Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
108 Los sábados de ABC SÁBADO 18 2 2006 ABC FALDAS CON VOLUMEN El bajo de las faldas cobra un inesperado protagonismo la próxima temporada otoño invierno. Volúmenes imposibles y efecto no plancha han sido constantes. PIELES SIN COMPLEJOS No hubo que esperar a la última jornada, que abrían los peleteros, para ver diseños rematados con armiños, terneros, visones, astracanes, serpientes, castores... (Viene de la página anterior) chas, como ella llama a los fruncidos que forman como canutillos, tan característicos en sus diseños. Alguna modelo apareció con las cejas pintadas a lo bigote de Groucho Marx. Anke, que desfilaba justo antes que Carlos Díez, había llegado a un acuerdo con éste. Ni para ti ni para mí. Díez, que tiene la barba más famosa de España (junto a la de Gasol) sacó a todos los maniquíes con barbas postizas. La caña. En su performance lo más cool Alvarado, los Locking, Ion Fiz, Delfín, Dunia Ayaso (para la entrega del premio L Oreal a Díez, se pondrían barbas) En el fondo, Díez es un clásico. Ahí están sus vaqueros Lois (sigue siendo estilista de la casa) y las zapatillas Converse (aunque las tunee) Fue Converse quien lanzó al mercado las primeras zapatillas en 1919, precisamente el modelo de lona All Star. Juana Martín clausuró su particular fiesta gitana con una novia de ébano envuelta en volantes ¿Quién es el transgresor? Su colección también es de calle. Oscura, rockera, punk, rapera, caleidoscópica, con un espíritu muy joven. Estampados con su cara, pantalones pitillo o leggins y grandes volúmenes arriba. Un chico con una gran barba y con muchas ideas. De los que cuando salen a saludar lo primero que hacen es besar a su madre. Lo que habría que preguntarse es quién es más transgresor en una pasarela de moda en la que suele haber gente más rara que en el bar de La guerra de las Galaxias si Juana Martín o Carlos Díez. Para acabar, Lydia Delgado, que volvía a Cibeles. Esto sí es un tópico. Y una leyenda urbana. Pero si sólo había venido una vez y hace mucho tiempo, cuando empezaba asegura sorprendida, con esa mezcla de timidez y simpatía. Su colección, muy chic. Ecuestre también (aquí es que o les da por París o les da por los caballos) Entre victoriana y cubista. Todo muy artesanal. Faldas largas de satén impresionantes, algunos abrigos negros de capricho, abrigos de saco de lana combinados con vaqueros LD (Lydia Delgado) y botas de montar. Algo así entre Marnie (el caballo, ya saben) y Jane Eyre de luto. El little black dress (el vestidito negro) y el little black coat (el abriguito) Una gran vuelta a Cibeles, aunque no lo fuera tanto.