Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 SÁBADO 25 2 2006 ABC Madrid La banda de los ordenadores asalta el Ayuntamiento de Zarzalejo en plena escalada de inseguridad Un matrimonio mayor recibe una brutal paliza de los ladrones que entraron en su chalé de Galapagar Hacienda llama a 1.800 vecinos de La Moraleja para examinar el valor catastral de sus casas El Ministerio amenaza con multas de hasta 6.000 euros si los dueños no responden a la notificación b Agitación entre los propietarios de los inmuebles, que consideran que la inspección persigue un afán recaudatorio por parte del Ayuntamiento de Alcobendas FERNANDO NAVARRO MADRID. El Ministerio de Economía y Hacienda ha iniciado una actuación inspectora a gran escala para revisar los valores catastrales de las viviendas de La Moraleja, haciendo llegar al menos 1.800 cartas a propietarios de inmuebles de esta zona residencial. Muchos vecinos han mostrado su preocupación ante la complejidad de la obtención de datos pedidos en el documento y la fijación del destino de las cartas con respecto a otros barrios de Alcobendas. Esta inspección ha causado revuelo entre los vecinos de la urbanización. La gran mayoría de las cartas ha salido de Hacienda con destino a las urbanizaciones de La Moraleja y El Soto de la Moraleja, ambas dentro del mismo entorno residencial. La Asociación Urbanizaciones Alcobendas (Asual) que representa a los propietarios de esta exclusiva residencia, no ha dejado de recibir llamadas de vecinos preguntándose cómo actuar ante los requerimientos de las cartas. La gente está preocupada y nerviosa indica Jorge Mijangos, portavoz de Asual. Los dueños de las viviendas están sorprendidos por el destino tan marcado de las cartas. Esta revisión sobre los metros cuadrados de los inmuebles se centra de manera especial en las viviendas de La Moraleja. Los vecinos asociados consideran, por tanto, que detrás de esta inspección está el Ayuntamiento de Alcobendas (PSOE) que tiene un fin recaudatorio al ser el destinatario del impuesto. La sombra de las cifras es una constante. Los impuestos de la urbanización suponen entre un 15 y un 20 por ciento del total del presupuesto del Consistorio. Un vehículo se adentra en la urbanización de La Moraleja DANIEL G. LÓPEZ Pisos desde un millón de euros La urbanización de La Moraleja se ha convertido, por excelencia, en el conjunto residencial más lujoso de Madrid. Resulta inútil adentrarse en esta zona poblada de chalets de lujo para buscar piso si no se está dispuesto a desembolsar una cantidad mínima que arranca en el millón de euros. El boom inmobiliario convirtió a esta zona, que se encuentra a un kilómetro de la capital pero que forma parte del término municipal de Alcobendas, en un núcleo prohibitivo para la mayor parte de la población. Viviendas unifamiliares de ensueño que se levantan en enormes parcelas rodeadas por altos muros forman parte del entramado de calles que vertebran la zona. Antiguos presidentes de países extranjeros, artistas, futbolistas, banqueros y empresarios son los vecinos más numerosos de esta urbanización, cuyos inmuebles pueden alcanzar valores de más de seis millones de euros, según los últimos estudios. ron con argumentos y vieron cómo la valoración de sus viviendas descendió entre el 20 y el 40 por ciento cuenta Mijangos. Este es el motivo principal por el que la asociación está invitando a los vecinos a que pongan al día el valor catastral de sus viviendas, para revisar posibles errores. Petición de datos El texto de las cartas pide una serie de datos a los titulares de las viviendas con el objeto de comprobar y proceder a la regularización de la descripción catastral En este sentido, se recoge que el propietario debe aportar para la inspección descripciones gráficas, planos o fotografías del inmueble. Algunos datos pedidos hacen referencia a planos a escala o croquis que reflejen todas las cotas necesarias para realizar el cálculo de superficies de la situación anterior y resultante a la obra, en caso de haberse dado. También se piden planos de cada planta distinta del edificio y cuadros de superficies construidas, así como los originales de las escrituras o contratos privados y fotografías a color de las fachadas del inmueble. La misiva indica, además, que la falta de atención a los requerimientos podrá ser sancionada, según la Ley del Catastro Inmobiliario, con multa de 60 a 6.000 euros. Penúltimo pulso Este sería el penúltimo pulso de La Moraleja con su Ayuntamiento. Muchos propietarios no se explican de otro modo esta actuación tan discriminatoria con respecto a otras zonas de Alcobendas. Parece una revisión orquestada afirma el portavoz de Asual. Por su parte, la concejala de Economía y Hacienda, Pilar Sánchez Acera, asegura que no hay fijación por La Moraleja ya que en otras ocasiones han llegado estas mismas cartas a otras partes del municipio. Acera recomienda, además, seguir los requerimientos de regularización del catastro de manera voluntaria Los datos solicitados a los titulares catastrales se refieren al valor actual de las viviendas. De esta manera, los propietarios pueden encontrarse con un incremento del valor del IBI a pagar por sus viviendas, en caso de obra de ampliación o reforma. El dueño del inmueble, apunta la asociación, no está obligado a dar muchos de estos datos por carecer de ellos. Por eso, desde Asual se recomienda a todos los destinatarios de las cartas que pidan el aplazamiento de un mes para el envío de la documentación. Pero no es la única recomendación. Asual recuerda públicamente a sus vecinos que en la redacción de la Ponencia de Valores Catastrales, actualmente vigente, se detectaron cientos de errores en la valoración de las viviendas. Muchos propietarios recurrie- Los impuestos de esta zona representan hasta el 20 del presupuesto del Ayuntamiento de Alcobendas