Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 18 2 2006 Los sábados de ABC 103 CUERPO Y MENTE EL GUINDO MÓNICA F. ACEYTUNO MIEDO AL COCHE M La boca es uno de los elementos atractivos del rostro y sus retoques estéticos no se pueden dejar al azar La moda de las bocas rellenas a cualquier precio se ha batido en retirada entre las personas con un mínimo de sentido común. Pero es difícil renunciar a unos labios bien definidos o con volumen adecuado. Un nuevo método asegura resultados naturales y saludables A pedir de boca paña es el país que más besa. Y que más apasionadamente lo hace. Pero no sólo eso. Sino que los españoles besan apasionadamente... más de diez veces al día. Así. Como lo leen. Los datos se desprende de una encuesta del laboratorio de biotecnología sueco Q- Med, líder en el campo de los rellenos no permanentes, con motivo del lanzamiento de Restylane Lipp, un tratamiento específico para los labios. Realizada a nivel internacional entre 5.429 hombres y mujeres la encuesta sitúa a nuestro país también a la cabeza en otros puntos. Es POR MARTA BARROSO Si la Naturaleza no da... Porque, frente al resto de los encuestados, somos los españoles los que más pensamos que los labios son el rasgo más sensual del rostro. Además, el 65 por ciento afirma que cuanto más carnosos son, más atractivos, lo que aumenta el deseo de besar; el 55 por ciento no duda al decir que unos labios bonitos aumentan la confianza y un 45 por ciento, que una boca carno- sa sugiere una personalidad más divertida. Visto lo visto, está claro que hay que cuidarse, y mucho, la boca. Algo que el 70 por ciento de los españoles ha confesado hacer desde hace tiempo. Bien, pues los que deseen conseguir los Dulces labios de que hablaba Marquina (si la Naturaleza se los ha negado) o recuperarlos (por el paso de la edad) que siga leyendo. Realzar los labios, redefinir su forma o rellenarlos cuando han perdido volumen. Con este objetivo ha sido creado Restylane Lipp, un tratamiento estético instantáneo, que se inyecta en la zona más superficial y que ofrece resultados muy naturales pero no permanentes. Es un gel formulado específicamente para adaptarse a los labios, gracias a lo cual se consigue un producto flexible con el que es más fácil esculpir un labio natural explica el doctor Manuel Plaza, Médico Estético de la Clínica IME de Madrid. Basado en la tecnología patentada por Q- Med, NASHA, acrónimo en inglés del Ácido Hialuró- nico de Origen No Animal, un polisacárido, componente fisiológico de todos los seres vivos e idéntico en todas las especies. Esto es una gran ventaja ya que gracias a su origen, no animal, y a su pureza, no necesita test de alergia previo. Además, el gel- -que tiene un proceso de estabilización patentado para proporcionar mayor duración- -se integra fácilmente en el tejido de la dermis y atrae el agua manteniendo su volumen. La hidratación es en este caso un beneficio añadido que mejora los labios considerablemente puntualiza el doctor Plaza. A mí me gustaría destacar que, al ser un material no permanente, respeta la flexibilidad de la boca y se adapta a todos los movimientos, lo que aporta una gran naturalidad explica la doctora Imán Saba, Médico Estético de la Clínica HEBE de Santander. Y que el volumen conseguido refleja una forma verdadera de realce, debido a la baja inflamación y a la estabilidad del producto, algo que no ocurre con otros ácidos hia- lurónicos. Lo he comprobado con muchos de mis pacientes Marcar los límites Un nuevo tratamiento pues, que alisa las finas líneas creando rellenos naturales. Como siempre, sólo puede ser aplicado por un especialista. Marcando claramente los límites: el buen gusto y el sentido común. Porque, aunque la técnica con la que se implantan los materiales de relleno es relativamente sencilla (consiste en inyectar con agujas milimétricas la sustancia) no hay que olvidar que lo más importante es el aspecto natural del labio. Por eso hay que hacerlo en tiempos sucesivos, poco a poco, para aumentar el labio sin que éste quede deformado. Modelo famosas No sé si me entienden. Tels. Información: Dr. Plaza. 915159361 Dra. Saba 629147991. Dra. Milotic. 963616584. Dra. Ponga. 944222716. Dr. García. 928290332 e quedó grabado en la memoria un documental sobre la construcción de Nueva York y el asombro que produjo en la ciudad el primer accidente de automóvil. Un niño jugaba en la calle cuando resultó atropellado por uno de los pocos coches que circulaban entonces y fue tal la conmoción que causó este primer accidente que el hecho impulsó en la ciudad la construcción de las aceras. Por vez primera se veía la otra cara del invento. Yo creo que todos los inventos del hombre son iguales. Quiero decir que todos tienen al final su lado de sombra, que el invento es la oscuridad de la luz de un descubrimiento y que tarde o temprano, como si cada cosa que inventáramos nos reflejara, salen a relucir los defectos de lo que construimos alegremente y sólo vuelve la luz cuando caemos en la cuenta por fin de todos sus peligros pero, entonces, ay, es ya demasiado tarde pues el invento se ha incorporado de tal manera a nuestras vidas que en un macabro juego de ganancias y de pérdidas, se asumen sus riesgos con la misma sinrazón de un mal que cayera del cielo. Entre las cosas maravillosas que tiene Estados Unidos, yo destacaría las carreteras, con sus cuatro o cinco carriles, anchísimos, el doble de los nuestros, y su absoluto respeto a los límites de velocidad, muy por debajo de lo que aquí se permite, lo que proporciona la sensación, al conducir, de estar dando un paseo. Yo, que no le tengo miedo a nada y que la inocencia me protegió cuando me asomé a los precipicios o al pasar sin respirar entre las ortigas, tengo miedo, por los demás, al coche. Puede que naciera ya con este miedo dentro de mí. Mi abuelo murió, de pronto, en un accidente de automóvil. Jamás llegué a conocerle. Ayer se cumplió su aniversario y hablaba con mi madre y me decía que habían pasado cincuenta y tres años y que el dolor era el mismo. Decía Isak Dinesen que todas las penas pueden soportarse si se meten en una historia o se cuenta una historia acerca de ellas ¿Servirá también escribir el miedo para soportar el miedo? Mi hijo mayor va a sacar el carné de conducir este año. Qué tarde o qué temprano he nacido. Cómo me gustaría ser madre y que el coche no formara parte hoy de la vida.