Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 Sociedad VIERNES 24 2 2006 ABC RELIGIÓN El Episcopado no aceptará que la clase de Religión mantenga su actual estatus b Las relaciones con el Gobierno son correctas y formales, pero hay asuntos donde existen gravísimas discrepancias reconoce Martínez Camino JESÚS BASTANTE MADRID. La Conferencia Episcopal española no aceptará una solución a la cuestión de la clase de Religión que pase por el mantenimiento del estatus actual de esta asignatura en la futura ley Orgánica de Educación, según indicó ayer el secretario general del Episcopado, Juan Antonio Martínez Camino. En rueda de prensa posterior a la clausura de la Comisión Permanente, el portavoz de los obispos recordó que la Iglesia ha manifestado su desacuerdo e insatisfacción con la reforma educativa del Gobierno, una ley que no responde a los derechos de los padres, que no ha sido acordada con la Conferencia Episcopal y que no responde a los Acuerdos Iglesia- Estado Martínez Camino aclaró que el Episcopado busca una fórmula para que la Religión sea computable y equiparable al resto de disciplinas fundamentales El portavoz episcopal también se refirió a los últimos datos de opción por la enseñanza religiosa de los escolares españoles, en la actualidad un 77,4 por ciento, lo que supone un descenso de 1,9 puntos respecto al curso pasado. Para Martínez Camino, esta disminución se debe a la situación de discriminación que padece esta asignatura. En su opinión, no se está tratando a la asignatura de Religión con la seriedad que debiera y como se comprometió el Estado, es decir, que fuera equiparable al resto de disciplinas fundamentales El Papa, en la última audiencia general del pasado miércoles, cuando anunció los nuevos cardenales EPA El primer nombramiento de cardenales apunta a un adelgazamiento de la Curia El Papa prepara la simplificación del organigrama y la renovación de cargos b Benedicto XVI ha aconsejado desde hace años simplificar la burocracia del Vaticano e incluso de las Conferencias Episcopales y las diócesis IVA y financiación El portavoz de la Casa de la Iglesia también hizo referencia al inicio de conversaciones con el Gobierno para consensuar una nueva fórmula de financiación de la Iglesia. En este sentido, aseguró que no se tardará en negociar la modificación de la fórmula que arbitre la financiación de la Iglesia en el IRPF. Respecto a la imposición del IVA a la Iglesia exigida por la Comisión Europea, Martínez Camino señaló que quien tiene que responder es el Gobierno, y después, si hubiera que hacer un cambio, la Iglesia no se cerraría Lo que sí dejó claro el portavoz fue el estado actual de las relaciones Iglesia- Gobierno. Las relaciones son correctas y formales, pero hay asuntos donde existen gravísimas discrepancias señaló. JUAN VICENTE BOO. CORRESPONSAL ROMA. El Papa que puso en lo alto de su escudo la mitra episcopal en lugar de la triple corona, y que incluyó en ese emblema el palio de arzobispo, ha dado una clara preferencia a los pastores de las diócesis sobre la Curia romana en su primer nombramiento de cardenales. Nueve de los doce cardenales electores son arzobispos metropolitanos, y muchos son pastores de frontera por su posición geográfica, como monseñor Joseph Zen Ze- Kiun en Hong Kong, o por su tarea de resolver problemas difíciles, como monseñor Sean O Malley en Boston. El haber otorgado sólo tres birretas a miembros de la Curia romana- -los titulares de la Congregación para la Doctrina de la Fe, de la Congregación para la Vida Consagrada y del Tribunal de la Signatura Apostólica- -confirma la línea de simplificar la estructura central del Vaticano y, al mismo tiempo, de acentuar la colegialidad con mis hermanos en el episcopado de todo el mundo como suele repetir Benedicto XVI. El último Sínodo de Obispos, caracterizado por un método mucho más participativo, fue un paso en esa línea, al que se unió anteayer la convocatoria a todos los cardenales del mundo para un encuentro de reflexión y de plegaria el 23 de marzo, víspera de la imposición de la birreta a los nuevos cardenales el día 24, y a la solemne concelebración eucarística del 25 de marzo, festividad de la Encarnación. Junto a los 12 nuevos cardenales electores, el Papa anunció que había decidido elevar también a la dignidad cardenalicia a tres eclesiásticos mayores de ochenta años, en consideración a los servicios prestados a la Iglesia Entre ellos destaca el jesuita francés Albert Vanhoye, ex rector del Pontificio Instituto Bíblico y ex secretario de la Pontificia Comisión Bíblica, a quien el Papa calificó de gran exégeta Lo decía por conocimiento propio, pues han trabajado juntos en los últimos veinte años en que la Pontificia Comisión Bíblica ha elaborado documentos importantísimos como La Interpretación de la Biblia en la Iglesia (1993) y El pueblo judío y sus Escrituras Sagradas en la Biblia Cristiana (2001) piedras miliares de la exégesis bíblica. Organizaciones ligeras La sobriedad de nombrar sólo 12 cardenales electores para no sobrepasar el límite máximo de 120 establecido por Pablo VI indica la preferencia del Papa por las organizaciones ligeras y los esquemas sencillos. Desde hace años, Joseph Ratzinger ha aconsejado simplificar no sólo el organigrama del Vatica- Convocar consistorios extraordinarios cada año supone añadir una nueva cita de colegialidad y diálogo no- -donde se han multiplicado, con el paso del tiempo, los Consejos y Comisiones Pontificias- sino también el de las Conferencias Episcopales y las diócesis, pues el exceso de peso organizativo deja menos espacio al Espíritu por lo que convendría emprender en la Iglesia, a todos los niveles, un examen de conciencia sin reservas Una vez publicada su primera encíclica y realizado el primer nombramiento de cardenales, el Santo Padre tiene las manos más libres para abordar la doble tarea de simplificar los mecanismos de la Curia romana y de renovar parte de los cargos con personas más jóvenes, entendiendo por jóvenes a prelados en torno a los sesenta años en lugar de los setenta y cinco, como sucede en estos momentos, ya que Juan Pablo II, en sus últimos años, prefería seguir trabajando con personas que conocían bien sus prioridades de gobierno sin necesidad de nuevas explicaciones. Al mismo tiempo, el haber limitado a 12 el nombramiento de nuevos electores significa que en la Semana Santa del año próximo habrá otros tantos puestos disponibles para completar la cifra de 120 cardenales electores, ya que al menos 10 purpurados- -entre ellos los españoles Ricardo María Carles y Eduardo Martínez Somalo- -habrán superado los ochenta años de edad. La convocatoria de estos consistorios extraordinarios cada año- -en lugar de cada tres años, como hacía Juan Pablo II- -supone añadir una nueva cita de colegialidad y una nueva ocasión de diálogo para un Papa que, desde el pasado 19 de abril, se ha caracterizado sobre todo por escuchar.