Santander se quedaría con más del 50,01 que Sonae tendría después de adquirir PT y con el 69,24 que controla en el capital de la operadora móvil Optimus. Además, en el citado documentos Sonae no garantiza que las acciones de PT sigan cotizando en la Bolsa de Nueva York y deja claro que tras la aprobación del plan estratégico de la operadora los poderes del Estado portugués, que tienen una acción de oro quedarán limitados. Sonae condiciona su oferta (valorada en casi 11.000 millones de euros) a la adquisición de al menos el 50,01 del capital y al fin del blindaje de los estatutos de la empresa, que en este momento limitan los derechos de voto al 10