Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 MARTES 7 3 2006 ABC Nacional El presidente de la Comisión Constitucional, Alfonso Guerra, posa con el resto de miembros de la ponencia mixta Congreso- Parlamento de Cataluña EFE PSOE y CiU consuman el nuevo Estatuto con la alusión a Cataluña como nación PP y ERC, por razones distintas, votan no y el PSC pide cuentas a Carod- Rovira b La ponencia concluyó ayer sus trabajos sin un acuerdo definitivo del PSOE con Artur Mas y llegará el jueves a la comisión con varias competencias pendientes MANUEL MARÍN MADRID. Las delegaciones del Congreso y del Parlamento catalán que en las últimas semanas han discutido el Estatuto pusieron ayer fin a los trabajos de la ponencia sin grandes novedades. Por un lado, el texto que llegará el jueves a la primera cita en el trámite de comisión no cuenta todavía en su integridad con el apoyo mínimo para su aprobación porque aún quedan por negociar varias competencias que reclaman los nacionalistas y a cuya cesión el PSOE opone seria resistencia. Y segundo, al ya adelantado sí de PSOE, PSC, CiU e IC- V al preámbulo del Estatuto, ayer opusieron su no -por razones muy distintas- -tanto ERC como el PP. Los primeros, por ser un texto insuficiente; los segundos, por excesi- vo. Por tanto, el Estatuto llegará vivo a la primera reunión pública de la Comisión Constitucional, el próximo jueves. Según el calendario previsto, el viernes 10 y los días 13, 15 y 17 proseguirán sus trabajos para la inmediata remisión del texto definitivo al Pleno del Congreso y ser votado, en principio, el día 30 de marzo. ERC: Una guía turística, no una ley Los partidos aprovecharon el último día de ponencia más para hacer un balance político que una descripción técnica de lo aprobado. El PSOE presumió de haber conseguido transformar en constitucional lo que no lo era; el PP lamentó justo lo contrario porque entró inconstitucional y sale inconstitucional CiU se jactó de ser el principal responsable de que por primera vez en siglos una ley que va a ser aprobada por las Cortes acepte la definición de Cataluña como nación y la equiparación de nacionalidad a nación y ERC, por el contrario, lamentó la desdibujada consideración jurídica de Cataluña, sin plasmación nacional en el arti- culado y con una reseña rebajada en el preámbulo más propia de una guía turística que de un texto jurídico Por la tarde, entregaron al PSOE un documento de cuestiones mínimas referidas a financiación, infraestructuras, competencias y reconocimiento nacional, sin las que no apoyarán el texto. Y el PSC, en la línea de lo afirmado en las últimas semanas por Maragall, acusó a ERC, por haber votado no al preámbulo, de tener muy difícil de justificar su deseo de seguir formando parte del tripartito catalán. Manuela de Madre, número dos del PSC, fue la encargada de pedir cuentas: Me entristece mucho que en este momen- to histórico ERC esté pensando más en el regate corto y en su competencia con CiU que en aprobar el mejor Estatuto de nuestra historia El preámbulo salió de la ponencia con retoques añadidos a la versión pactada por PSOE y CiU el pasado viernes, pero la definición- descripción de Cataluña como nación no se altera: El Parlamento de Cataluña, recogiendo el sentimiento y la voluntad de la ciudadanía de Cataluña, ha definido de forma ampliamente mayoritaria a Cataluña como nación. La Constitución Española, en su artículo segundo, reconoce la realidad nacional de Cataluña como nacionalidad También el desarrollo sostenible Los socialistas dicen que han hecho el texto constitucional; CiU se jacta del histórico reconocimiento de la nación catalana El texto pactado por PSOE y CiU (ver ABC del pasado sábado) sufrió ayer alguna modificación: En este itinerario histórico, constituyen hitos destacados, entre otros, la Mancomunidad de 1914, la recuperación de la Generalitat con el Estatuto de 1932, su restablecimiento en 1977 y el Estatuto de 1979, nacido con la democracia, la Constitución de 1978 y el Estado de las autono-